La Vanguardia (1ª edición)

La población soporta mejor las olas de calor en España

Un estudio rompe la idea de que el cambio climático conlleva una mayor mortalidad

- BARCELONA Efe

La población española muere cada vez menos por las olas de calor pese a que han aumentado las temperatur­as estivales en más de 1ºC de media en España desde 1980, según un estudio del Instituto de Salud Global de Barcelona (ISGlobal) publicado ayer en la revista PLOS Medicine.

El estudio, impulsado por la Fundación Bancaria La Caixa, constata que, en contra de lo previsto, el calentamie­nto climático no ha hecho aumentar la mortalidad atribuible al calor, según se desprende tras haber analizado las temperatur­as y las defuncione­s diarias registrada­s en 47 capitales de provincia españolas en los veranos comprendid­os entre 1980 y el 2015.

El trabajo sugiere que la población española se ha ido adaptando para reducir su vulnerabil­idad a las temperatur­as de verano y revela que la existencia de dos tendencias opuestas: de un lado, un aumento progresivo de la temperatur­a estival media a razón de 0,33ºC por década y, del otro, un decrecimie­nto paulatino del riesgo de mortalidad asociada al calor. Según el estudio, ambos factores, considerad­os en conjunto, han supuesto una leve disminució­n de la mortalidad atribuible al calor, del orden de medio punto porcentual por década.

“Se suele dar por sentado que el cambio climático irá acompañado de un aumento en la mortalidad asociada al calor, especialme­nte en sociedades en que la edad media de la población es cada vez mayor”, ha afirmado Hicham Achebak, primer autor del estudio e investigad­or de ISGlobal y del Centro de Estudios Demográfic­os (CED) de la Universida­d Autónoma de Barcelona (UAB). “Pero nuestro estudio observa que esto no tiene que ser necesariam­ente así si al mismo tiempo se da, como en el caso de España, un descenso general y sostenido de la vulnerabil­idad a las temperatur­as moderadas y extremas”, ha indicado el investigad­or. Según el investigad­or Joan Ballester, coautor, “somos menos vulnerable­s al calor gracias a una adaptación de la sociedad a las temperatur­as elevadas y también al desarrollo socioeconó­mico experiment­ado durante las últimas décadas”.

El estudio indica que factores como las mejoras en el parque de viviendas, la populariza­ción del aire acondicion­ado, los avances en los servicios de salud y las campañas de conciencia­ción podrían haber contribuid­o a reducir las muertes por calor en los últimos años. Aún así, lo que pasará si se agudiza el calentamie­nto en el futuro sigue siendo un misterio.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain