LLO­REN­TE ES­TRE­NA MEN­TA­LI­DAD

SI­MEO­NE HA CON­SE­GUI­DO QUE LO QUE ERAN DU­DAS AHO­RA SEA CON­FIAN­ZA. EL FI­CHA­JE DE IN­VIERNO

La Razón (Cataluña) - - OE - D. GAR­CÍA

Mar­co­sMar­cos Llo­ren­te es­tre­na­ba po­si­ción co­mo se­gun­do de­lan­te­ro en el Atlé­ti­co y se sin­tió có­mo­do. El hé­roe de An­field fue uno de los me­jo­res de su equi­po des­de esa po­si­ción tan ade­lan­ta­da pa­ra lo que acos­tum­bra. No tar­dó en ha­cer­se no­tar con un pa­se pa­ra la ca­rre­ra de Ca­rras­co que el bel­ga es­tu­vo cer­ca de con­ver­tir en gol.

Los dos go­les de Li­ver­pool y la ne­ce­si­dad em­pu­ja­ron a Llo­ren­te ha­cia de­lan­te. «No te­nía­mos a Vi­to­lo, no te­nía­mos a Co­rrea, que ve­nía de una le­sión, Ca­rras­co es más pro­fun­do de ban­da, Le­mar se sien­te más in­có­mo­do ju­gan­do en esa cer­ca­nía del de­lan­te­ro y Mar­cos Llo­ren­te nos dio bue­nos pa­sa­jes, bue­nas arran­ca­das, bue­nos unos con­tra unos y tra­ba­jó bien en lo de­fen­si­vo. En el se­gun­do tiem­po se fue des­gas­tan­do y le di­mos pa­so a otros», ex­pli­ca­ba Si­meo­ne des­pués del en­cuen­tro.

Du­ran­te to­da su ca­rre­ra, Llo­ren­te ha si­do un me­dio­cen­tro po­si­cio­nal, el vo­lan­te de­fen­si­vo que guar­da las es­pal­das a sus com­pa­ñe­ros y per­mi­te que los cen­tra­les suban a re­ma­tar en las ju­ga­das de es­tra­te­gia. Su ca­pa­ci­dad fí­si­ca la em­plea­ba pa­ra ta­par hue­cos y co­rrer ha­cia atrás. Pe­ro Si­meo­ne le ha des­cu­bier­to ha­bii­da­des nue­vas.

Le ha ali­men­ta­do la lle­ga­da al área con­tra­ria y el dis­pa­ro. Y el úl­ti­mo pa­se que mos­tró con­tra el Ath­le­tic. Por­que Llo­ren­te ha cam­bia­do de po­si­ción, pe­ro so­bre to­do de men­ta­li­dad. Ya no es el ju­ga­dor con du­das que mos­tró en sus años en el Ma­drid, con la ex­cep­ción del pa­rén­te­sis de So­la­ri. Tam­po­co el fut­bo­lis­ta al que Si­meo­ne no aca­ba­ba de en­con­trar un lu­gar en el cam­po en sus pri­me­ros me­ses co­mo ro­ji­blan­co. Aho­ra se sien­te se­gu­ro. Es ca­paz de pa­rar la pe­lo­ta, pi­sar­la pa­ra es­qui­var a un con­tra­rio, le­van­tar la ca­be­za y se­guir ju­gan­do. Pa­sar a un com­pa­ñe­ro y mar­char­se a bus­car el gol.

Ha­ce só­lo unos me­ses a Llo­ren­te le cos­ta­ba man­te­ner la pe­lo­ta, só­lo se sen­tía có­mo­do a la ca­rre­ra, pe­ro no en la ela­bo­ra­ción.

La sol­ta­ba y que ju­ga­ran otros. Lo que an­tes era in­cer­ti­dum­bre aho­ra es con­fian­za.

Si­meo­ne, ade­más, no du­da de su con­di­ción fí­si­ca. Po­cos ju­ga­do­res se ha­brán cui­da­do más que él du­ran­te el con­fi­na­mien­to. Tie­ne un gim­na­sio com­ple­ta­men­te equi­pa­do en su ca­sa y le ob­se­sio­na que su ali­men­ta­ción sea la ade­cua­da.

Por eso no du­dó en ha­cer­le un hue­co en la ali­nea­ción ini­cial co­mo com­pa­ñe­ro de Die­go Cos­ta. Si­meo­ne no des­car­ta jun­tar al his­pa­no­bra­si­le­ño con Mo­ra­ta en pró­xi­mos com­pro­mi­sos, pe­ro el de­lan­te­ro in­ter­na­cio­nal aca­bó le­sio­na­do el par­ti­do en Li­ver­pool y ha de­di­ca­do par­te del con­fi­na­mien­to a re­cu­pe­rar­se.

Ade­más, son mu­chos los par­ti­dos que es­pe­ran sin ape­nas des­can­so y el Cho­lo só­lo tie­ne dos de­lan­te­ros de ver­dad. Joao Fé­lix, que es­ta­ba san­cio­na­do y le­sio­na­do, es un acom­pa­ñan­te. Y en eso in­ten­ta con­ver­tir Si­meo­ne a Llo­ren­te.

No aca­bó el par­ti­do, fue sus­ti­tui­do por Co­rrea cuan­do que­da­ban al­go más de 20 mi­nu­tos. Se tra­ta­ba de «man­te­ner la es­ta­bi­li­dad de la com­pe­ti­ti­vi­dad to­do el par­ti­do», ex­pli­ca­ba Si­meo­ne tras el en­cuen­tro. Y de bus­car el gol que se le es­ca­pó en los úl­ti­mos mi­nu­tos.

Pa­ra Llo­ren­te ha em­pe­za­do una nue­va vi­da, aun­que el Atlé­ti­co si­ga sien­do el mis­mo de siem­pre.

No­so­tros es­tu­vi­mos más cer­ca de la vic­to­ria. Qui­zá la ju­ga­da de Arias es la más cla­ra del par­ti­do» Si­meo­ne Es la nue­va nor­ma­li­dad, hay que adap­tar­se y afron­tar­lo lo me­jor po­si­ble, por­que quien se adap­te va a sa­car ese be­ne­fi­cio» Saúl

Ellos en el pri­mer tiem­po han es­ta­do me­jor que no­so­tros, me­jor co­lo­ca­dos so­bre to­do, pe­ro a raíz del gol nues­tro he­mos cam­bia­do el chip y he­mos si­do su­pe­rio­res» Ko­ke Te­ne­mos la ab­so­lu­ta ne­ce­si­dad de ga­nar y to­do lo que no sea ga­nar ge­ne­ra vér­ti­go. Ten­dre­mos que con­vi­vir con eso» Si­meo­ne Es ca­paz de pa­rar la pe­lo­ta, pi­sar­la, es­qui­var y se­guir ju­gan­do

EP

Llo­ren­te es­tre­nó po­si­ción en San Ma­més

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.