Mo­les­tias

Integral Extra - - GUÍA PRÁCTICA DE AYURVEDA -

Cues­ta un po­co al prin­ci­pio en­ten­der el con­cep­to ayur­vé­di­co de pro­ce­so de la en­fer­me­dad, pues­to que desafía los cri­te­rios que se nos han en­se­ña­do en Occidente . Co­mo he­mos vis­to ya , los sín­to­mas de la ma­la sa­lud pue­den ser cla­si­fi­ca­dos en va­ta, pit­ta y kap­ha, lo que se­ña­la­rá cuál es pro­ba­ble­men­te la dos­ha que de­be­mos cal­mar (véa­se ta­bla p. 74). En oca­sio­nes es­ta idea da la im­pre­sión de de­ma­sia­do sim­ple pa­ra ser creí­ble; otras, pa­re­ce de­ma­sia­do com­pli­ca­da pa­ra do­mi­nar­la. Es una reac­ción muy nor­mal de la men­te an­te lo no­ve­do­so. Pe­ro a me­di­da que se acos­tum­bre a con­si­de­rar su vi­da y su cuer­po en tér­mi­nos de dos­has, ve­rá có­mo fun­cio­nan es­tos con­cep­tos en la prác­ti­ca. Las pri­me­ras eta­pas del pro­ce­so de la en­fer­me­dad cur­san con pe­que­ñas mo­les­tias que pue­den ser ali­via­das co­no­cién­do­se a uno mis­mo y rea­li­zan­do los ne­ce­sa­rios ajus­tes en el mo­do de vi­da. La ha­bi­li­dad pa­ra in­ter­pre­tar los sín­to­mas iniciales del des­equi­li­brio es de su­ma im­por­tan­cia pa­ra re­cu­pe­rar el bie­nes­tar. En las pos­te­rio­res eta­pas la ar­mo­nía en­tre sus dos­has , te­ji­dos y ag­ni es­tá ya se­ria­men­te com­pro­me­ti­da, a me­nu­do con la com­pli­ca­ción adi­cio­nal de la exis­ten­cia de ama. Lle­ga­do a es­te pun­to de­be­ría bus­car la ayu­da de al­gún ex­per­to sa­na­dor, pe­ro el cam­bio de vi­da y la die­ta se­gui­rán te­nien­do im­por­tan­cia pa­ra apo­yar cual­quier te­ra­pia que se ini­cie.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.