Dis­fru­tar del ‘shin­rin-yo­ku’

La Vanguardia - Culturas - - Libro|s -

dia­ria en un par­que cer­ca de ca­sa o de la ofi­ci­na. No es la me­jor op­ción, pe­ro pue­de ser útil.

¿Los abra­zo?

No es ne­ce­sa­rio, pe­ro sí es bueno to­car­los con las ma­nos, sen­tir­los.

Si nos aden­tra­mos en un bos­que des­co­no­ci­do, ¿no cree que el ni­vel de aler­ta es ma­yor que el de relajación? Pien­se que en los bos­ques ca­ta­la­nes hay mu­chos ja­ba­líes.

Tie­ne ra­zón. La se­gu­ri­dad y la relajación van de la mano y am­bas son muy im­por­tan­tes. Por lo tan­to, el bos­que al que va­ya de­be ser se­gu­ro. Tam­bién es muy im­por­tan­te no sen­tir­se in­có­mo­do en el bos­que. Por ello, an­tes de ir, de­be es­tu­diar y sa­ber adón­de va a ir. Por ejem­plo, en Ja­pón, siem­pre de­ci­mos que es me­jor no ha­cer des­pués de las 16.00 ho­ras de­bi­do al peligro que su­po­nen los osos.

Al­gu­nos­de­los­mu­chos­li­bros­queaho­raes­tán pu­bli­cán­do­se re­co­mien­dan an­dar por el bos­que sin rum­bo fi­jo, sin me­tas ni ob­je­ti­vos. ¿No nos arries­ga­mos a per­der­nos?

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.