Imagenes de Actualidad

Washington y Malek contra Leto.

-

John Lee Hancock escribe y dirige este «thriller» donde una pareja de policías se enfrenta a un asesino despiadado. Un proyecto largamente ansiado por su realizador y que segurament­e saciará a todos aquellos nostálgico­s por las películas de asesinos en serie de los años 90. Denzel Washington, Rami Malek y Jared Leto encabezan este reparto de campanilla­s.

No son tiempos fáciles para nadie, pero en algunas casas los asuntos están bastante más agitados que en otras y, en el caso de Warner, este 2021 se presenta tan lleno de incertidum­bre como de contradicc­iones. Un año donde la compañía pretende transforma­r radicalmen­te toda su programaci­ón y línea de exhibición gracias a un plan improvisad­o de su CEO que, para intentar reflotar su ruinosa plataforma HBO Max y debido a la pandemia mundial que todavía nos acecha y que ha dejado el negocio de la exhibición cinematogr­áfica tiritando, pretende estrenar sus grandes lanzamient­os de manera simultánea tanto en HBO Max como en cines. Y digo pretende porque, por si alguno de nuestros lectores no se ha enterado todavía, el CEO de Warner anunció a bombo y platillo su plan, sin contar con productora­s, actores y directores más allá de Gal Gadot y Patty Jenkins, por lo que va tener que llegar a costosísim­os acuerdos de distribuci­ón por todas y cada una de las películas que pretenda estrenar en su reluciente nuevo juguete. ¿Dónde nos deja a España? Pues en tierra indetermin­ada, la verdad. Si bien el estreno de Wonder Woman 84 ha transcurri­do por los cauces normales, el resto de películas no sabemos qué podrá ser de ellas teniendo en cuenta que el propio CEO de Warner anunció que el plan de expansión internacio­nal de HBO Max comenzaría a partir de verano, por lo que es de entender que, en el momento que su implementa­ción se complete en nuestro país y se sustituya la actual HBO, esos estrenos pasarían a lanzarse de manera simultánea también en la plataforma. Pero esto es mucho suponer, anticipar movimiento­s y fiarlo de cara al futuro a medio plazo: hablemos a corto plazo.

Pequeños detalles

Una de las películas que se ha visto afectadas por estos movimiento­s es Pequeños detalles, un thriller de misterio escrito y guionizado por el realizador texano John Lee Hancock. Y digo afectado porque la que en principio era la primera película que Warner iba a estrenar en cines en 2021 ha tenido que modificar todo su plan de ruta. Lo primero y casi más importante, Jason Kilar, el prodigioso CEO de Warner, ha tenido que llegar a un acuerdo individual con todos los implicados en Pequeños detalles para poder lanzar la película en HBO Max, lo que ha significad­o por ejemplo ponerle un cheque de 20 millones de dólares encima de la mesa a Denzel Washington para poder emprender la nueva ruta digital, porque la mayoría de actores y directores de Hollywood cobran un plus bastante importante sobre los beneficios de una película en taquilla y también porque a Denzel Washington nadie le toca las narices que para eso es Denzel Washington. Un caos de vicisitude­s que se une a la larga intrahisto­ria que de por sí trae la película. Pequeños detalles surge de un guion escrito por el propio John Lee Hancock en los años 90, incluso años antes que los asesinos en serie se pusiesen de moda con Se7en –aunque, hay que ser justos, esto ya ocurrió anteriorme­nte con El silencio de los corderos– y creasen prácticame­nte un subgénero. Un libreto que surge a raíz de un acuerdo con Warner Bros. después del éxito de Un mundo perfecto, la película de Clint Eastwood de la que Hancock es guionista, y que incluía entre otras cosas, un acuerdo con Steven Spielberg, que en aquella época tonteaba con mudarse a Warner. El guion pasó por un montón de manos y de directores que tontearon con ella y, como suele pasar en infinidad de casos, tanto tonteo e interés acabó matando el proyecto, y así la película permaneció muerta durante décadas a pesar del interés de su productor, Mark Johnson, por resucitarl­a. El propio Hancock comenta que al acabar de ser padre y tener hijos bastante pequeños, no se atrevía a tocar su propio guion porque eso involucrar­ía ir a un lugar demasiado oscuro en un momento de su vida donde no tenía necesidad de ello. Me imagino que todo esto cambiaría en algún tiempo concreto porque el propio Hancock reactivó el interés y se dispuso a llevar el guion a Netflix, que es donde ha firmado su última película, Emboscada final, provocando la reacción de Warner y diciendo que el guion donde mejor podía estar era en su propia casa, que por algo es donde se había gestado.

Sin rastro

Envían a Joe «Deke» Deacon (Denzel Washington), el sheriff adjunto del condado de Kern, a Los Ángeles para lo que debería haber sido una tarea rápida de recopilaci­ón de pruebas. Pero Deke se ve envuelto en la búsqueda de un asesino en serie que aterroriza a la ciudad. El sargento del Departamen­to del Sheriff de Los Ángeles Jim Baxter (Rami Malek) se encarga de dirigir la búsqueda del asesino. Impresiona­do con el instinto policial de Deke, consigue que colabore con él aunque no por el canal oficial. Mientras persiguen al asesino, Baxter no es consciente de que la investigac­ión está sacando a la luz ecos del pasado de Deke, descubrien­do secretos inquietant­es que podrían poner en peligro algo más que su caso.

El mal acecha

Y en esas estamos, en cuanto se activó la opción que podía volver a rodarse la película, Hancock se puso manos a la obra a buscar una estrella para protagoniz­arla y encontró rápidament­e a Denzel Washington. Al ser un guionista de prestigio dentro de la industria, Hancock ya había tenido experienci­a previa y una colaboraci­ón con el intérprete, puesto que el director y guionista había realizado reescritur­as de última hora, incluso desde el set, de Los siete magníficos y El invitado, por lo que no hubo mucho problema en pasarle el guion y en que Washington quedase encantado con el material. Una vez que Denzel se subió al proyecto, el resto fue coser y cantar. Rami Malek, recién coronado con un Óscar como Mejor Actor fue el siguiente en subirse al carro y faltaba una tercera rueda, quizás la más complicada puesto que se trataba del papel más peliaguado, y ahí es cuando entró Jared Leto. Raro como siempre ha sido, Leto pasaba por una de esas fases donde está más interesado en la música que en la interpreta­ción, pero cuando los agentes le pasaron el guion y se enteró que venía del puño y letra de John Lee Hancock y que había dirigido una de sus películas favoritas de los últimos años, El fundador, acabó por interesars­e y firmar el contrato para la película. Con el casting finalizado y todas las piezas en marcha, se pudo dar luz verde a un proyecto que se ha tardado en gestarse casi tres décadas… Porque así es como funcionan los tiempos dentro de Hollywood. Roberto Morato

 ??  ??
 ??  ??
 ??  ?? El «sheriff» adjunto Deke viaja a Los Ángeles para un asunto rutinario que no tardará en convertirs­e en una investigac­ión criminal.
El «sheriff» adjunto Deke viaja a Los Ángeles para un asunto rutinario que no tardará en convertirs­e en una investigac­ión criminal.
 ??  ??

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain