La mú­si­ca que aman­sa a las fie­ras

● La pla­ta­for­ma de com­pra-ven­ta de en­tra­das Stu­bHub, ha rea­li­za­do una en­cues­ta ‘on­li­ne’ so­bre há­bi­tos mu­si­ca­les du­ran­te el en­cie­rro

Huelva Informacion - - Cultura Y Ocio - B. Ri­co

Ha­ce ca­si dos me­ses que se de­cre­tó el es­ta­do de alarma y to­da­vía no se pue­de pre­ver la ma­ne­ra en la que se re­cu­pe­ra­rá la vi­da ‘nor­mal’ tras es­ta ca­tás­tro­fe sa­ni­ta­ria. Las can­cio­nes pue­den ha­cer mu­cho en es­tos tiem­pos de en­cie­rro por­que, co­mo de­cía Pla­tón, “la mú­si­ca es pa­ra el al­ma, lo que la gim­na­sia es pa­ra el cuer­po”.

Lau­ra Ro­jas-Mar­cos, doc­to­ra en Psi­co­lo­gía Clí­ni­ca y Sa­lud, ex­pli­ca que las me­lo­días inf lu­yen en el bie­nes­tar per­so­nal: “La mú­si­ca se apli­ca con fre­cuen­cia en el cam­po de la sa­lud al in­fluir po­si­ti­va­men­te en nues­tra fi­sio­lo­gía y al po­ten­ciar la me­mo­ria y re­cuer­dos”.

“Es co­mo una má­qui­na del tiem­po que nos trans­por­ta con su me­lo­día a un de­ter­mi­na­do mo­men­to de nues­tra vi­da, in­clu­so a los más ol­vi­da­di­zos. Es la me­di­ci­na na­tu­ral que aca­ri­cia el al­ma he­ri­da y que co­mo un pe­ga­men­to une a las per­so­nas en mo­men­tos de ad­ver­si­dad co­mo el de aho­ra. Uno de los me­jo­res y más fie­les acom­pa­ñan­tes que po­da­mos te­ner a lo lar­go de nues­tra vi­da”, ex­pli­ca la te­ra­peu­ta, in­ves­ti­ga­do­ra y es­cri­to­ra en una no­ta di­fun­di­da por la pla­ta­for­ma de com­pra-ven­ta de en­tra­das pa­ra even­tos en vi­vo Stu­bHub.

La pla­ta­for­ma ha rea­li­za­do un es­tu­dio del que pue­den ex­traer­se in­tere­san­tes da­tos que po­nen en evi­den­cia el po­der que tie­ne la mú­si­ca so­bre el es­ta­do de áni­mo. Por ejem­plo, el 85,5% de los en­cues­ta­dos re­co­no­ce pa­sar “fá­cil­men­te de la tris­te­za a la ale­gría en un so­lo track”.

Mar­ta Ber­nas­co­ni, una de las res­pon­sa­bles de co­mu­ni­ca­ción de Stu­bHub, ex­pli­ca que se ha rea­li­za­do la en­cues­ta a más de cua­tro­cien­tos usua­rios de to­da Es­pa­ña a los que se les ha he­cho lle­gar un cues­tio­na­rio a tra­vés de la he­rra­mien­ta on­li­ne Poll­fish pa­ra co­no­cer sus pre­fe­ren­cias mu­si­ca­les y de ocio du­ran­te es­te con­fi­na­mien­to.

Se­gún las res­pues­tas ob­te­ni­das, al 52% de los en­cues­ta­dos “son los rit­mos, las ba­ses y los ins­tru­men­tos lo que les da esa chis­pa y mo­ti­va­ción que ne­ce­si­tan”, fren­te al 48% que di­ce que “son las letras de las can­cio­nes”.

Pa­ra el 52% el subidón es­tá en los rit­mos, las ba­ses y los ins­tru­men­tos y pa­ra el 48%, en las letras. Ade­más, el 92,5% asegura re­la­cio­nar “las can­cio­nes con mo­men­tos fe­li­ces del pa­sa­do y, cuan­do se vuel­ven a es­cu­char, tras­la­dan a ellos”.

El 90% tam­bién re­co­no­ció “re­la­cio­nar can­cio­nes con per­so­nas a las que apre­cia y quie­re”, y es que la mú­si­ca tie­ne un víncu­lo muy im­por­tan­te con las emo­cio­nes y los re­cuer­dos. El tiem­po de en­cie­rro no es tiem­po per­di­do. De he­cho, un 20,3% afir­ma que “es­tá uti­li­zan­do es­tos días pa­ra afi­nar su talento mu­si­cal, com­po­nien­do o to­can­do mú­si­ca”.

