CHAU ROMEO

hay quien quie­re te­ner el ro­man­ce en­tre romeo y ju­lie­ta sin sa­ber que ella te­nía 13 años, du­ró tres días y hu­bo seis muer­tos. ¡hay que leer más, tíos! de mo­men­to, prue­ba con es­ta otra ver­sión con acento ar­gen­tino pro­ta­go­ni­za­da por ju­lie­ta mi­que­la­re­na y el

FHM - - CHICA DE PORTADA - Fo­tos: juan­jo molina tex­to: co­va l.ca­ncio muah: sid­ney ja­min­la

Ju­lie­ta Mi­que­la­re­na lle­ga im­por­ta­da di­rec­ta­men­te des­de Ar­gen­ti­na con “bue­nos ai­res” que le den una bri­si­lla a nues­tra por­ta­da. Si Ma­ra­do­na la hu­bie­ra vis­to en­tre las gra­das, se hu­bie­ra des­pis­ta­do y fa­lla­do más de un gol. Su pe­lo se pa­re­ce a un Mar de Pla­ta y es­ta­mos se­gu­ros de que a Car­los Gar­del le hu­bie­ra da­do pa­ra un ál­bum en­te­ro de tan­gos so­lo ins­pi­rán­do­se en sus cur­vas. Po­dría­mos se­guir con una in­nu­me­ra­ble lis­ta de tó­pi­cos que Ju­lie­ta cum­pli­ría, pe­ro de lo que es­ta­mos bien se­gu­ros es que de tí­pi­ca tie­ne po­co. ¿Por no­so­tros? Que nos “ma­te”, por­que es­tá com­pro­ba­do que es im­po­si­ble mi­rar­la sin que se te que­de ca­ra de bo­lu­do... Pa­ra em­pe­zar, una pre­gun­ta de lo más tí­pi­ca pe­ro ne­ce­sa­ria, ¿có­mo te sien­tes sien­do por­ta­da de FHM? ¡In­creí­ble! ¡Me sien­to fe­liz! ¿Qué par­te de ti te ape­te­ce mos­trar a tra­vés de es­ta se­sión? Mi par­te más sexy y di­ver­ti­da. ¡Rom­pa­mos el hie­lo! ¿Cuál ha si­do tu mo­men­to más em­ba­ra­zo­so co­mo mo­de­lo? Creo que pue­de ha­ber en­tre mis re­cuer­dos unas cuan­tas caí­das ha­cien­do fo­tos, soy la que siem­pre quie­re su­bir al ár­bol o al lí­mi­te de un abis­mo y has­ta al­gu­na vez me subí al bor­de de la ca­ja de un ca­mión [ri­sas]. Sien­do ar­gen­ti­na, ¿qué es lo que más te gus­ta de tu país? La cul­tu­ra fa­mi­liar, ex­tra­ño a mi fa­mi­lia al es­tar siem­pre le­jos. Na­cí en Rauch, una ciu­dad pe­que­ña, y cre­cí con mu­cho amor en mi fa­mi­lia y una ve­cin­dad muy uni­da. No pue­do de­jar de nom­brar al­go que tam­bién amo: la tra­di­ción del ma­te, don­de via­je, siem­pre vie­ne con­mi­go. ¿Y lo que más te gus­ta del nues­tro? Amo Es­pa­ña, vi­ví allí un tiem­po. Lo que más me gus­ta de us­te­des es la ale­gría, la

ener­gía que tie­nen. Hi­ce gran­des ami­gas y de­fi­ni­ti­va­men­te me gus­ta­ría vol­ver.

¡Y no­so­tros que nos ale­gra­mos! Los ar­gen­ti­nos en Es­pa­ña li­gan que no veas… ¿Nos pa­sa lo mis­mo allí?

No ten­go ex­pe­rien­cia per­so­nal... Pe­ro creo que lo que gus­ta a la ma­yo­ría de la gen­te es co­nec­tar con otros acen­tos, otra cul­tu­ra, la di­ver­si­dad es lo que nos ha­ce úni­cos. ¡Así que ima­gino que ten­drán mu­cho éxi­to li­gan­do tam­bién!

Un re­dac­tor afir­ma que las ar­gen­ti­nas son las que me­jor be­san, ¿tu­vo suer­te aque­lla vez o es cier­to?

¡¡Oja­lá sea cier­to!! [ri­sas]

¿En qué mo­men­to de­ci­dis­te que es­to de po­sar se­ría lo tu­yo?

Creo que des­de que na­cí. Des­de muy chi­ca, ya sa­bía que que­ría de­di­car­me a es­to. Si al­guien de la fa­mi­lia es­ta­ba fil­man­do, me cru­za­ba pa­ra sa­lir en el ví­deo. Prac­ti­ca­ba fren­te al es­pe­jo co­mer­cia­les fal­sos de cham­pú o ja­bón, mi ma­má no lo po­día creer... Des­pués de ha­ber­lo desea­do tan­to, es un sue­ño po­der de­di­car­me y vi­vir de es­to.

A tu edad, tan jo­ven­ci­ta, ¿pen­sas­te que ibas a lle­gar tan le­jos?

Es­toy muy con­ten­ta de to­do lo que he he­cho a ni­vel pro­fe­sio­nal, pe­ro no lo pen­sé. Sin du­da su­pe­ré to­das las ex­pec­ta­ti­vas que te­nía y me sien­to muy afor­tu­na­da.

Si pu­die­ras tra­ba­jar con al­guien a quien ad­mi­ras, ¿con quién se­ría?

Co­mo fo­tó­gra­fos se­ría un lu­jo con Mario Tes­tino y Mario So­rren­ti. Co­mo mar­ca, uno de mis gran­des de­seos es tra­ba­jar pa­ra Vic­to­ria’s Se­cret.

Te da­mos la opor­tu­ni­dad de de­cir­le/ gri­tar­le al­go a los que ex­tien­den el es­te­reo­ti­po de “las mo­de­los son ton­tas”, ¡dis­pa­ra!

Pa­ra mí los es­te­reo­ti­pos no tie­nen mu­cho sen­ti­do: si eres mé­di­co, ven­de­dor o pro­fe­sor, apues­to a que has pen­san­do qué ton­tez se ha man­da­do o ha di­cho tu com­pa­ñe­ro de tra­ba­jo... Pa­sa en to­dos los ám­bi­tos, no des­car­to que pa­se en el de la mo­da. Lo que sí de­bo de­cir es que co­noz­co a un mon­tón de mo­de­los muy in­te­li­gen­tes, mu­chas es­tu­dian o co­no­ce­mos mu­cho de cul­tu­ra. El via­jar tan­to des­de muy chi­cas por nues­tra pro­fe­sión nos ha­ce ma­du­rar y apren­der de to­do muy rá­pi­do.

¿Qué te ha­ce reír?

Mi no­vio, mis ami­gas, mi her­mano... Igual­men­te no es di­fí­cil que me ría, es­toy

to­do el día son­rien­do.

Un es­tu­dio de la Uni­ver­si­dad de “Gua­chi­pein” afir­ma que es­tá de mo­da ser bi­se­xual, ¿qué opi­nión te me­re­ce?

Pue­de ser que es­te de mo­da, sí... Pe­ro no creo que pa­se de mo­da, ¿me ex­pli­co? Co­mo so­cie­dad en mu­chos paí­ses del mun­do di­mos un enor­me pa­so, to­dos nos me­re­ce­mos ser li­bres en to­dos los sen­ti­dos. Oja­lá se si­ga na­tu­ra­li­zan­do la po­si­bi­li­dad de ele­gir qué que­re­mos ca­da uno pa­ra nues­tras vi­das.

Da­do tu nom­bre, vol­va­mos a los tiem­pos de Romeo y Ju­lie­ta… ¿Qué ne­ce­si­ta­ría en­con­trar es­ta Ju­lie­ta en un hom­bre pa­ra que fue­ra el Romeo per­fec­to?

Com­pa­ñe­ris­mo, hu­mil­dad, sim­pli­ci­dad, ro­man­ti­cis­mo... Que ten­ga me­tas por cum­plir, ¡y un buen ca­rác­ter! Por su­pues­to, tam­bién tie­ne que ha­ber quí­mi­ca des­de el pri­mer mo­men­to. Ha­ce ya tres años y me­dio que yo en­con­tré a mi Romeo.

Oooh... ¡Ya lo sen­ti­mos, lec­to­res! Las fa­mi­lias de los enamo­ra­dos es­ta­ban muy muy pe­lea­das, ¿con quién te ti­ra­rías tú de los pe­los?

[Ri­sas] ¡Es­to no te lo po­dría de­cir!

Su amor les lle­vó a mo­rir el uno por el otro, ¿por qué da­rías tú tu vi­da?

Por los se­res que amo.

Ya lle­gan­do al fi­nal, aquí en Es­pa­ña ya en­tra el ve­ra­ni­to de lleno con tu nú­me­ro, así que te lan­za­mos un par de pre­gun­tas acor­des con la es­ta­ción: ¿qué ti­po de ba­ña­dor de­be lle­var un chi­co pa­ra con­quis­tar­te?

¡Cual­quie­ra! Pe­ro por fa­vor, ¡zun­ga no! [Dic­cio­na­rio ar­gen­tino-cas­te­llano: Zun­ga = Far­dahue­vos].

Mo­men­to de echar aba­jo el mi­to o de man­te­ner­lo. Eso de echar a las chi­cas cre­ma por la es­pal­da, ¿es so­lo pa­ra li­gar?

¡Ab­so­lu­ta­men­te!

Es­te mes te­ne­mos un re­por­ta­je sobre tra­ba­jos de ve­rano mo­lo­nes, ¿cuál ele­gi­rías tú?

Aco­mo­da­do­ra en con­cier­tos. ¡Qué ge­nial se­ría ver to­dos los días uno dis­tin­to!

¿Bi­ki­ni, ba­ña­dor o to­pless?

¡Bi­ki­ni! No es ne­ce­sa­rio mos­trar to­do pa­ra ser sexy...

¿Unas úl­ti­mas pa­la­bras?

¡Gra­cias por es­ta por­ta­da! Y... ¡es­pe­ro vol­ver a Es­pa­ña muy pron­to!

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.