Sol Es­co­bar

La pa­sio­nal can­tan­te co­lom­bia­na ac­túa en el Mas i Mas Fes­ti­val

La Vanguardia - - SUMARIO - ES­TE­BAN LINÉS

CAN­TAN­TE Y AC­TRIZ

La can­tan­te y ac­triz co­lom­bia­na Sol Es­co­bar pre­sen­ta en el Mas i Mas Fes­ti­val su ál­bum La da­ma os­cu­ra, una obra en que con­flu­yen a tra­vés de su es­plén­di­da voz his­to­rias apa­sio­na­das en cla­ve de ran­che­ra, bo­le­ro y tan­go.

La can­tan­te y ac­triz co­lom­bia­na Sol Es­co­bar ten­drá ma­ña­na la opor­tu­ni­dad de mos­trar su in­cues­tio­na­ble ar­te y po­de­río es­cé­ni­co en la sa­la Ta­ran­tos (23.30 h), un con­cier­to en­mar­ca­do en la pro­gra­ma­ción del Mas i Mas Fes­ti­val y que le ser­vi­rá pa­ra pre­sen­tar su fla­man­te ál­bum La da­ma os­cu­ra.

Con es­te san­guí­neo y emo­cio­nal dis­co, y des­pués de un exi­to­so pe­ri­plo co­mo can­tan­te y ac­triz en La­ti­noa­mé­ri­ca, Es­co­bar ha da­do un es­pec­ta­cu­lar sal­to en su ca­rre­ra in­ter­na­cio­nal co­mo so­lis­ta y co­mo com­po­si­to­ra. Aun­que aún no muy co­no­ci­da en­tre el afi­cio­na­do lo­cal y na­cio­nal, la can­tan­te y ac­triz es­tá con­si­de­ra­da ac­tual­men­te to­da una re­no­va­do­ra de la mú­si­ca de su país.

Y eso que la ar­tis­ta –co­lom­bia­na, aun­que na­ci­da en Bue­nos Ai­res y ac­tual­men­te ra­di­ca­da en Ma­drid– ha vi­vi­do una trans­for­ma­ción pro­fe­sio­nal de pri­me­ra mag­ni­tud: an­tes de lan­zar­se al rue­do con­tem­po­rá­neo co­mo Sol Es­co­bar ha­bía la­bra­do una exi­to­sa ca­rre­ra co­mo in­tér­pre­te, de as­pec­to ado­les­cen­te y pe­lo arru­bia­do, que res­pon­día por Ana­sol. En ese trán­si­to tu­vie­ron que ver cir­cuns­tan­cias per­so­na­les, tal co­mo ella re­co­no­cía re­cien­te­men­te: “Es­te pro­yec­to sur­gió a raíz de una muer­te que vi­ví cuan­do me di­vor­cié, y de­ci­dí rom­per con to­do”.

El re­sul­ta­do, que­da di­cho an­te­rior­men­te, es La da­ma os­cu­ra, pu­bli­ca­da por la bar­ce­lo­ne­sa La Cú­pu­la Mu­sic Re­cords, y don­de el afi­cio­na­do se en­cuen­tra con una ju­go­sa amal­ga­ma de fol­klo­re la­ti­noa­me­ri­cano con ma­ne­ra de ha­cer es­ta­dou­ni­den­se, y por en­ci­ma de to­do su es­plén­di­da voz na­ve­gan­do con des­tre­za so­bre el tan­go, el bo­le­ro o la ran­che­ra.

Cuan­do el pa­sa­do mes de ma­yo pu­bli­có Dis­pa­ro co­mo pri­mer sin­gle del men­cio­na­do ál­bum ya dio pis­tas de por don­de an­da­ban sus nue­vas in­ten­cio­nes: un te­ma com­pues­to por ella pa­ra el úl­ti­mo mon­ta­je tea­tral en el que to­mó par­te. Era sin du­da una can­ción de due­lo don­de con­flu­yen des­ga­rro y de­silu­sión y que ella de­fi­ne co­mo un can­to “a lo que se sien­te cuan­do des­cu­bres que te

La es­plén­di­da vo­ca­lis­ta pre­sen­ta su ál­bum ‘La da­ma os­cu­ra’, una mez­cla de tan­go, ran­che­ra y bo­le­ro

han de­ja­do de amar por otra per­so­na”. El res­to del vo­lu­men –de un to­tal de sie­te com­po­si­cio­nes– es tam­bién de sig­na­tu­ra pro­pia ori­gi­nal, así co­mo la pro­duc­ción mu­si­cal.

Una de las prin­ci­pa­les ca­rac­te­rís­ti­cas no só­lo del dis­co sino de su voz es su po­der de trans­por­tar al oyen­te a es­ce­na­rios de muy dis­tin­ta fi­so­no­mía, des­de cas­ti­llos no­reu­ro­peos has­ta de­sier­tos ame­ri­ca­nos ha­bi­ta­do por va­que­ros pa­san­do por ba­res de to­do pe­la­je de Pa­rís o Bue­nos Ai­res. Imá­ge­nes que apa­re­cen al es­cu­char sus le­tras y que con­ver­gen en un es­ti­lo fres­co, ele­gan­te y atrac­ti­vo a la vez.

.

Una ima­gen pro­mo­cio­nal de la ar­tis­ta la­ti­noa­me­ri­ca­na

VEN­TA DE EN­TRA­DAS HAS­TA UN en­tra­das­de­van­guar­dia.com 15% DES­CUEN­TO CLUB VAN­GUAR­DIA

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.