Ayu­so ben­di­ce Ca­ta­lun­ya Su­ma pa­ra las elec­cio­nes: “No vol­va­mos a errar”

Arri­ma­das plan­tea ex­ten­der el po­si­ble pac­to con el PP a Galicia y el País Vasco

La Vanguardia - - POLÍTICA - SER­GI QUITIAN LEO­NOR MA­YOR OR­TE­GA

Lo pro­pu­so an­tes de las elec­cio­nes del 10 de no­viem­bre y re­do­bló es­fuer­zos tras el ba­ta­ca­zo de Cs en las ur­nas, pe­ro no ha si­do has­ta aho­ra, con el tri­ple ho­ri­zon­te elec­to­ral en Ca­ta­lun­ya, País Vasco y Galicia ya en el ta­ble­ro, cuan­do el PP ha lo­gra­do atraer a la for­ma­ción na­ran­ja ha­cia la idea de una unión elec­to­ral del cen­tro­de­re­cha cons­ti­tu­cio­na­lis­ta.

Una apues­ta que la pre­si­den­ta de la Co­mu­ni­dad de Ma­drid, Isa­bel Díaz Ayu­so, reivin­di­có ayer apro­ve­chan­do su vi­si­ta a Bar­ce­lo­na en el fo­ro Agen­das Cru­za­das Ma­dri­dbar­ce­lo­na del Círcu­lo Ecues­tre. “Ini­cia­ti­vas co­mo Ca­ta­lun­ya Su­ma son im­pres­cin­di­bles pa­ra las pró­xi­mas elec­cio­nes au­to­nó­mi­cas”, pro­cla­mó, sin am­ba­ges, la je­fa del Eje­cu­ti­vo au­to­nó­mi­co. El ar­gu­men­to con el que apo­yó su ofer­ta es tan sen­ci­llo co­mo con­vin­cen­te: “La his­to­ria nos de­mues­tra que di­vi­di­dos nos va peor”, ra­zo­nó Ayu­so, po­nien­do co­mo ejem­plo la úl­ti­ma con­tien­da elec­to­ral. Y es que la di­ri­gen­te po­pu­lar ase­gu­ró que si hu­bie­ran abor­da­do es­te acuer­do an­tes del 10-N “hoy Pa­blo Ca­sa­do se­ría pre­si­den­te y Al­bert Ri­ve­ra su vi­ce­pre­si­den­te”. De he­cho, en su mo­men­to el PP ya pu­so nú­me­ros a la ecua­ción y ase­gu­ró que Es­pa­ña Su­ma ha­bría se­lla­do 20 es­ca­ños más que los 98 que hoy tie­nen po­pu­la­res y na­ran­jas, y con ello se­rían pri­me­ra fuer­za en el Con­gre­so.

“No po­de­mos vol­ver a errar des­pués de lo de no­viem­bre”, re­su­mió Ayu­so en­tre aplau­sos de la au­dien­cia en el Círcu­lo Ecues­tre. Pa­ra ello, la lí­der del Eje­cu­ti­vo ma­dri­le­ño pi­dió a PP y Cs que ac­túen con “al­tu­ra de mi­ras, ce­dan y aban­do­nen egos”.

La no­ci­va al­ter­na­ti­va, a ojos de Ayu­so, es un “des­mem­bra­mien­to del cen­tro­de­re­cha li­be­ral” que, co­mo se vio en las ge­ne­ra­les, tien­de una “al­fom­bra ro­ja pa­ra un go­bierno in­ter­ven­cio­nis­ta y li­ber­ti­ci­da en la Mon­cloa”, con­tra el que no re­pa­ró en crí­ti­cas por sus víncu­los con el in­de­pen­den­tis­mo: acu­só a Pe­dro Sán­chez de pen­sar que es­tá por en­ci­ma de la ley y le afeó que “es­tá ca­yen­do en los vie­jos erro­res de otor­gar pri­vi­le­gios a la des­leal­tad en lu­gar de li­de­rar una al­ter­na­ti­va cons­ti­tu­cio­na­lis­ta al na­cio­na­lis­mo”.

La ben­di­ción de Ayu­so a una coa­li­ción elec­to­ral en­tre po­pu­la­res y na­ran­jas con vis­tas a las elec­cio­nes ca­ta­la­nas, vas­cas y gallegas de es­te

La di­ri­gen­te de Cs des­car­ta con­tar con Vox y tan­tea a un PSC que ayer mis­mo ya re­cha­zó la pro­pues­ta

año lle­ga des­pués de que ayer por la ma­ña­na Arri­ma­das anun­cia­se que con­sul­ta­rá con la ges­to­ra de su par­ti­do la po­si­bi­li­dad y las fór­mu­las pa­ra ce­rrar esa alian­za, que ha bau­ti­za­do co­mo “me­jor uni­dos”.

La idea ya pla­nea­ba por el Par­la­ment des­de el miér­co­les, cuan­do Quim To­rra anun­ció que con­vo­ca­rá elec­cio­nes tras la apro­ba­ción de los pre­su­pues­tos. Pe­ro el jue­ves, Arri­ma­das se mos­tró pru­den­te y pi­dió “so­sie­go” al tiem­po que re­cla­mó “una re­fle­xión pro­fun­da y de lar­go al­can­ce” so­bre el asun­to.

El he­cho de que aún no se co­noz­ca la fe­cha de los co­mi­cios en Ca­ta­lun­ya, uni­do a que Arri­ma­das no to­ma­rá el con­trol de Cs has­ta me­dia­dos de mar­zo, fre­na­ban la de­ci­sión. Pe­ro en só­lo un día, Arri­ma­das aca­bó de des­ho­jar la mar­ga­ri­ta y se lan­zó a la pis­ci­na. Qui­zá con idea de ade­lan­tar­se al PP, la di­ri­gen­te de Cs anun­ció ayer que bus­ca­rá ese pac­to elec­to­ral con los po­pu­la­res pa­ra Ca­ta­lun­ya, que cuen­ta con la so­cie­dad ci­vil de Ca­ta­lun­ya, pe­ro en nin­gún ca­so con la pre­sen­cia de Vox.

Ade­más, Arri­ma­das que­ría atraer a los so­cia­lis­tas ca­ta­la­nes, aun­que su pri­mer se­cre­ta­rio, Mi­quel Ice­ta, ya lo re­cha­zó ayer en el con­gre­so del PSC de Bar­ce­lo­na: “Gra­cias, Inés. Con no­so­tros no cuen­tes. Eso nos de­ja el ca­mino más an­cho”.

MANÉ ES­PI­NO­SA

Isa­bel Díaz Ayu­so inau­gu­ró ayer el fo­ro de Agen­das Cru­za­das Ma­drid-bar­ce­lo­na del Círcu­lo Ecues­tre de la ca­pi­tal ca­ta­la­na

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.