La Vanguardia

Una hache muy habladora

LA ACTRIZ Y PRESENTADO­RA REGRESA A LA TELEVISIÓN CON ‘GUASABI’, UN PROGRAMA DE CÁMARAS OCULTAS QUE BUSCA CON HUMOR LA REACCIÓN EN LA CALLE SOBRE LOS TEMAS DE ACTUALIDAD

- XAVIER RIBERA

Lejos de ser muda, la hache de Eva María Hernández Villegas (1971), más conocida como Eva Hache, es habladora. Le da al

play y no hay quien la enmudezca. Su charlatane­ría inteligent­e viene de lejos, y hasta ahora. Su próxima plática será en Cuatro, presentand­o un programa especial de cámaras ocultas que busca la reacción de la calle a temas actuales. ‘Guasabi’, título del espacio que debe su nombre a la contracció­n entre la guasa y la picante raíz japonesa (wasabi), quiere apartarse de los espectácul­os al uso, que andan a la caza del susto o de la broma compinchad­a con el amigo de la víctima. La idea pretende enfrentar a ciudadanos con situacione­s que si no fuera por el contexto que vivimos resultaría­n delirantes e inverosími­les; entre otros ejemplos temáticos, Guasabi tratará los recortes en la sanidad, la convivenci­a con otras nacionalid­ades o los problemas territoria­les. Todo ello, bien aderezado desde plató por el buen hacer de la Hache.

Eva Hache es en casi todo la Ellen DeGeneres española. Comediante­s las dos, también actrices y presentado­ras, coinciden en rasgos físicos como delgadez,

Le gustaba el teatro, pero estudió Filología Inglesa y se fue a Londres; al volver, trabajó de camarera Dio rienda suelta a su humor en ‘El club de la comedia’ y encontró su espacio en los ‘late show’

corte de pelo, expresivid­ad, claridad de ojos... La de Orleans presentó en su día la gala de los Oscar y la segoviana la de los Goya. A lo sumo, le faltó a Hache un selfie de celebritie­s a la altura del de DeGeneres con Streep, Roberts, Pitt y otros tantos.

Hache quería ser actriz, pero estudió Filología Inglesa por exigencias del guión de aquellos tiempos. Aprendió el idioma de Shakespear­e con un ojo puesto en su teatro y bien pronto se subió al carro de la compañía del director Juan Antonio Quintana en el aula de teatro de la Universida­d de Valladolid. Aprovechó que el Pisuerga pasa por Pucela para huir a orillas del londinense Támesis. Pero la cabra tira al monte, y Hache regresó con el nuevo milenio e inició su ascenso produciend­o junto a Isabel Sobrino un espectácul­o de cabaret.

Antes del éxito y entre castings y cabarets, Hache tiró de su inglés para trabajar dando clases particular­es, o como telefonist­a bilingüe, o de camarera. Cuenta que el inglés le sirvió para eso y para ligarse a su marido, un sueco con el que comparte hijo. En las pruebas para teatro, cine o televisión, Eva Hernández detectó un hándicap: “Nadie se acordaba de mi nombre”. Para intentar evitar el olvido, empezó a llamarse Eva H. Villegas, de ahí y al poco tiempo acabó en Eva Hache, nombre más comercial que Hernández y con el que se ha dado a conocer.

Se desconoce en qué marmita pudo caer Hache de pequeña, ni si andaba por ahí el bueno de Panorámix, pero su poción mágica combina con acierto un humor hi- larante sobre lo más cotidiano con una expresivid­ad desarmador­a: de visión periférica, esos enormes ojos claros suman gracejo, y a la vez nos cuentan asombro que muestran ironía. Dicho armamento llega a su estado puro en el monólogo; ahí, Hache y sus ojos convencen y divierten. Así pasó en El club de la comedia, donde la humorista ganó en el año 2003 el cuarto certamen de un exitoso programa que ha acabado presentand­o siguiendo la estela de monstruos televisivo­s como Javier Veiga, Emilio Aragón o El Gran Wyoming.

Pero antes de presentar el reconocido espectácul­o, la segoviana picoteó en diversos formatos hasta llegar a su puesta de largo televisiva: Noche Hache. Un programa nocturno en el que analizaba con humor la actualidad política del momento. La apuesta de Cuatro resultó y Hache se graduó con honores de cum laude como presentado­ra de late show. Puestos en harina, el programa propuso a la cómica como candidata por el “Partido Hache” para el Congreso de los Diputados en las elecciones generales del 2008, aventura que no traspasó los límites del gag. Después del éxito de

Noche Hache, la también actriz se atrevió con la versión española de Saturday Night Live y con el programa de entrevista­s Con ha

che de Eva, donde estrenó su faceta periodísti­ca con el entonces presidente Zapatero, pero el formato no acabó de cuajar y fue suspendido.

Culo inquieto, Hache ha presentado dos galas de los premios Goya. En su faceta de actriz, destacan sus interpreta­ciones en las obras 5mujeres.com y Hombres,

mujeres y punto. En el cine obtuvo un papel en la película Locos

por el sexo de Javier Rebollo. En el año 2005 ganó el Premio ATV, que concede la Academia de la Televisión, en la categoría de Mejor Comunicado­ra de Programas de Entretenim­iento.

Su última aparición televisiva fue como invitada en el programa Planeta Calleja. Jesús Calleja la paseó por Alaska y sacó de Hache a una aventurera que ella misma desconocía. Confesó antes de ponerse en manos del montañista leonés que han transcurri­do 16 años desde la última vez que corrió, fue cuando se le escapó el perro. Aun así, la segoviana no se amedrentó ante los osos grizzly o las grietas glaciales; eso sí, cayó al agua y pasó un frío del demonio. Le sobró tiempo para asombrarse, conocer y saludar al alcalde más pintoresco jamás conocido, el del municipio alasqueño de Talkeetna, que no es otro que un gato llamado Stubbs.

Cuenta su entorno que, cuando llega a casa, la Hache habladora y energética que nos ofrece la pequeña pantalla se convierte en una Hache más relajada, dice ella que hasta gandula, a la que le gustaría vaguear días y días. Una Hache algo más muda, mutación que no deja de sorprender.

 ??  ?? A la española. La comparan con la también actriz y presentado­ra de los Oscar Ellen DeGeneres por su carácter, expresivid­ad, corte de pelo y ojos claros
WIREIMAGE
A la española. La comparan con la también actriz y presentado­ra de los Oscar Ellen DeGeneres por su carácter, expresivid­ad, corte de pelo y ojos claros WIREIMAGE

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain