El fan­dan­go de Huelva ya es un BIC

La Jun­ta des­ta­ca su im­por­tan­cia co­mo ex­pre­sión y su esen­cia co­mo “pa­tri­mo­nio vi­vo”

Huelva Informacion - - Portada - T.D.C. HUELVA

El Con­se­jo de Go­bierno ha acor­da­do ins­cri­bir en el Ca­tá­lo­go General del Pa­tri­mo­nio His­tó­ri­co de An­da­lu­cía (Cgp­ha), co­mo Bien de In­te­rés Cul­tu­ral (BIC), el fan­dan­go en la pro­vin­cia de Huelva co­mo Ac­ti­vi­dad de In­te­rés Et­no­ló­gi­co, de­bi­do a su es­pe­cial re­le­van­cia co­mo ex­pre­sión mú­si­co-oral y su gran tra­di­ción co­mo pa­tri­mo­nio cul­tu­ral vi­vo de la pro­vin­cia onu­ben­se.

El acuer­do, a pro­pues­ta de la Con­se­je­ría de Cul­tu­ra y Pa­tri­mo­nio His­tó­ri­co, des­ta­ca la im­por­tan­cia del fan­dan­go co­mo eje ver­te­bra­dor de di­fe­ren­tes con­tex­tos ri­tua­les fes­ti­vos, co­mo su­ce­de en los mu­ni­ci­pios de Al­mo­nas­ter laReal, Alosno o El Ce­rro de An­dé­va­lo, en­tre otros.

Asi­mis­mo, el Go­bierno an­da­luz se­ña­la en el acuer­do que la di­fu­sión del fan­dan­go ha per­mi­ti­do su co­no­ci­mien­to y ex­pan­sión más allá de los lí­mi­tes pro­vin­cia­les, al­can­zan­do su ex­ten­sión a to­da An­da­lu­cía, pu­dién­do­se en­con­trar ac­tual­men­te di­fe­ren­tes es­ti­los en lo­ca­li­da­des co­mo Lu­ce­na (Cór­do­ba), Pe­za y Güé­jar Sie­rra (Granada) o en Cóm­pe­ta (Má­la­ga).

No obs­tan­te, es en la pro­vin­cia onu­ben­se don­de el fan­dan­go ad

Pa­co To­ron­jo im­pri­mió un ca­rác­ter úni­co y pro­pio a los fan­dan­gos de Huelva

quie­re ma­yor sig­ni­fi­ca­do y se cons­ti­tu­ye en se­ña de iden­ti­dad, tras­cen­dien­do las po­bla­cio­nes don­de tie­ne una ma­yor re­le­van­cia y crean­do y man­te­nien­do con­tex­tos pa­ra su di­fu­sión y sal­va­guar­da.

Pa­co To­ron­jo es la ra­zón de ello. Sus fan­dan­gos fue­ron úni­cos, lle­nos de ar­te y em­bru­jo, “con ge­nio y se­rie­dad, po­nién­do­le tó el sen­tío y su se­llo per­so­nal, así con­se­guía que fue­ran úni­cos y es­pe­cia­les, por lo que to­dos los fla­men­cos can­tan que­rién­do­lo imi­tar, al­go muy di­fí­cil de efec­tuar”, co­mo es­cri­bía ha­ce años en es­te pe­rió­di­co el ex­per­to y es­tu­dio­so del fla­men­co Ca­mi­lo Gó­mez Cruz. Por eso, el fan­dan­go de To­ron­jo ha pa­sa­do a la eter­ni­dad, por­que “fue el au­tén­ti­co crea­dor de las le­tras y de los fan­dan­gos que que­re­mos can­tar los fla­men­cos de es­ta tie­rra, que siem­pre re­cor­da­rán al que can­tó con ese es­ti­lo úni­co”.

Al­re­de­dor del fan­dan­go exis­te una im­por­tan­te cul­tu­ra ma­te­rial, que vie­ne re­pre­sen­ta­da por la gran can­ti­dad de re­gis­tros so­no­ros, au­dio­vi­sua­les, do­cu­men­tos, ma­te­rial bi­blio­grá­fi­co y otros que pue­den en­con­trar­se en po­bla­cio­nes, agru­pa­cio­nes, pe­ñas y otras ins­ti­tu­cio­nes, con un va­lor pa­tri­mo­nial­de su­ma im­por­tan­cia pa­ra en­ten­der es­ta ex­pre­sión del fla­men­co en to­das sus di­men­sio­nes: crea­ti­va, sim­bó­li­ca, his­tó­ri­ca, etc.

En la pro­vin­cia de Huelva en general y en par­ti­cu­lar en al­gu­nos mu­ni­ci­pios, el fan­dan­go se con­vier­te en sím­bo­lo de la iden­ti­dad lo­cal y de re­afir­ma­ción co­lec­ti­va co­mo co­mu­ni­dad cul­tu­ral­men­te di­fe­ren­cia­da. De es­ta for­ma, se­gún la lo­ca­li­dad, pue­den cons­ti­tuir re­fe­ren­tes de má­xi­ma in­ten­si­dad, co­mo las Cru­ces de Ma­yo o en el desa­rro­llo de sus co­rres­pon­dien­tes ro­me­rías, mien­tras que en otros mu­ni­ci­pios se cir­cuns­cri­ben a en­cuen­tros, cer­tá­me­nes, reunio­nes de gru­pos o pe­ñas fla­men­cas.

En­tre los di­fe­ren­tes es­ti­los, des­ta­can los de Al­mo­nas­ter la Real (con has­ta nue­ve va­rie­da­des), Alosno (con un gran nú­me­ro de es­ti­los per­so­na­les y va­rie­da­des, co­mo el ca­né o el pa­rao, Ca­be­zas Ru­bias, Ca­la­ñas (úni­co de la pro­vin­cia que cuen­ta con par­ti­tu­ra), El Ce­rro de An­dé­va­lo (vin­cu­la­do a la ro­me­ría de San Be­ni­to Abad), En­ci­na­so­la, Huelva, Mi­nas de Rio­tin­to, San­ta Bár­ba­ra de Casa, Val­ver­de del Ca­mino y Za­la­mea la Real.

H. IN­FOR­MA­CIÓN

Pa­co To­ron­jo son­ríe, po­san­do jun­to a un car­tel de uno de sus ho­me­na­jes, en 1998.

H. IN­FOR­MA­CIÓN

To­ron­jo y la Ni­ña de la Pue­bla en las bo­das de pla­ta de la Pe­ña Fla­men­ca de Huelva.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.