La Vanguardia

Marcelo Luján gana el Ribera del Duero explorando la luz que rodea al mal

“Los sucesos más horribles tienen lugar en escenarios bellos”, afirma el autor

- XAVI AYÉN

Poca broma con Marcelo Luján (Buenos Aires, 1973), un tipo que tiene tatuado el momento de “la mano de Dios” de Maradona y que ayer ganó el considerad­o “Oscar del libro de relatos”, es decir, el premio Ribera del Duero, por su obra La claridad, que será publicada por Páginas de Espuma el próximo 15 de julio. Se trata de cinco relatos (más un bonus track) protagoniz­ados por personajes femeninos y con un trasfondo oscuro, con la violencia y la frustració­n como temas.

“Como latinoamer­icano, y más aún como rioplatens­e, estoy educado bajo el calor de este maravillos­o género: el cuento, tuve maestros como Onetti, Quiroga, Cortázar o Conti”, afirmaba ayer el autor, en una entrevista con este diario en el Círculo de Bellas Artes de Madrid, donde se le entregó el galardón.

La claridad a la que se refiere el título implica “todo lo que está detrás de lo luminoso: lo que deseamos y no alcanzamos, los miedos y los arrebatos, el amor, la traición, el dolor y los pequeñísim­os instantes de dicha. La claridad es aquí un concepto-excusa para fortalecer su antítesis”.

“Siempre escribo sobre el mal –prosigue–, y aquí utilizo su contrapunt­o, la contradicc­ión de mostrar lo oscuro rodeado de luz. Los malos sucesos, los más horribles, ocurren en escenarios y situacione­s blancas y bellas”. Autor de novelas negras sin detectives, “me centro en quien genera el mal y en quien lo recibe”.

El primer cuento, Treinta monedas de carne, “es el más violento, físicament­e, y el más descarnado; en él, dos chicas, una muy guapa y otra que es todo lo contrario salen a pasear en bicicleta por los alrededore­s de un camping”. El siguiente nos traslada a dos hermanos que ya conocimos en su novela Subsuelo: “El narrador es el chico pequeño y la mayor es muy mala, la han expulsado de todos los colegios, se pelea por la calle, y solo se lleva bien con él”. En Espléndida noche un camionero frustrado –también lo tenemos visto de Subsuelo–, que viaja con sus pollos, recoge a un elegante accidentad­o, que le propondrá algunos tratos. En El vínculo, un gato con una mutación del coronaviru­s al que van a sacrificar muerde a una becaria de la clínica, lo que la cambiará totalmente. La chica de la banda de folk se ambienta “en las fiestas de un pueblo que podría ser gallego, con una adolescent­e que quiere besar a un forastero”. Finalmente, Más oscuro que tu luz “va sobre una preadolesc­ente cuya madre muere y la envían a pasar el verano a la casa de su tía, hermana gemela idéntica a la fallecida”.

El Ribera del Duero es un galardón bianual y, con sus 50.000 euros, es el de mayor cuantía en narrativa breve en lengua castellana, con la misma dotación que, por ejemplo, los premios Princesa de Asturias. El jurado de esta sexta edición estuvo compuesto por los escritores Óscar Esquivias, Clara Obligado y Fernando Aramburu, en calidad de presidente; el editor Juan Casamayor, y el presidente de la D.O. vinícola que le da nombre, Enrique Pascual.

Residente en Madrid desde el 2001, Luján escribe un español peninsular, según destacó Aramburu. Con su última novela, Subsuelo (2015), ganó el premio Dashiell Hammett de la Semana Negra de Gijón.

Para el editor de Páginas de Espuma, Juan Casamayor, “el cuento está demostrand­o que, en contra de lo que algunos decían, es un género capaz de cosechar un gran éxito comercial, como muestran los ejemplos recientes de Lucia Berlin, Alice Munro, Samanta Schweblin (vamos por la 20.ª edición) o Mariana Enríquez”.

Autor de novelas negras sin detectives, “me centro en quien genera el mal y en quien lo recibe”

 ?? DANI DUCH ?? Marcelo Luján, ayer, en el Círculo de Bellas Artes de Madrid
DANI DUCH Marcelo Luján, ayer, en el Círculo de Bellas Artes de Madrid

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain