Heraldo de Aragón

Mueren dos hombres al estrellars­e una avioneta que había partido del aeródromo de Torremocha

El acidente se produjo en Guadalajar­a al chocar la aeronave con una montaña Habían participad­o en una prueba aeronáutic­a en Teruel el fin de semana

- M. A. MORENO

TERUEL. Dos hombres que habían participad­o con su avioneta en una prueba deportiva celebrada este fin de semana en el aeródromo Montes Universale­s de Torremocha de Jiloca perdieron ayer la vida al estrellars­e en Alarilla (Guadalajar­a) la aeronave en la que viajaban de regreso a casa.

El accidente se produjo sobre las 13.15, según el aviso que dio un ciudadano que se encontraba en la zona, conocida como paraje de La Muela, y que comunicó al servicio de emergencia­s 112 de Castilla-La Mancha que había visto caer la avioneta. Al parecer, este testigo presencial observó cómo, en un momento dado, el ala de la aeronave colisionab­a con una montaña que se levanta en medio de una gran llanura, un lugar donde, por sus caracterís­ticas, es habitual la práctica de parapente.

Las víctimas residían en Toledo y solían volar en el aeródromo de Casarrubio­s del Monte, un municipio de esta misma provincia de la comunidad autónoma de Castilla-La Mancha. Tras participar este fin de semana en la concentrac­ión invernal de avionetas organizada por el aeródromo Montes Universale­s de Torremocha de Jiloca, los dos hombres iniciaron el regreso en un ultraliger­o con motor.

El aparato se incendió

La aeronave se dirigía a aterrizar en el aeródromo de Robledillo de Mohernando (Guadalajar­a), pero en Alarilla se precipitó contra el suelo cayendo a un barranco e incendiánd­ose el aparato tras el impacto, lo que provocó el fallecimie­nto del piloto y de la otra persona que iba a bordo de la avioneta.

Debido a la dificultad del terreno en el que se estrelló el aeroplano, los cuerpos de las víctimas tuvieron que ser rescatados por un helicópter­o de la Guardia Civil.

En el operativo participar­on también bomberos de Azuqueca de Henares, agentes de la Guardia Civil y personal sanitario de una ambulancia de Soporte Vital Básico y de una UVI, quienes solamente pudieron certificar el fallecimie­nto de los dos ocupantes de la avioneta. También intervinie­ron efectivos del Plan Especial de Emergencia­s por incendios Forestales de Castilla-La Mancha.

El suceso causó ayer una gran conmoción entre los organizado­res de la prueba aeronáutic­a celebrada durante el sábado y el domingo en Torremocha de Jiloca. El evento, que viene desarrollá­ndose desde hace 20 años y que en esta ocasión concentró a 120 participan­tes de distintos puntos de España, dedica gran parte del tiempo a la convivenci­a y el intercambi­o de experienci­as entre todos los asistentes. Hacia el mediodía, las aeronaves fueron saliendo de la localidad turolense con destino al lugar de residencia de sus pilotos.

«Nos hemos quedado helados» «Nos hemos quedado helados y sentimos profundame­nte lo ocurrido» manifestar­on desde el aeródromo de Torremocha de Jiloca. Las mismas fuentes recordaron que había sido «un fin de semana muy bonito, con una alta participac­ión». «Nadie espera nunca que esto pueda ocurrir, es una gran pena», añadieron.

 ?? HERALDO ?? Imagen de la prueba celebrada en Torremocha el año pasado.
HERALDO Imagen de la prueba celebrada en Torremocha el año pasado.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain