Trump y Pu­tin no cie­rran la puer­ta a un ca­ra a ca­ra pe­se al in­cre­men­to de las ten­sio­nes

La Voz de Galicia (Pontevedra) - - Internacional -

Ni la vuel­ta a la Gue­rra Fría pro­nos­ti­ca­da por el se­cre­ta­rio ge­ne­ral de la ONU, An­tó­nio Gu­te­rres, ni bom­bar­deos ni ame­na­zas pa­re­cen apa­gar los de­seos de Do­nald Trump y Vla­di­mir Pu­tin de bus­car un pun­to de en­cuen­tro. El pre­si­den­te de EE.UU. si­gue con ga­nas de re­unir­se con su par ru­so, se­gún anun­ció ayer la por­ta­voz Sa­rah H. San­ders. «Tie­ne la sen­sa­ción de que es me­jor pa­ra el mun­do si se lle­van bien», aña­dió. El ca­ra a ca­ra de­pen­de­rá de los pró­xi­mos pa­sos de Ru­sia, acla­ró. «Te­ne­mos cla­ro nues­tra po­si­ción y es­pe­ra­mos que mo­di­fi­quen su com­por­ta­mien­to», apun­tó.

El Krem­lin es­tá tam­bién en la lí­nea del acer­ca­mien­to. Su por­ta­voz, Dmi­tri Pes­kov, se­ña­ló ayer que es­pe­ra ins­tau­rar un «diá­lo­go» con Was­hing­ton pe­se a «to­do el da­ño» que su­frie­ron las re­la­cio­nes en­tre las dos po­ten­cias, gol­pea­das por se­gun­da vez por los bom­bar­deos oc­ci­den­ta­les con­tra el ré­gi­men de Da­mas­co.

«Es­pe­ra­mos que con el tiem­po, cuan­do nues­tros co­le­gas es­ta­dou­ni­den­ses ha­yan re­suel­to sus pro­ble­mas in­ter­nos, se ini­cie un diá­lo­go, a pe­sar de to­do el da­ño que han su­fri­do las re­la­cio­nes bi­la­te­ra­les por cul­pa de Was­hing­ton», de­cla­ró a la pren­sa.

A prin­ci­pios de abril, el Krem­lin ha­bía in­for­ma­do que Trump ha­bía in­vi­ta­do a Pu­tin a la Ca­sa Blan­ca en una conversación te­le­fó­ni­ca el 20 de mar­zo. Los dos se reunie­ron por pri­me­ra vez el pasado año al mar­gen de la cum­bre del G20 en Ham­bur­go.

San­cio­nes fu­tu­ras

La Ad­mi­nis­tra­ción Trump to­da­vía no ha de­ci­di­do la nue­va tan­da de san­cio­nes con­tra Ru­sia por su apo­yo al ré­gi­men de Ba­char al Asad, que se­rían las ter­ce­ras en las úl­ti­ma cua­tro se­ma­nas. «Es­ta­mos con­si­de­ran­do san­cio­nes adi­cio­na­les a Ru­sia y to­ma­re­mos una de­ci­sión en un fu­tu­ro cer­cano», di­jo San­ders, des­min­tien­do a la em­ba­ja­do­ra es­ta­dou­ni­den­se an­te la ONU, Nik­ki Ha­ley, que el do­min­go ha­bía da­do por he­cho que se anun­cia­rían ayer. Ha­ley tam­bién ade­lan­tó que es­ta­rían di­ri­gi­das con­tra em­pre­sas y pro­duc­tos re­la­cio­na­dos con Al Asad o con las ar­mas quí­mi­cas.

El mi­nis­tro Ser­guéi La­vrov de­cla­ró ayer que Oc­ci­den­te ac­túa con «una ló­gi­ca muy ex­tra­ña», tan­to en el ca­so del en­ve­ne­na­mien­to del es­pía Skri­pal co­mo en Si­ria, pri­me­ro se to­man re­pre­sa­lias y des­pués se bus­can prue­bas, ase­gu­ró. Pe­se a ello, sub­ra­yó que si­guen exis­tien­do los ca­na­les de co­mu­ni­ca­ción con Was­hing­ton y que no hay una con­fron­ta­ción a la vis­ta.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.