Cris­to en In­dia

Do­cu­men­to

La Vanguardia - Culturas - - Libro | s - MI­QUEL ES­CU­DE­RO

Es­ta es una ex­ce­len­te cró­ni­ca de un via­je ha­cia la reali­dad de los cris­tia­nos de In­dia. Se di­ce que el cris­tia­nis­mo es hoy la religión más per­se­gui­da; en Asia y Áfri­ca no son po­cas las ma­tan­zas que su­fren los cris­tia­nos. En el pró­lo­go, Cla­ra Pas­tor se­ña­la que el afán oc­ci­den­tal por el lai­cis­mo co­mo religión úni­ca nos pue­de in­ca­pa­ci­tar pa­ra sen­tir “com­pa­sión ha­cia los que su­fren la cruel­dad”.

Con po­de­ro­so ofi­cio, el pe­rio­dis­ta De Ha­ro ha pro­ce­di­do a im­preg­nar­se­de­lo­so­lo­res­deIn­dia­yaen­cues­tar a per­so­nas sig­ni­fi­ca­ti­vas en un asun­to en el que es­tán im­bri­ca­das cas­tas, re­li­gio­nes y pro­ce­sos elec­to­ra­les.

En In­dia to­das las re­li­gio­nes son ju­rí­di­ca­men­te igua­les, 25 mi­llo­nes de in­dios son bau­ti­za­dos co­mo cris­tia­nos y el 70 por cien­to de ellos son pa­rias, los da­lit, los sin cas­ta (de las más de 4.000 que hay). Co­mo ta­les, su­fren ac­tos de vio­len­cia (ase­si­na­tos, vio­la­cio­nes y abu­sos) que que­dan im­pu­nes. El prin­ci­pal par­ti­do que go­bier­na, BJP (Bha­ra­ti­ya Ja­na­ta Party o Par­ti­do Po­pu­lar in­dio), cu­yo le­ma es “un país, una len­gua, una cul­tu­ra”, pro­mue­ve el hin­dut­va pa­ra ejer­cer el con­trol so­cial hin­duis­ta. Con­si­de­ra a cris­tia­nos y mu­sul­ma­nes co­mo ex­tran­je­ros. Hay di­ri­gi­do, así, un dis­cur­so de odio. Se pro­pa­ga la pa­ra­noia y que las con­ver­sio­nes re­li­gio­sas son una cons­pi­ra­ción. En oca­sio­nes, hay ata­ques organizados con que­ma de igle­sias y ca­sas. Se cal­dean los áni­mos y se fo­men­tan asal­tos bru­ta­les.

Pa­ra mu­chos, ha­cer­se cris­tiano –una religión igua­li­ta­ria– y aban­do­nar el hin­duis­mo su­po­ne li­be­rar­se del es­tig­ma ín­ti­mo de la cas­ta, pe­ro tam­bién ser víc­ti­mas de boi­cot y de chan­ta­je(pa­ra­vol­ve­ra­la­fe­ver­da­de­ra). En el 2012, una sen­ten­cia de un Tri­bu­nal Su­pre­mo re­cha­zó el de­ber de no­ti­fi­car a la au­to­ri­dad con un mes de an­te­la­ción una con­ver­sión: “Una per­so­na no tie­ne só­lo li­ber­tad de con­cien­cia, li­ber­tad re­li­gio­sa, li­ber­tad pa­ra cam­biar de religión, tam­bién tie­ne de­re­cho a man­te­ner sus creen­cias en se­cre­to”.

El tí­tu­lo del li­bro pro­ce­de de una mon­ja ve­ja­da: “No me la­men­to, su­fro­po­rJe­sús”.

Fer­nan­do de Ha­ro No me la­men­to

EL­BA. 222 PÁ­GI­NAS. 20 EU­ROS

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.