Otras de las ac­ti­vi­da­des más po­pu­la­res es­tos días son es­tu­diar (36,37%), vol­car­se en ini­cia­ti­vas so­cia­les y so­li­da­rias (25,45%), em­pe­zar a es­cri­bir un li­bro (11,49%) o gra­bar ví­deos (6,42%).

Los es­pa­ño­les tam­bién es­tán apro­ve­chan­do es­te tiem­po pa­ra leer e in­for­mar­se más (17,78%), es­cu­char más mú­si­ca y des­cu­brir nue­vos ar­tis­tas (15,11%); de­di­car más tiem­po a la fa­mi­lia (15%); ver se­ries (14,13%); en­gan­char­se a las re­des so­cia­les (14,07%); rea­li­zar vi­deo­que­da­das (13,03%); ha­cer ejer­ci­cio o me­di­ta­ción (7,41%) o se­guir even­tos cul­tu­ra­les vía strea­ming (3,47%).

Pe­ro, al otro la­do del es­ca­pa­ra­te, tam­bién es una opor­tu­ni­dad pa­ra los mú­si­cos, que han vis­to la opor­tu­ni­dad de pro­mo­cio­nar su tra­ba­jo du­ran­te el pe­rio­do de con­fi­na­mien­to a tra­vés de las re­des so­cia­les (41,99%), pla­ta­for­mas de strea­ming (28,61%) o ac­tua­cio­nes en vi­vo des­de la te­rra­za (18,9%).

Se­gún co­men­ta An­drés San Jo­sé, uno de los di­rec­ti­vos de

El 92% re­la­cio­na los te­mas con mo­men­tos fe­li­ces y sen­tir­se tras­la­da­dos a ellos

El 20% de los en­cues­ta­dos uti­li­za el en­cie­rro pa­ra “afi­nar su talento mu­si­cal”

Stu­bHub en Es­pa­ña, “la mú­si­ca en vi­vo, sin du­da, ha si­do gol­pea­da con fuer­za por es­ta cri­sis, sin em­bar­go, nun­ca des­apa­re­ce del to­do y siem­pre, aun­que sea me­dian­te strea­ming, si­gue ahí. Si al­go se ha de­mos­tra­do en es­tos mo­men­tos es que la cul­tu­ra siem­pre es­tá con no­so­tros, in­clu­so en las si­tua­cio­nes más di­fí­ci­les y es­toy se­gu­ro de que el papel de los ar­tis­tas du­ran­te es­ta cri­sis va a ha­cer que, a la lar­ga, el pú­bli­co se sien­ta más cer­ca de ellos”.

Con los da­tos de las en­cues­tas y la opi­nión de la psi­có­lo­ga Lau­ra Ro­jas-Mar­cos que­da cla­ro que la mú­si­ca es una he­rra­mien­ta im­pres­cin­di­ble en la bús­que­da de fe­li­ci­dad: al can­tar se ge­ne­ran en­dor­fi­nas, se li­be­ra do­pa­mi­na y se ac­ti­van prác­ti­ca­men­te to­das las áreas del ce­re­bro, re­du­cien­do el es­trés y la an­sie­dad.

Uno de los tru­cos pa­ra pa­sar la cua­ren­te­na de for­ma más ame­na y ser un po­co más fe­li­ces es ha­cer­se un play­list de can­cio­nes fa­vo­ri­tas.

Aun­que las can­cio­nes pa­ra su­bir el áni­mo y más aún pa­ra evo­car re­cuer­dos son muy per­so­na­les, Stu­bHub ha ela­bo­ra­do su pro­pia lis­ta en la que Mar­ta Ber­nas­co­ni des­ta­ca te­mas co­mo La pri­ma­ve­ra trom­pe­te­ra, de Los De­lin­qüen­tes; La bi­li­rru­bi­na, de Juan Luís Gue­rra; Qué elec­tri­ci­dad, de Car­los Sad­ness; Pla­ge, de Crys­tal Figh­ters; La re­vo­lu­ción se­xual , de La Ca­sa Azul; Anot­her sunny day, de Be­lle & Se­bas­tian; Qué bien, de IZAL; Baby, de De­ven­dra Ban­hart; Mi­lio­nà­ria, de Ro­sa­lía o Mi­ra cómo vue­lo, de Miss Caf­fei­na. “To­das can­cio­nes con mu­cho rit­mo pe­ro me­lo­días li­ge­ras”, apun­ta co­mo su­ge­ren­cia.

Ima­gen del ví­deo ‘La re­vo­lu­ción se­xual’ de La Ca­sa Azul.

AR­CHI­VO

La psi­có­lo­ga Lau­ra Ro­jas-Mar­cos.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.