Pre­pa­ra­ti­vos Los no­vios, ca­da vez más in­for­ma­dos y más exi­gen­tes

Pro­li­fe­ran las fe­rias de bo­das, webs y pu­bli­ca­cio­nes es­pe­cia­li­za­das si bien los pro­fe­sio­na­les aler­tan al res­pec­to

La Voz de Galicia (Pontevedra) - Especial2 - - Reportaje - D.F. LA VOZ

Aun­que el sec­tor nup­cial ha­ya si­do se­gu­ra­men­te uno de los que me­jor ha so­bre­lle­va­do la cri­sis, des­de to­dos los ám­bi­tos re­la­cio­na­dos con la ce­le­bra­ción de una bo­da —des­de las tien­das de tra­jes de no­via has­ta los pa­zos, cá­te­ri­ngs o res­tau­ran­tes pa­san­do por las dis­co­te­cas mó­vi­les, las agencias de via­jes o los fo­tó­gra­fos— cons­ta­tan que aque­llo de que «un día es un día y se ti­ra la ca­sa por la ven­ta­na si ha­ce fal­ta» ha pa­sa­do a la his­to­ria.

Hoy los no­vios se preo­cu­pan mu­cho más de afi­nar cual­quier de­ta­lle que pu­die­ra per­mi­tir­les aho­rrar unos eu­ros y bus­can aquí y allá ofer­tas. Lu­ga­res en los que ha­cer­lo no les fal­tan. Pro­li­fe­ran las fe­rias re­la­cio­na­das con el mun­do de las bo­das, las pu­bli­ca­cio­nes es­pe­cia­li­za­das y las webs. En In­ter­net exis­ten de­ce­nas de por­ta­les y blogs con in­fi­ni­dad de con­se­jos pa­ra la or­ga­ni­za­ción de to­do lo re­la­cio­na­do con un bo­da, in­clu­yen­do pla­nings y ca­len­da­rios que pue­den ser de uti­li­dad.

Con to­do, los pro­fe­sio­na­les aler­tan de que con­vie­ne te­ner mu­cho cui­da­do con al­gu­nas de esas «gran­des ofer­tas» que se anun­cian, ya que en oca­sio­nes pue­den ir acom­pa­ña­das de una mer­ma en ca­li­dad de los pro­duc­tos o de los ser­vi­cios que pue­de po­ner en pe­li­gro el buen desen­la­ce de la ce­le­bra­ción.

De ahí que in­ci­dan una y otra vez en la im­por­tan­cia de con­tar con el ase­so­ra­mien­to in­di­ca­do de al­guien con con­tras­ta- da ex­pe­rien­cia y de de­mos­tra­da con­fian­za.

Una de las re­cien­tes ten­den­cias que ha con­lle­va­do es­ta ne­ce­si­dad del aho­rro es la ca­da vez más fre­cuen­te rea­li­za­ción de las bo­das en fin­cas par­ti­cu­la­res con­tan­do pa­ra ello con los ser­vi­cios de una empresa de cá­te­ri­ng. Es­tas em­pre­sas pue­den su­mi­nis­trar des­de la car­pa has­ta los ser­vi­cios de res­tau­ra­ción.

Aún así, lo más ha­bi­tual si­gue sien­do re­ser­var pa­ra el ban­que­te nup­cial un sa­lón en un res­tau­ran­te o en un pa­zo, si bien se cons­ta­ta que tan­to el nú­me­ro de in­vi­ta­dos co­mo el im­por­te de los me­nús se ha re­du­ci­do sen­si­ble­men­te.

El cui­da­do de los de­ta­lles es im­por­tan­te has­ta el úl­ti­mo mi­nu­to

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.