La “mano du­ra” de la Po­li­cía pa­ra com­ba­tir el cri­men di­vi­de a los bra­si­le­ños

Huelva Informacion - - Mundo - M. A. Tron­co­so RÍO DE JA­NEI­RO

La polémica in­ter­ven­ción de fran­co­ti­ra­do­res de eli­te pa­ra aca­bar con la vi­da del se­cues­tra­dor que sem­bró el pá­ni­co en un au­to­bús el mar­tes en Río de Ja­nei­ro ha abier­to un de­ba­te so­bre el com­ba­te a la de­lin­cuen­cia en Bra­sil, uno de los paí­ses más vio­len­tos del mun­do. Mien­tras los se­gui­do­res de una po­lí­ti­ca de se­gu­ri­dad pú­bli­ca de “mano du­ra” aplau­die­ron la me­di­da to­ma­da por las au­to­ri­da­des pa­ra res­ca­tar a los 37 rehe­nes, otros la han cri­ti­ca­do fuer­te­men­te por con­si­de­rar que con ese ti­po de ac­tua­ción se va a le­gi­ti­mar el abuso po­li­cial, co­mo ya se de­nun­cia en las co­mu­ni­da­des más po­bres de Río de Ja­nei­ro.

El se­cues­tro ocu­rrió el mar

El go­ber­na­dor de Río ce­le­bró la muer­te a ti­ros de la Po­li­cía de un jo­ven se­cues­tra­dor

tes. Wi­llian Au­gus­to da Sil­va, un jo­ven de 20 años con pro­ble­mas de de­pre­sión, obli­gó al con­duc­tor a de­te­ner el au­to­bús en me­dio del puen­te que une las ciu­da­des de Ni­te­roi y Río de Ja­nei­ro, ba­jo ame­na­za de in­cen­diar­lo con ga­so­li­na.

Tras ca­si cua­tro ho­ras de ne­go­cia­cio­nes, en las que se lo­gró la li­be­ra­ción de seis rehe­nes, un fran­co­ti­ra­dor del Ba­ta­llón de Ope­ra­cio­nes Es­pe­cia­les de la Po­li­cía Mi­li­tar, el cuer­po po­li­cial de eli­te de Río de Ja­nei­ro, aba­tió al jo­ven con seis ti­ros pa­ra que el res­to de las víc­ti­mas fue­ran res­ca­ta­das sa­nas y sal­vas. La ac­tua­ción fue des­ta­ca­da por el pre­si­den­te, Jair Bol­so­na­ro. El go­ber­na­dor de Río de Ja­nei­ro, Wil­son Wit­zel, ce­le­bró con en­tu­sias­mo la muer­te del se­cues­tra­dor.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.