La Vanguardia

“Cu­rio­sa­men­te, la tec­no­lo­gía hu­ma­ni­za más la abo­ga­cía”

EN­TRE­VIS­TA Fe­de­ri­co Ri­chard­son Abo­ga­do. Fun­da­dor y ge­ren­te de Le­xidy Law Bou­ti­que

- www.le­xidy.com Business · Tech · Business Trends · United Kingdom · Spain · Universe

Cuan­do pen­sa­mos en in­no­va­ción, la men­te nos lle­va ca­si co­mo por ac­to re­fle­jo a em­pre­sas tec­no­ló­gi­cas, pe­ro la vo­ca­ción por in­no­var no per­te­ne­ce a na­die y abar­ca a todos los sec­to­res, in­clu­so los más tra­di­cio­na­les, co­mo la abo­ga­cía. La prue­ba pal­pa­ble es Le­xidy Law Bou­ti­que, un bu­fe­te in­te­gra­do por gen­te jo­ven que tra­ba­ja a ca­ba­llo de las nue­vas tec­no­lo­gías pa­ra con­se­guir pro­ce­sos más efi­cien­tes y más sim­ples. Y co­mo la tec­no­lo­gía ha­ce par­te de su tra­ba­jo, tie­nen más tiem­po pa­ra ha­cer de abo­ga­dos.

Le­xidy es la prue­ba pal­pa­ble de que la abo­ga­cía y la tec­no­lo­gía son com­pa­ti­bles.

Eso pen­sa­mos. Soy un apa­sio­na­do de la tec­no­lo­gía, así que siem­pre he te­ni­do muy en cuen­ta las ven­ta­jas que po­día apor­tar en nues­tra prác­ti­ca, en un ca­mino ha­cia la in­no­va­ción. In­du­da­ble­men­te la abo­ga­cía es un ám­bi­to muy tra­di­cio­nal, pe­ro en Le­xidy es­ta­mos de­mos­tran­do que abrién­do­nos a la tec­no­lo­gía po­de­mos con­se­guir que nues­tros pro­ce­sos sean más efi­cien­tes y, al tiem­po, re­du­cir cos­tes y es­truc­tu­ra. Es­te en­fo­que nos per­mi­te un mo­de­lo de ne­go­cio al­ta­men­te com­pe­ti­ti­vo. Hoy en día, gra­cias a unas he­rra­mien­tas di­gi­ta­les, un des­pa­cho pe­que­ño pue­de plan­tar­le ca­ra a una fir­ma es­ta­ble­ci­da con gran es­truc­tu­ra, sien­do más di­ná­mi­co.

Pe­ro la tec­no­lo­gía no re­em­pla­za al abo­ga­do.

¡No! El abo­ga­do se ba­sa en ella pa­ra tra­ba­jar de otra ma­ne­ra. Una cal­cu­la­do­ra no sus­ti­tu­ye al ma­te­má­ti­co: ha­ce el tra­ba­jo que no es pre­ci­so que ha­ga él ¿Por qué tar­dar va­rias se­ma­nas en cons­ti­tuir una so­cie­dad, con al­tos cos­tes en no­ta­ría, cuan­do es po­si­ble ha­cer­lo en ape­nas unos clics? Es­to, que es una reali­dad en paí­ses co­mo Reino Uni­do, to­da­vía no pue­de ha­cer­se en Es­pa­ña, pe­ro lle­ga­rá. Las he­rra­mien­tas tec­no­ló­gi­cas no nos re­em­pla­zan, pe­ro nos per­mi­ten pro­fe­sio­na­li­zar la ca­li­dad de los ser­vi­cios que ofre­ce­mos y ga­nar tiem­po pa­ra lo que real­men­te im­por­ta, que es en­ten­der lo que ne­ce­si­ta el clien­te y ase­so­rar­le, en nues­tro ca­so, bá­si­ca­men­te en las áreas del de­re­cho mer­can­til, fis­cal, in­mo­bi­lia­rio y ex­tran­je­ría.

Ade­más, la trans­for­ma­ción di­gi­tal es más que tec­no­lo­gía: se tra­ta de nue­vos pa­ra­dig­mas cen­tra­dos en el clien­te. Su éxi­to no de­ja de de­pen­der del fac­tor hu­mano, la vo­lun­tad y la ca­pa­ci­dad pa­ra ope­rar de ma­ne­ra di­fe­ren­te a tra­vés de ella. Y, cu­rio­sa­men­te, la tec­no­lo­gía hu­ma­ni­za más la abo­ga­cía, de­jan­do más es­pa­cio a las emo­cio­nes, a la in­te­li­gen­cia, a la crea­ti­vi­dad… En Le­xidy tra­ta­mos de com­pa­gi­nar el as­pec­to tra­di­cio­nal y con­so­li­da­do de los bu­fe­tes más con­ven­cio­na­les, en la par­te del ex­per­ti­se y know-how, con la vi­sión de un ex­pe­ri­men­to pio­ne­ro, en cuan­to a los pro­ce­sos y tra­to con el clien­te.

¿Lo que plan­tea es una evo­lu­ción o una re­vo­lu­ción?

Es una evo­lu­ción por­que se tra­ta de un cam­bio en la ma­ne­ra de ha­cer, man­te­ni­do en el tiem­po, pe­ro es tam­bién una re­vo­lu­ción por­que rom­pe con lo que has­ta aho­ra ha si­do la nor­ma. Qui­zá, in­clu­so po­dría­mos de­cir que se tra­ta de una evo­lu­ción re­vo­lu­cio­na­ria. Pró­xi­ma­men­te, in­vi­ta­do por el Illus­tre Col.le­gi de l’ad­vo­ca­cia de Bar­ce­lo­na, da­ré una con­fe­ren­cia so­bre Trans­for­ma­ción di­gi­tal en los des­pa­chos de abo­ga­dos. El pro­ce­so ya es­tá en mar­cha y es im­pa­ra­ble, por lo que se­ría bueno que las uni­ver­si­da­des orien­ta­rán a sus alum­nos ha­cia ese cam­bio.

¿Cam­bio en la ma­ne­ra de fun­cio­nar in­ter­na­men­te y con sus clien­tes?

Sí, por ejem­plo, en Le­xidy la cap­ta­ción del clien­te se rea­li­za bá­si­ca­men­te on­li­ne don­de, gra­cias a un mun­do glo­ba­li­za­do, ca­da vez son más las cor­po­ra­cio­nes ex­tran­je­ras que quie­ren ope­rar en Es­pa­ña, o par­ti­cu­la­res que quie­ren fi­jar en es­te país su lugar de re­si­den­cia. Pe­ro de­trás del apo­yo tec­no­ló­gi­co en Le­xidy siem­pre es­tá el abo­ga­do, un abo­ga­do cua­li­fi­ca­do que tra­ba­ja con la vi­sión de que su ase­so­ra­mien­to sea de ayu­da, con un len­gua­je fá­cil de com­pren­der y rá­pi­do. Así he­mos fun­cio­na­do des­de el pri­mer día y así se­gui­mos cre­cien­do, con­ti­nuan­do nues­tra ex­pan­sión a más ciu­da­des e in­clu­so otras ju­ris­dic­cio­nes, siem­pre ha­cien­do uso de nues­tro mo­tor di­gi­tal.

Lo que nun­ca de­be­mos sub­es­ti­mar es nues­tra ca­pa­ci­dad de ha­cer­nos pre­gun­tas, que es al­go in­trín­se­ca­men­te hu­mano.

 ??  ??
 ??  ??

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain