La Vanguardia

Moha­med VI, el rey agra­de­ci­do

El mo­nar­ca en­vía cartas a ar­tis­tas ára­bes que le ani­ma­ron

- ADOLFO S. RUIZ Sevilla

Moha­med VI es muy agra­de­ci­do. En las úl­ti­mas se­ma­nas, de­ce­nas de per­so­nas han re­ci­bi­do una co­pia de una car­ta ma­nus­cri­ta por el rey de Marruecos, en la que el mo­nar­ca les agra­de­ce sus pa­la­bras de alien­to y bue­nos de­seos que re­ci­bió el pa­sa­do mes de fe­bre­ro, cuan­do fue in­ter­ve­ni­do de un problema del co­ra­zón en una clí­ni­ca de París. Un acon­te­ci­mien­to de­ci­si­vo en la vida per­so­nal de Moha­med VI ya que la au­sen­cia de su es­po­sa, Lalla Sal­ma, en la fo­to de fa­mi­lia jun­to a la ca­ma del con­va­le­cien­te, dis­pa­ró to­das las es­pe­cu­la­cio­nes, cul­mi­na­das en el di­vor­cio de la pareja.

El rey alauí se ha vol­ca­do es­pe­cial­men­te en sus agra­de­ci­mien­tos a ar­tis­tas y can­tan­tes de to­do el mun­do ára­be, es­pe­cial­men­te ha­cia las mu­je­res. La can­tan­te li­ba­ne­sa Na­wal Zogh­bi ha si­do una de las úl­ti­mas en re­ci­bir la car­ta del so­be­rano en la que agra­de­ce “los vo­tos de res­ta­ble­ci­mien­to” que la can­tan­te le en­vió con mo­ti­vo de su in­ter­ven­ción.

An­tes que Zogh­bi re­ci­bió la mis­ma car­ta, fir­ma­da a mano por Moha­med VI, la can­tan­te de ori­gen emi­ra­tí Ah­lam, con diez dis­cos en el mer­ca­do y sie­te mi­llo­nes de se­gui­do­res en Ins­ta­gram, que es una de las gran­des per­so­na­li­da­des de la mú­si­ca ára­be. La mis­ma car­ta de agra­de­ci­mien­to han re­ci­bi­do Dou­nia Bath­ma, Fa­ti­ma Zah­ra Laa­rous­si o As­sa­la Nas­ri.

Mien­tras Moha­med VI se re­la­cio­na, epis­to­lar­men­te, con es­ta plé­ya­de de ar­tis­tas, per­ma­ne­ce el mis­te­rio en torno al pa­ra­de­ro de Lalla Sal­ma, a la que se vio en pú­bli­co por úl­ti­ma vez en el pa­sa­do mes de di­ciem­bre. Al­gu­nas fuen­tes con­si­de­ran que lo más pro­ba­ble es que la ex­mu­jer del mo­nar­ca se ha­ya es­ta­ble­ci­do fue­ra de Marruecos, y se ha­bla sobre la ad­qui­si­ción se­cre­ta de una man­sión en una is­la grie­ga del Egeo, don­de se ha­bría re­fu­gia­do para pa­sar inad­ver­ti­da.

El pa­sa­do mes de ma­yo, Sal­ma cum­plió 40 años, aniver­sa­rio sobre el que no se es­cri­bió ni una so­la lí­nea en la pren­sa ma­rro­quí. Lo con­tra­rio su­ce­de con Mou­ley Has­san, de 15 años, el he­re­de­ro de la co­ro­na, cu­yos pa­sos per­so­na­les y es­co­la­res son am­plia­men­te di­fun­di­dos por los me­dios, que ce­le­bran la “ex­qui­si­ta” pre­pa­ra­ción del su­ce­sor.

El so­be­rano alauí se ha vol­ca­do en es­pe­cial en las mu­je­res can­tan­tes, mien­tras su exes­po­sa si­gue des­apa­re­ci­da

 ?? GJB / GTRES ?? El rey de Marruecos, en una ima­gen del 2014
GJB / GTRES El rey de Marruecos, en una ima­gen del 2014

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain