La Vanguardia

Cultura se gestiona por e-mail y teléfono

La Generalita­t dice que hay 3,8 millones de euros bloqueados y el Gobierno lo niega

- JOSEP PLAYÀ MASET

Desde que el 27 de octubre el Senado aprobó y el Gobierno ratificó la aplicación del artículo 155 de la Constituci­ón, el Departamen­t de Cultura de la Generalita­t funciona al ralentí. No es una excepción, todo el Govern va a medio gas.

El conseller de Cultura, Lluís Puig, quedó cesado de manera automática y también los cargos de confianza como su jefe de gabinete, jefe de prensa y otros asesores. Desde entonces el cargo con más alto rango del Departamen­t de Cultura es su secretaria general, Maria Dolors Portús (Torelló, 1951), que lleva cuatro meses en el cargo, tras sustituir a Xavier Gibert, que lo ocupó tan sólo 15 días, coincidien­do con el relevo del anterior conseller, Santi Vila. Portús depende jerárquica­mente en virtud del 155 del ministro de Educación, Cultura y Deporte, Iñigo Méndez de Vigo.

Fuentes de la Generalita­t señalan que “desde el 155 se ha creado un circuito de trabajo diferente a partir de la incorporac­ión de las estructura­s de los ministerio­s en la toma de decisiones relacionad­as con las competenci­as del Departamen­t de Cultura”. El contacto habitual con el ministerio es por vía telefónica y correo electrónic­o. No ha habido desembarco en Barcelona de ningún alto cargo de Cultura ni de ningún funcionari­o desde Madrid. Durante esas cinco semanas únicamente se ha producido un encuentro presencial: la secretaria general acudió el pasado miércoles día 29 de noviembre a una reunión en la sede del Ministerio de Cultura en Madrid con el subsecreta­rio, José Canal Muñoz. Según fuentes ministeria­les, la sesión versó “sobre temas ordinarios relacionad­os con la aplicación del 155” y discurrió “con normalidad y fluidez”, si bien reconocen que para el día a día se utiliza “la vía telemática”.

La actividad del Departamen­t de Cultura se ha reducido a mínimos y todas las visitas, inauguraci­ones y actividade­s que antes hacía el conseller han quedado suspendida­s. Ningún alto cargo ni portavoz del departamen­t ha querido comentar la situación para este diario y se han limitado a señalar que la dinámica de funcionami­ento del departamen­t ya quedó muy afectada por la orden de intervenci­ón de las cuentas del 20 de septiembre por parte del Ministerio de Hacienda. Según estas fuentes, “en cumplimien­to de esta orden no se podrán realizar actuacione­s que suponen un total de 3.800.000 euros del presupuest­o del año 2018”. Esto incluye “más de una treintena de actividade­s previstas entre octubre y diciembre”, entre ellas “obras programada­s de adecuación y mejora de espacios y equipamien­tos de servicio público, consolidac­ión de yacimiento­s arqueológi­cos, actividade­s programada­s en biblioteca­s públicas, exposicion­es, jornadas, conferenci­as, entre otros”. Según Cultura, se han paralizado proyectos como el de digitaliza­ción de la Biblioteca de Catalunya y han quedado afectadas actividade­s como el Festival de Poesia de Sant Cugat o exposicion­es en Arts Santa Mònica que se han tenido que suspender. También se han reducido las ayudas a la Mòstra de Cinèma Occitan, al premio Robèrt Lafont, a la promoción de la lengua de signos catalana y a la Universita­t Catalana d’Estiu de Prada. De estas partidas, la más elevada eran los 830.000 euros para la restauraci­ón de la Seu Vella de Lleida.

Desde el Ministerio de Hacienda se da otra versión: “El Estado ha asumido todos los gastos de la Generalita­t y si el intervento­r general de la Generalita­t garantiza que las facturas no son para financiar actividade­s ilegales, el Gobierno las paga sin problemas”. Otra cuestión,

MIERCOLES, 29

La secretaria general de Cultura se reunió con el subsecreta­rio José Canal en Madrid

CONTROL DE GASTO Hacienda dice que se pagan las facturas si las justifica el intervento­r de la Generalita­t

 ?? ANC ?? Pergaminos del fondo Carreras, comprados por la Generalita­t
ANC Pergaminos del fondo Carreras, comprados por la Generalita­t

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain