La re­cu­pe­ra­ción de Puig-Gi­ró

Fo­to­gra­fía La ga­le­ría Ro­cíoSan­taC­ruz mues­tra la obra de la crea­do­ra ca­ta­la­na, os­cu­re­ci­da por la de su es­po­so, con quien com­par­tió exi­lio en Bra­sil

La Vanguardia - Culturas - - Arte|s - Dis­tin­tos có­di­gos

Ro­cío San­ta Cruz con una de las fo­to­gra­fías de Pal­mi­ra Puig-Gi­ró SÒNIA HER­NÁN­DEZ

Cuan­do al­gu­nos es­cri­to­res exi­lia­dos tras la Gue­rra Ci­vil re­gre­sa­ron a su país de ori­gen dé­ca­das des­pués, su­frie­ron una nue­va de­rro­ta: el des­co­no­ci­mien­to so­bre ellos y su obra en el que de­be­ría ha­ber si­do su en­torno na­tu­ral. El fo­tó­gra­fo Mar­cel Gi­ró (Ba­da­lo­na, 1913-Mi­ra-sol, Bar­ce­lo­na, 2011), al vol­ver a Bar­ce­lo­na en 1978 tras más de trein­ta años vi­vien­do en Bra­sil, ape­nas le di­jo a na­die que ha­bía si­do uno de los miem­bros más des­ta­ca­dos del mo­vi­mien­to Fo­to Ci­ne Clu­be Ban­dei­ran­te, ni que el Mu­seo Me­tro­po­li­tano de Nue­va York ha­bía ad­qui­ri­do una obra su­ya en 1969. A su muer­te, su so­brino To­ni Ri­cart Gi­ró asu­mió su le­ga­do, que ges­tio­na con la ga­le­ría Ro­cíoSan­taC­ruz des­de el 2014 y que ha per­mi­ti­do des­cu­brir aquí la im­por­tan­cia de su tra­ba­jo. La mu­jer con quien se ca­só por po­de­res en 1943 –por­que él ha­bía de­ja­do el país en 1937– ha te­ni­do que es­pe­rar in­clu­so más pa­ra que sus fo­to­gra­fías ha­yan si­do re­co­no­ci­das en Es­pa­ña.

La mues­tra que ha or­ga­ni­za­do la pe­cu­liar ga­le­ris­ta Ro­cío San­ta Cruz es una reivin­di­ca­ción del tra­ba­jo de Pal­mi­ra Puig-Gi­ró (Tà­rre­ga, 1912Bar­ce­lo­na, 1978), pe­ro tam­bién “una his­to­ria de amor, de una gran com­pli­ci­dad: ellos for­ma­ban un tán­dem muy mo­derno pa­ra su épo­ca, tra­ba­ja­ban jun­tos, mon­ta­ron un ne­go­cio…”, co­men­ta. Aun­que Puig du­ran­te mu­cho tiem­po fue con­si­de­ra­da só­lo la com­pa­ñe­ra en el es­tu­dio Gi­ró, que la pa­re­ja abrió en 1953 en São Pau­lo, la in­ves­ti­ga­ción de San­ta Cruz, ade­más de los fon­dos del Mu­seo de Ar­te de São Pau­lo (MASP), ha per­mi­ti­do es­ta­ble­cer que al­gu­nas de las imá­ge­nes atri­bui­das a él fue­ron to­ma­das por ella. Pal­mi­ra Puig-Gi­ró fue ad­mi­ti­da en el Fo­to Ci­ne Clu­be Ban­dei­ran­te a me­dia­dos de los 50, y el MASP la in­clu­yó en la ex­po­si­ción de­di­ca­da al co­lec­ti­vo en el 2016. Aun­que es di­fí­cil te­ner la cer­te­za so­bre cuá­les de las fo­to­gra­fías sin fir­mar que sa­lie­ron de las cá­ma­ras de Mar­cel Gi­ró en reali­dad fue­ron dis­pa­ra­das por Pal­mi­ra Puig-Gi­ró, San­ta Cruz ha de­tec­ta­do có­di­gos dis­tin­tos: “Sus tra­ba­jos son di­fe­ren­tes, Gi­ró es mu­cho más abs­trac­to, mien­tras que en ella siem­pre hay un in­te­rés por si­tuar a las per­so­nas en su en­torno más que por ha­cer un re­tra­to. Pe­ro siem­pre du­da­re­mos de quién to­mó ca­da ima­gen, ahí es­tá el mis­te­rio”.

Ya se han ana­li­za­do las más de cua­tro mil fo­tos del fon­do Gi­ró y va­rios cen­te­na­res de ho­jas de con­tac­to, pe­ro San­ta Cruz con­fía que aún ha de apa­re­cer más ma­te­rial en Sao Pau­lo: “Par­ti­ci­pa­ba en mues­tras y sa­lía con to­do el gru­po en ex­pe­di­cio­nes, así que se­gu­ro que en­con­tra­re­mos más fo­to­gra­fías de Pal­mi­ra”. No es la pri­me­ra vez que la ga­le­ris­ta lle­va a ca­bo una in­da­ga­ción si­mi­lar: “Siem­pre me ha gus­ta­do in­ves­ti­gar, du­ran­te años es­tu­ve tra­ba­jan­do con el ar­chi­vo de fo­to­gra­fías y pe­lí­cu­las ex­pe­ri­men­ta­les de Ju­lio Cor­tá­zar. Yo creo que las ga­le­rías tam­bién han de de­sa­rro­llar es­ta la­bor, el ga­le­ris­mo me­ra­men­te es­pe­cu­la­ti­vo­noes­lo­mío”,afir­ma.

Pal­mi­ra Puig-Gi­ró, fo­tó­gra­fa

GA­LE­RÍA RO­CÍOSAN­TAC­RUZ. BAR­CE­LO­NA. WWW.ROCIOSANTA­CRUZ.COM. HAS­TA EL 16 DE MAR­ZO

LLIBERT TEIXIDÓ

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.