La Vanguardia

ERC no se compromete a restituir al expresiden­te si gana Junqueras

Mundó ve el 155 como una anomalía y responsabl­e de que Catalunya “no progrese”

- ÀLEX TORT

Un gobierno “legítimo” y político en Bélgica, encabezado por Carles Puigdemont, y otro ejecutivo escogido por la mayoría parlamenta­ria y de cariz funcional, que a su vez formarían un mismo Govern. Esta alambicada idea es la que lanzó a la secretaria general de ERC, Marta Rovira, hace unas semanas. Con esta premisa, la número dos del partido evitó pronunciar­se ayer sobre la propuesta de Ferran Mascarell, de Junts por Catalunya, en una entrevista en RNE, de investir a Puigdemont como presidente de la Generalita­t aunque la lista de los republican­os sea la más votada. Rovira se limitó a decir que al día siguiente del 21-D se debe formar un Govern según “las situacione­s legales y las mayorías parlamenta­rias” que se den, para luego encarar el diálogo. Y esta negociació­n tendría que ser prioritari­a con las otras candidatur­as independen­tistas.

Sea como sea, ERC no parece dispuesta a ceder la presidenci­a en caso de ganar los comicios. Rovira esquivó la cuestión asegurando también que “el mejor Govern será el que pueda continuar el trabajo y seguir construyen­do la república”.

Con todo, ERC va recuperand­o efectivos. Raül Romeva estará hoy en el acto que el partido tiene previsto por la tarde en Valls. Dolors Bassa, cabeza de lista en Girona, también participó ayer en un acto en Torroella de Montgrí, donde se emocionó y aseguró que lo que más le ha dolido es que “me han alejado de todo aquello que quiero”.

Por su parte, Carles Mundó, número cinco de la lista por Barcelona, volvió a hacer acto de presencia tras hacerlo el lunes en Vic, esta vez en la cárcel Modelo de Barcelona. Los dos representa­n una buena bocanada de aire para Esquerra. “Después de estar muchas semanas queriendo salir de la prisión, se hace extraño que al día siguiente de salir, la primera cosa que haga es volver a entrar”, ironizó ayer durante la rueda de prensa de ERC en el centro penitencia­rio que cerró después de 113 años de historia cuando estuvo al frente del Departamen­t de Justícia. Mundó no se esconde a pesar del proceso judicial abierto contra los exconselle­rs y ayer criticó sin ambages la aplicación del artículo 155 de la Constituci­ón, que consideró una “anomalía, una imposición y un abuso del derecho” sobre los ciudadanos de Catalunya.

“El 155 es la parálisis (...) y si

Bassa se emociona en su primer acto de campaña; Esquerra cuenta hoy en Valls con Romeva

quieren que Catalunya no progrese, tienen que decirlo”, denunció el exconselle­r.

Por la tarde, Esquerra celebró otro acto en Tàrrega. En Lleida, como sucede en Barcelona con Oriol Junqueras, los republican­os tampoco cuentan con su número uno en la lista, Meritxell Serret, ahora en Bruselas. Allí, Rovira destacó la “buena gestión” de Serret al frente de la conselleri­a de Agricultur­a y criticó que las cuentas de la Generalita­t continúen intervenid­as por el Gobierno, porque se hizo sólo “para evitar el 1-O”. Igualmente, la dirigente republican­a reclamó el voto para ERC para evitar “días muy oscuros”, ya que, según su opinión, tanto Ciudadanos, el PSC como el PP tienen previsto “arrasar” los grandes consensos sociales, como la educación, la inmersión lingüístic­a, los Mossos d’Esquadra o los medios de comunicaci­ón públicos catalanes.

“Tenemos que movilizar absolutame­nte a todo el mundo. Queremos ganar, nacimos para ganar. Queremos ganar un país para todo el mundo”, concluyó.

 ??  ??

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain