Los go­bier­nos fir­man la “tre­gua del li­bro”

La fe­ria Li­ber arran­ca en La Fi­ra 2 con re­gis­tros ré­cord y Cu­ba co­mo país in­vi­ta­do

La Vanguardia - - CULTURA -

Los an­ti­guos grie­gos es­ta­ble­cie­ron la tre­gua –o paz– olímpica, un pe­río­do en que se sus­pen­dían tem­po­ral­men­te las gue­rras con el fin de que los atle­tas pu­die­ran par­ti­ci­par en los jue­gos de­por­ti­vos. De al­go pa­re­ci­do pue­de pre­su­mir el sec­tor del li­bro en Es­pa­ña, cu­ya lo­co­mo­to­ra es la in­dus­tria edi­to­rial de Bar­ce­lo­na y que ayer inau­gu­ró en La Fi­ra 2 la 36.ª edi­ción de su gran fe­ria pro­fe­sio­nal, Li­ber, que se ce­le­bra al­ter­na­ti­va­men­te un año en Ma­drid y otro en Bar­ce­lo­na (en un sen­ti­do am­plio, pues ayer has­ta la al­cal­de­sa de l’Hos­pi­ta­let de Llo­bre­gat, Nú­ria Ma­rín, di­jo que “bueno, yo ya no sé si es­to es Bar­ce­lo­na o l’Hos­pi­ta­let”). En­tre son­ri­sas y bro­mas, sin re­nun­ciar ca­da uno a po­ner su acento, cor­ta­ron la cin­ta re­pre­sen­tan­tes de cua­tro go­bier­nos y tres co­lo­res po­lí­ti­cos, los so­cia­lis­tas Jo­sé Gui­rao, mi­nis­tro de Cul­tu­ra, y Nú­ria Ma­rín; la in­de­pen­den­tis­ta Lau­ra Bo­rràs, con­se­lle­ra de Cul­tu­ra; y la co­mún Ada Co­lau, al­cal­de­sa de Bar­ce­lo­na.

“Cree­mos que el li­bro ha vuel­to”, pro­cla­mó un op­ti­mis­ta Da­niel Fer­nán­dez, pre­si­den­te de la Fe­de­ra­ción de Gre­mios de Edi­to­res de Es­pa­ña. Ajeno al ven­da­val po­lí­ti­co, Li­ber lu­ce ufa­na sus ci­fras cre­cien­tes: más de 360 edi­to­ria­les, más de 10.000 pro­fe­sio­na­les acre­di­ta­dos, un 7% más de me­tros cua­dra­dos... Se ha in­vi­ta­do, asi­mis­mo, a 550 com­pra­do­res y pres­crip­to­res de 62 paí­ses y a una de­le­ga­ción de li­bre­ros de EE.UU. El múscu­lo ge­ne­ral del sec­tor es po­ten­te: fac­tu­ra anual­men­te más de 2.300 mi­llo­nes de eu­ros y em­plea a más de 30.000 per­so­nas. Ca­si 900 em­pre­sas edi­ta­ron en el 2017 más de 240 mi­llo­nes de ejem­pla­res re­par­ti­dos en 87.262 tí­tu­los.

Cu­ba, país in­vi­ta­do, es­tu­vo ayer re­pre­sen­ta­da por su cón­sul en Bar­ce­lo­na, Irai­da Gue­rre­ro Zú­ñi­ga. La lis­ta de au­to­res in­vi­ta­dos mues­tra que, si bien el lec­tor me­dio co­no­ce al­gu­nos nom­bres clá­si­cos del si­glo XX (Gui­ller­mo Ca­bre­ra Infante, Ale­jo Car­pen­tier, Jo­sé Le­za­ma Li­ma...) hay mu­cho tra­ba­jo por ha­cer pa­ra pro­mo­cio­nar a los con­tem­po­rá­neos, de Daz­ra No­vak a Jo­sué Pé­rez Ro­drí­guez o Ale­xis Díaz Pi­mien­ta. En su par­la­men­to, Da­niel Fer­nán­dez no pu­do evi­tar una re­fe­ren­cia a que “Cu­ba es­tu­vo mu­chos años fue­ra de la con­ven­ción de Ber­na y de la pro­tec­ción de los de­re­chos de au­tor. Nos con­gra­tu­la­mos aho­ra de que la Re­vo­lu­ción al fi­nal ha­ya en­ten­di­do que al­gu­nas le­yes in­ter­na­cio­na­les sir­ven pa­ra pro­te­ger a los crea­do­res”.

Por un mo­men­to, los dis­cur­sos pa­re­cie­ron de­ri­var en un re­ci­tal poé­ti­co. Fer­nán­dez ci­tó a Joan Mar­ga­rit: “La lli­ber­tat és una lli­bre­ria”; y Bo­rràs, a Dul­ce María Loy­naz (La ex­tran­je­ra) y Jo­sep Pa­lau i Fa­bre (L’es­tran­ger).

Gui­rao con­tó que “al ser nom­bra­do mi­nis­tro, en­ten­dí im­pres­cin­di­ble vol­ver a crear la di­rec­ción ge­ne­ral del Li­bro, que ha­bía des­apa­re­ci­do ba­jo go­bier­nos an­te­rio­res”. Bo­rràs se acor­dó de que “hay va­rias per­so­nas pri­va­das de li­ber­tad”. Y Co­lau de­nun­ció que “la es­pe­cu­la­ción in­mo­bi­lia­ria en el cen­tro de las ciu­da­des ame­na­za el co­mer­cio de pro­xi­mi­dad y, por tan­to, a las li­bre­rías, que he­mos de pre­ser­var”.

Li­ber es una fe­ria pa­ra pro­fe­sio­na­les, en la que se cal­cu­la que se cie­rran un ter­cio del to­tal de ven­tas ex­te­rio­res anua­les del sec­tor. An­to­nio María Ávi­la, di­rec­tor eje­cu­ti­vo de la fe­de­ra­ción de edi­to­res, cuen­ta que “la ex­por­ta­ción es bá­si­ca, Es­pa­ña es el ter­cer país del mun­do que más li­bros ex­por­ta, tras el Reino Uni­do y Es­ta­dos Uni­dos, te­ne­mos 48 em­pre­sas mul­ti­na­cio­na­les, co­sa de la que po­cos sec­to­res pue­den pre­su­mir, pe­ro no so­lo es la que va a La­ti­noa­mé­ri­ca, que su­po­ne el 52%, sino que hay un 48% que va a otros paí­ses, so­bre to­do a Eu­ro­pa, de he­cho nues­tro pri­mer com­pra­dor es Fran­cia”. “Li­ber es el úni­co lu­gar –cuen­ta Juan Ca­sa­ma­yor, edi­tor de Pá­gi­nas de Es­pu­ma– don­de pue­do en­con­trar jun­tos a to­dos mis dis­tri­bui­do­res, des­de Es­ta­dos Uni­dos al Cono Sur”.

El am­bien­te, en el tra­di­cio­nal re­co­rri­do de las au­to­ri­da­des por los es­tands, fue dis­ten­di­do. “Con­se­lle­ra, es­pe­ro te­ner no­ta”, le di­jo Gui­rao a Bo­rràs en re­fe­ren­cia a la par­te de su dis­cur­so que le­yó en ca­ta­lán. “So­lo el ges­to ya se agra­de­ce”, le res­pon­dió Bo­rràs. El sé­qui­to de ca­da po­lí­ti­co iba re­co­gien­do los tí­tu­los que las edi­to­ria­les les re­ga­la­ban. En La­rous­se les die­ron El gran lli­bre dels cas­tells y, en Pen­guin Ran­dom Hou­se, No­sal­tres, les do­nes de Ma­ria Mercè Ro­ca. La al­cal­de­sa Co­lau tu­vo un re­pe­ti­do, pues Nú­ria Ca­bu­tí, con­se­je­ra de­le­ga­da del gru­po Ran­dom Hou­se, le en­tre­gó un ejem­plar de 21 lec­cio­nes pa­ra el si­glo XXI del en­sa­yis­ta is­rae­lí Yu­val Noah Ha­ra­ri y, po­co des­pués, al lle­gar a Pla­ne­ta, Car­los Creuhe­ras le ob­se­quió el mis­mo li­bro, en la edi­ción en ca­ta­lán de Edi­cions 62, di­cién­do­le: “Nos han di­cho que es­te le in­tere­sa­ría”. Al mi­nis­tro Gui­rao le die­ron Los se­ño­res del tiem­po, de Eva Gar­cía Sáinz de Ur­tu­ri; y, a la con­se­lleBo­rràs, la edi­ción crí­ti­ca de Les do­nes i els dies de Ga­briel Fe­rra­ter.

La con­se­lle­ra Bo­rràs afir­mó que “el ín­di­ce de lec­tu­ra de Ca­ta­lun­ya es cua­tro dé­ci­mas más ba­jo que la me­dia eu­ro­pea, por eso tra­ba­ja­re­mos en un plan de lec­tu­ra pa­ra su­bir­lo”. Juan, el ta­xis­ta que fa­ci­li­tó ayer los des­pla­za­mien­tos de los in­for­ma­do­res de es­te dia­rio, pu­so, sin sa­ber­lo, su gra­ni­to de are­na pa­ra el ob­je­ti­vo de la con­se-

lle­ra: en el asien­to del co­pi­lo­to des­can­sa­ba una no­ve­la, La ver­dad

so­bre el ca­so Harry Que­bert, del sui­zo Joel Dic­ker. “Me es­tá gus­tan­do –ex­pli­ca–. A ve­ces so­lo la pue­do leer du­ran­te pe­río­dos de cin­co mi­nu­tos y me da ra­bia. Así que me he ido es­tos días al ae­ro­puer­to por­que, co­mo allí las es­pe­ras son muy lar­gas, he con­se­gui­do avan­zar más”. Un men­sa­je de es­pe­ran­za des­de el sec­tor del ta­xi.

OP­TI­MIS­MO “Cree­mos que el li­bro ha vuel­to”, di­jo Da­niel Fer­nán­dez an­te los más de 361 ex­po­si­to­res

DIS­TEN­SIÓN Gui­rao ha­bló en ca­ta­lán, y Ran­dom y Pla­ne­ta re­ga­la­ron el mis­mo li­bro a Co­lau

Xa­vi Ayén L’Hos­pi­ta­let de Llo­bre­gat

ÀLEX GAR­CIA

Re­co­rri­doLa al­cal­de­sa Nú­ria Ma­rín, la con­se­lle­ra Lau­ra Bo­rràs, el mi­nis­tro Jo­sé Gui­rao y la al­cal­de­sa Ada Co­lau, ayer, en la vi­si­ta que hi­cie­ron a los stands de las edi­to­ria­les en Li­ber

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.