Sin in­gre­sos des­de el con­fi­na­mien­to

Huelva Informacion - - Opinión -

¿Có­mo es­tán sub­sis­tien­do los mi­llo­nes de es­pa­ño­les que no tie­nen nin­gún in­gre­so? ¿Cuán­tos ha­béis re­ci­bi­do ya pres­ta­cio­nes? Los au­tó­no­mos, co­mo siem­pre, los más per­ju­di­ca­dos. Pe­ro ¿qué hay de esos au­tó­no­mos que so­ña­ban con lle­gar a ejer­cer su pro­fe­sión ple­na­men­te y, mien­tras eso ocu­rría y pa­ra po­der co­mer, tam­bién tra­ba­ja­ban co­mo asa­la­ria­dos? Es ca­si un he­cho con­so­li­da­do que pro­fe­sio­na­les co­mo los tra­duc­to­res, di­se­ña­do­res y ar­tis­tas so­bre­vi­ven así, al me­nos al prin­ci­pio: con dos pa­gas irri­so­rias y co­ti­zan­do (y pa­gan­do) el do­ble. El sec­tor tu­rís­ti­co y hos­te­le­ro be­be de ellos: jus­to el sec­tor más afec­ta­do y de re­cu­pe­ra­ción más tar­día. Bueno, pues esos jó­ve­nes que uti­li­za­ban sus días de des­can­so pa­ra bus­car al­gún clien­te con el que pa­gar­se ca­pri­chos co­mo in­ter­net, esos, no co­bran su ERTE. Ni ERTE ni clien­tes ni pres­ta­ción... Ha­blo des­de la cru­da ex­pe­rien­cia de quien se dio de ba­ja de au­tó­no­ma pa­ra no te­ner que pe­dir la ayu­da de ce­se de ac­ti­vi­dad (con re­duc­ción de 100% en los in­gre­sos), por­que con el ERTE que me pro­me­tie­ron y los tra­ba­jos que no lle­gan no po­dría ni pa­gar la cuo­ta. Y así, en el lim­bo de quien co­ti­zó do­ble, aca­bo lle­ván­do­me na­da. Co­mo tan­tos otros, sin in­gre­sos des­de el con­fi­na­mien­to. Si en­ci­ma nos nie­gan las pres­ta­cio­nes a las que te­ne­mos de­re­cho, ¿có­mo va­mos a so­bre­vi­vir? De mo­men­to, con­fi­na­dos con el mie­do a aca­bar desahu­cia­dos. De mo­men­to. So­fía Re­yes

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.