Las pa­tru­llas ve­ci­na­les evi­tan los ro­bos en ca­sas de Dos­rius

Los ha­bi­tan­tes de la ur­ba­ni­za­ción Can Mas­suet, en la lo­ca­li­dad del Ma­res­me, or­ga­ni­zan gru­pos de vi­gi­lan­cia noc­tur­na

La Vanguardia (1ª edición) - - VIVIR - FE­DE CEDÓ

Has­tia­dos de los asal­tos, de la fal­ta de vi­gi­lan­cia y de pro­me­sas po­lí­ti­cas va­cías, los ve­ci­nos de Can Mas­suet, nú­cleo ur­bano de la pe­que­ña po­bla­ción de Dos­rius en el Ma­res­me, se han or­ga­ni­za­do en pa­tru­llas noc­tur­nas con vehícu­los que re­co­rren una de las ur­ba­ni­za­cio­nes con ma­yor ex­ten­sión del te­rri­to­rio ca­ta­lán, en la que vi­ven 2.500 per­so­nas. Des­de que los ve­ci­nos sa­len a vi­gi­lar no se ha pro­du­ci­do nin­gún ro­bo.

“Es irri­tan­te lla­mar a la po­li­cía y que no nos atien­dan ni la lla­ma­da”, cri­ti­ca Mi­reia Manrique, una de las pa­tru­lle­ras.“Nos han ro­ba­do a las cin­co de la tar­de y han te­ni­do que ve­nir los Mos­sos des­de Ma­ta­ró por­que aquí no te­ne­mos efec­ti­vos” y lo peor, apun­tan, “es que no nos co­gen ni el te­lé­fono”.

Des­de oc­tu­bre, só­lo en la ur­ba­ni­za­ción se pre­sen­ta­ron 21 de­nun­cias por ro­bos con fuer­za. Una ci­fra que se tri­pli­ca si se su­man los que se han que­da­do só­lo en un in­ten­to o los que se han frus­tra­do gra­cias a las me­di­das de se­gu­ri­dad. En po­co más de un mes, des­de que se ini­cia­ron las pa­tru­llas, no se ha pro­du­ci­do nin­gún ro­bo. Si tie­nen suer­te, so­bre las sie­te de la tar­de “los Mos­sos en­vían el he­li­cóp­te­ro con cá­ma­ra tér­mi­ca” pa­ra de­tec­tar mo­vi­mien­tos por el bos­que. Se­gún los re­pre­sen­tan­tes ve­ci­na­les, el go­bierno de Dos­rius, que pre­si­de el re­pu­bli­cano Marc Bosch , “se opo­ne a las pa­tru­llas y nos ame­na­za di­cien­do que son ile­ga­les”. A par­te de or­ga­ni­zar la vi­gi­lan­cia, los ve­ci­nos se ma­ni­fies­tan ca­da fin de se­ma­na. Unas pro­tes­tas a las que ya se han uni­do otros ba­rrios, co­mo la ur­ba­ni­za­ción Can Can­ya­mars en la que re­si­den 1.200 per­so­nas. “Exi­gi­mos una so­lu­ción que pa­sa por el in­cre­men­to de los efec­ti­vos po­li­cia­les”. A los ve­ci­nos, les in­dig­na es­pe­cial­men­te que el go­bierno mu­ni­ci­pal “nos ig­no­re pe­se a ha­ber pre­sen­ta­do 1.200 fir­mas”.

Las pa­tru­llas ve­ci­na­les en Dos­rius em­pe­za­ron con 14 vo­lun­ta­rios y aho­ra ya son 54 per­so­nas que se tur­nan en ron­das de dos ho­ras. Or­ga­ni­za­das por cua­dran­tes y ho­ra­rios,“siem­pre hay va­rios vehícu­los re­co­rrien­do la ur­ba­ni­za­ción des­de que ano­che­ce”. Si se de­tec­ta al­go inusual, co­mo un vehícu­lo sos­pe­cho­so, “man­da­mos la ma­trí­cu­la a un ami­go po­li­cía de otro pue­blo que nos con­fir­ma si es ve­cino”. En ca­so con­tra­rio ac­ti­van to­das las alar­mas y “en un mo­men­to pue­den re­unir a de­ce­nas de pa­tru­lle­ros en la ca­lle”.

Se co­mu­ni­can a tra­vés de un gru­po de What­sApp por el que di­fun­den to­da la in­for­ma­ción. Des­de los

Los ve­ci­nos em­pe­za­ron con 14 vo­lun­ta­rios y aho­ra ya son 54 las per­so­nas que se tur­nan en ron­das de dos ho­ras

vehícu­los a la de­tec­ción de per­so­nas sos­pe­cho­sas. Prue­ba de la efec­ti­vi­dad del sis­te­ma fue una es­pec­ta­cu­lar de­ten­ción de va­rios la­dro­nes que se pro­du­jo cuan­do los pa­tru­lle­ros ro­dea­ron una fin­ca que es­ta­ba sien­do asal­ta­da y die­ron avi­so a los Mos­sos d’Es­qua­dra.

Las pa­tru­llas son fá­cil­men­te de­tec­ta­bles por­que los vehícu­los lle­van un dis­tin­ti­vo iman­ta­do en el ca­pó y los ocu­pan­tes van ar­ma­dos con lin­ter­nas y po­ten­tes fo­cos pa­ra ilu­mi­nar los con­tor­nos.

“Los Mos­sos nos acon­se­jan que no ba­je­mos del co­che, ni nos en­fren­te­mos a los sos­pe­cho­sos”, que sue­len ser de­lin­cuen­tes co­no­ci­dos co­mo “la­dro­nes em­bos­ca­dos” por­que vi­gi­lan des­de el bos­que el mo­vi­mien­to de sus víc­ti­mas.

En las vi­vien­das de los pa­tru­lle­ros, otros ró­tu­los ad­vier­ten: “Aler­ta, ve­ci­nos or­ga­ni­za­dos con avi­so di­rec­to a la po­li­cía”. Es más, plan­tean la vi­gi­lan­cia co­mo una he­rra­mien­ta de cohe­sión so­cial. “In­clu­so acom­pa­ña­mos a chi­cas a su ca­sa si las en­con­tra­mos solas por la ca­lle”.

LLIBERT TEI­XI­DÓ

Dos ve­ci­nas, Mi­reia y Verónica, du­ran­te una pa­tru­lla ve­ci­nal en Can Mas­suet de Dos­rius

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.