Ega­sen fa­bri­ca­rá en Ga­li­cia ma­qui­na­ria que hoy im­por­ta

La fir­ma pon­te­ve­dre­sa pro­du­ci­rá re­duc­to­res in­dus­tria­les que com­pra en China y Tur­quía Cons­trui­rá pa­ra ello una nue­va plan­ta en Pon­te Caldelas

La Voz de Galicia (A Coruña) - Mercados - - EMPRESAS - Mar­cos Ga­go

Con cer­ca de 30 años de vi­da, la empresa pon­te­ve­dre­sa Ega­sen, con ba­se en el po­lí­gono de O Cam­pi­ño, as­pi­ra a con­quis­tar el mer­ca­do de los re­duc­to­res in­dus­tria­les en fá­bri­cas de Amé­ri­ca y la UE. En la ac­tua­li­dad, ya dis­po­ne de una ba­se de co­mer­cia­li­za­ción en Es­pa­ña y Por­tu­gal. Pa­ra con­se­guir ese sal­to al otro la­do del Atlán­ti­co, así co­mo a paí­ses tan exi­gen­tes co­mo Francia o Ita­lia, Ega­sen cons­trui­rá una plan­ta de 1.500 me­tros cua­dra­dos en el par­que em­pre­sa­rial de A Reigosa (Pon­te Caldelas), que pre­vé inau­gu­rar a fi­na­les de es­te año. Las ven­ta­jas de es­ta ini­cia­ti­va in­clu­yen una pro­duc­ción per­so­na­li­za­da y adap­ta­da a las ne­ce­si­da­des de ca­da clien­te, con un se­llo eu­ro­peo y la com­ple­ta su­per­vi­sión del con­trol de ca­li­dad de sus pro­duc­tos. Y es que no es lo mis­mo uti­li­zar en una fá­bri­ca un apa­ra­to fa­bri­ca­do en Ga­li­cia, que en China o Tur­quía, paí­ses des­de don­de los co­mer­cia­li­za­do­res es­pa­ño­les se ven obli­ga­dos a im­por­tar es­tas má­qui­nas ante la fal­ta de ofer­ta in­ter­na en la Pe­nín­su­la. La pro­pues­ta se li­mi­ta a los re­duc­to­res, los mo­to­res se­gui­rán im­por­tán­do­se.

Los re­duc­to­res in­dus­tria­les son ele­men­tos de trans­mi­sión de po­ten­cia y fun­cio­nan con un mo­tor eléc­tri­co, re­du­cien­do la ve­lo­ci­dad y au­men­tan­do el par, la fuer­za de sa­li­da de cin­tas trans­por­ta­do­ras en fac­to­rías, ba­jan­do la ve­lo­ci­dad de la ma­qui­na­ria, por ci­tar un ejem­plo. Tam­bién tie­nen en­ca­je en es­te sec­tor los mo­li­ne­tes de an­clas en el ám­bi­to na­val.

El ge­ren­te de Ega­sen, Juan Jo­sé Ba­rrei­ro, ex­pli­ca de for­ma muy grá­fi­ca en qué con­sis­te es­te pro­duc­to. Cum­ple la mis­ma fun­ción que una ca­ja de cam­bios en un co­che. «Cuan­do con­du­ces no vas siem­pre a 120 o a 40 ki­ló­me­tros por ho­ra, lo ha­ces se­gún la ca­rre­te­ra y vas cam­bian­do de mar­cha pa­ra ade­cuar el mo­tor a la ve­lo­ci­dad. Los re­duc­to­res in­dus­tria­les ha­cen lo mis­mo, pe­ro en vez de en co­ches, en fá­bri­cas», re­sal­ta.

En la ac­tua­li­dad, en la na­ve de O Cam­pi­ño los ope­ra­rios re­ci­ben las pie­zas que com­po­nen los re­duc­to­res des­de dis­tin­tos lu­ga­res del mun­do. Allí los en­sam­blan y adap­tan pa­ra su pos­te­rior dis­tri­bu­ción a sus clien­tes. No tie­nen con­trol per­ma­nen­te so­bre la ca­li­dad, ni so­bre los tiem­pos de su­mi­nis­tro, por­que se pro­du­cen fue­ra.

Con la nue­va fá­bri­ca, se agi­li­za­rá el pro­ce­so. Ba­rrei­ro ha­ce mu­cho én­fa­sis en que sus clien­tes ten­drán más ga­ran­tías de ca­li­dad por­que se su­per­vi­sa­rá to­do en Pon­te Caldelas. Un se­llo de ca­li­dad de la UE es mu­cho más exi­gen­te y apor­ta una ma­yor se­gu­ri­dad a los com­pra­do­res. «Que­re­mos pa­sar de un pro­duc­to muy es­tan­da­ri­za­do y po­co fle­xi­ble, a ha­cer al­go más fle­xi­ble, dán­do­le un so­por­te de in­ge­nie­ría al clien­te, unos pla­zos de en­tre­ga prác­ti­ca­men­te in­me­dia­tos y, so­bre to­do, que po­de­mos es­co­ger mu­chas es­pe­ci­fi­ca­cio­nes más allá del pro­duc­to es­tán­dar co­mo va­lor aña­di­do», re­cal­ca. Es­te úl­ti­mo fac­tor es una se­gu­ri­dad pa­ra los com­pra­do­res y tam­bién pa­ra la fir­ma pon­te­ve­dre­sa. Así se aho­rran mu­chos po­ten­cia­les que­bra­de­ros de ca­be­za.

SER­VI­CIO B2B

Ega­sen dis­po­ne de un ser­vi­cio B2B, una apli­ca­ción de in­tra­net que cum­ple la fun­ción de pá­gi­na se­gu­ra a ni­vel in­terno y a don­de ac­ce­de ca­da clien­te pa­ra ver, de for­ma per­so­na­li­za­da, sus pre­cios, pe­di­dos y es­ta­do de sus en­car­gos. Es un área que ga­na­rá más pe­so en el fu­tu­ro.

| RAMÓN LEI­RO

Ba­rrei­ro mues­tra re­duc­to­res in­dus­tria­les de im­por­ta­ción.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.