Amor EN coN­sEr­va

CO­CI­NAR YA NO ES UNA LA­TA. FAL­SA­RIUS CHEF LLE­GA CON SU LI­BRO 'EL REY DE LAS LA­TAS' PA­RA QUE TE CON­VIER­TAS EN UN CO­CI­NI­TAS CON RE­CE­TAS SIM­PLES Y PINTONAS

FHM - - COCINA FÁCIL -

No, les ten­go mu­cho res­pe­to a las la­tas pa­ra pa­sar­las por mis tor­pes ma­nos, pre­fie­ro pa­sar­las por mi es­tó­ma­go agra­de­ci­do por­que soy muy pa­to­so con las ma­nua­li­da­des [ri­sas]. ¿Con qué pla­tos es más fá­cil ser un buen im­pos­tor? Los gui­sos, por­que real­men­te pa­re­cen muy com­pli­ca­dos de ha­cer y hoy en día hay for­mas muy fá­ci­les de pre­pa­rar­los. ¿Cuál es de ver­dad tu co­mi­da fa­vo­ri­ta? Me en­can­tan las la­tas, por su­pues­to, pe­ro soy muy de cu­cha­ra, pa­ra mí es la quin­ta esen­cia del co­mer ri­co. Tam­bién me en­can­tan los bo­ca­tas. Un bo­ca­ta de sar­di­nas en acei­te es una au­tén­ti­ca ma­ra­vi­lla. En el li­bro di­go que el bo­ca­di­llo de sar­di­nas es el de ja­món del mar, es­tán al mis­mo ni­vel [ri­sas]. Una re­co­men­da­ción pa­ra tor­pes que ce­nen con una chi­ca y quie­ran que­dar de co­ci­ni­tas. Ahí no hay du­da. Te com­pras una la­ti­ta de es­pá­rra­gos, hay que ser muy tor­pe pa­ra ha­cer­los mal por­que no hay que ha­cer­les na­da [ri­sas]. Los pre­sen­tas con un po­qui­to de ma­yo­ne­sa o con un hi­li­to de acei­te de oli­va. Son un ca­ba­llo ga­na­dor. ¡To­ma­mos no­ta! ¿Y pa­ra esa tí­pi­ca co­mi­da fa­mi­liar que vie­nen has­ta los tíos del pue­blo? Yo me iría por un gui­so im­pos­tor con la­tas. Fi­deos con me­ji­llo­nes son una ma­ra­vi­lla y fun­cio­nan es­tu­pen­da­men­te. O un arroz ne­gro con se­pia de la­ta. Es una re­ce­ta fá­cil por­que se ha­ce con arroz de va­si­tos, la se­pia de la­ta, ce­bo­lli­ta pi­ca­da y un po­co de ajo y que­da fan­tás­ti­ca. ¡Es­ta re­ce­ta vie­ne en el li­bro y de­ja a la gen­te fli­pa­da!

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.