SEP­TIEM­BRE, OTRO AGOS­TO PA­RA EL EM­PLEO

Sep­tiem­bre es un buen mes pa­ra reac­ti­var la bús­que­da, es­pe­cial­men­te pa­ra aque­llos pro­fe­sio­na­les con un per­fil más téc­ni­co Los gran­des sec­to­res in­dus­tria­les to­man el re­le­vo de la hos­te­le­ría co­mo mo­tor de la con­tra­ta­ción

La Voz de Galicia (A Coruña) - Mercados - - PORTADA - G. Le­mos

AUN­QUE TRAS EL FIN DEL VE­RANO ACA­BAN MI­LES DE CON­TRA­TOS EN LA HOS­TE­LE­RÍA, LAS AGENCIAS DE CO­LO­CA­CIÓN SE­ÑA­LAN QUE SEP­TIEM­BRE ES UN MES IDEAL PA­RA REANU­DAR LA BÚS­QUE­DA DE TRA­BA­JO, ES­PE­CIAL­MEN­TE PA­RA TRA­BA­JA­DO­RES CON PER­FIL TÉC­NI­CO, POR EL RE­PUN­TE DE LA AC­TI­VI­DAD IN­DUS­TRIAL TRAS EL PA­RÓN ES­TI­VAL

El ve­rano es, sin du­da, la es­ta­ción es­tre­lla pa­ra el mer­ca­do de tra­ba­jo, que se ve fa­vo­re­ci­do por los mi­les de con­tra­tos tem­po­ra­les que se fir­man pa­ra aten­der los pi­cos de ac­ti­vi­dad en sec­to­res cla­ve de la eco­no­mía, co­mo el tu­ris­mo o el co­mer­cio. El fin de la cam­pa­ña es­ti­val se tra­du­ci­rá, co­mo to­dos los años, en un des­cen­so en las ci­fras de afi­lia­dos a la Se­gu­ri­dad So­cial y un re­pun­te del paro. Na­da nue­vo. Pe­ro es­to no quie­re de­cir que en­con­trar un pues­to de tra­ba­jo sea una ta­rea im­po­si­ble a par­tir de sep­tiem­bre.

Al con­tra­rio, los ex­per­tos de­fien­den que el ini­cio del cur­so es uno de los me­jo­res mo­men­tos pa­ra ponerse a bus­car em­pleo. «Sep­tiem­bre es de los me­jo­res mo­men­tos pa­ra reac­ti­va la bús­que­da de em­pleo, que a me­nu­do se pa­ra­li­za du­ran­te las vacaciones», de­fien­de Eduar­do Adán, di­rec­tor co­mer­cial del Gru­po Nor­tem­po, que se­ña­la que en es­tos me­ses que si­guen al ve­rano las em­pre­sas de­fi­nen sus es­tra­te­gias pa­ra el año, se per­fi­lan nue­vos pro­yec­tos que aco­me­te­rán y de­ter­mi­nan las ne­ce­si­da­des de per­so­nal pa­ra lle­var­los a ca­bo. «To­dos vol­ve­mos de las vacaciones con las pi­las car­ga­das, tam­bién los di­rec­ti­vos, que vie­nen con ga­nas de reac­ti­var pro­yec­tos, por eso pa­ra no­so­tros sep­tiem­bre sue­le ser un buen mes en pro­ce­sos de se­lec­ción», aña­de Adán.

Y es que tras unas se­ma­nas fun­cio­nan­do a me­dio gas, el mes que vie­ne los gran­des mo­to­res de la eco­no­mía ga­lle­ga se reac­ti­va­rán to­dos a la vez. Lo ha­rá la in­dus­tria de la au­to­mo­ción, que en ve­rano se po­ne al ra­len­tí e in­clu­so en al­gu­nos ca­sos pa­ra­li­za unas se­ma­nas su pro­duc­ción, que re­lan­za con fuer­za en sep­tiem­bre. Tam­bién con la in­dus­tria ali­men­ta­ria y con la tex­til, «cu­ya cam­pa­ña se ha ade­lan­ta­do, ha em­pe­za­do ya en agos­to, pe­ro el pró­xi­mo se­rá un mes de pi­co de con­tra­ta­ción», apun­ta el ex­per­to, que des­ta­ca que «las tres in­dus­trias cla­ves en Ga­li­cia vi­ven en sep­tiem­bre su par­ti­cu­lar agos­to». Pe­ro no son las úni­cas, ya que co­mo re­cuer­da el res­pon­sa­ble de Nor­tem­po hay otros sec­to­res que tam­bién se han con­ver­ti­do en pun­ta­les del em­pleo en la co­mu­ni­dad, co­mo la in­dus­tria del me­tal y el alu­mi­nio en la co­mar­ca de San­tia­go.

Aun­que los ex­per­tos coin­ci­den en se­ña­lar que hay un re­pun­te de la ac­ti­vi­dad en sep­tiem­bre, con más pro­ce­sos de se­lec­ción y can­di­da­tos, tam- bién ma­ti­zan que con el em­pleo no ocu­rre co­mo con los gim­na­sios, a los que lle­ga una ava­lan­cha de nue­vos usua­rios car­ga­dos de bue­nos pro­pó­si­tos. «Nor­mal­men­te quien ne­ce­si­ta un em­pleo sue­le es­tar ac­ti­vo du­ran­te to­do el año», ex­pli­ca Al­ba Fon­tán, res­pon­sa­ble co­mer­cial de Adec­co en A Co­ru­ña, que ma­ti­za que «en sep­tiem­bre lo que se no­ta es que hay más gen­te que quie­re dar un cam­bio en su ca­rre­ra la­bo­ral o de es­tu­dian­tes que aca­ba­ron su ca­rre­ra en ju­nio pe­ro que se to­ma­ron un des­can­so en el ve­rano y em­pie­zan a bus­car em­pleo».

AU­GE DEL «BIG DA­TA»

Los que tie­nen más opor­tu­ni­da­des de co­lo­car­se, se­ña­lan en las agencias de em­pleo, son aque­llos que cuen­tan con un per­fil más téc­ni­co. En­tre los pro­fe­sio­na­les más de­man­da­dos, Fon­tán des­ta­ca los ana­lis­tas de da­tos y to­dos los pro­fe­sio­na­les re­la­cio­na­dos con el big da­ta: «Vi­vi­mos en un mun­do de so­bre­in­for­ma­ción y las em­pre­sas ne­ce­si­tan ana­li­zar to­dos los da­tos que ma­ne­jan pa­ra sa­car el ma­yor ren­di­mien­to po­si­ble de ellos. Por eso re­cu­rren a ana­lis­tas o ex­per­tos en bu­si­ness in­te­lli­gen­ce, que pue­den ayu­dar en esa ta­rea».

Jun­to a es­te sec­tor, ci­ta otras pro­fe­sio­nes con gran sa­li­da en la ac­tua­li­dad, co­mo los in­ge­nie­ros, prin­ci­pal­men­te en te­le­co­mu­ni­ca­cio­nes o in­for­má­ti­ca y, a ser po­si­ble, «que tam­bién ten­gan un per­fil co­mer­cial pa­ra sa­ber ven­der los pro­duc­tos que desarrollan a las em­pre­sas».

Pe­ro no to­do son pues­tos pa­ra los que se re­quie­re gran for­ma­ción. Tam­bién hay opor­tu­ni­da­des pa­ra pro­fe­sio­na­les con ex­pe­rien­cia en el sec­tor lo­gís­ti­co (por ejem­plo, pre­pa­ra­do­res de pe­di­dos), pa­ra co­mer­cia­les y pa­ra te­le­ope­ra­do­res, «de los que siem­pre hay de­man­da, ya sea pa­ra ges­tión de re­cla­ma­cio­nes, se­gui­mien­to de clien­tes...».

Eso, y los ofi­cios. «Ca­da vez cues­ta más en­con­trar sol­da­do­res o car­pin­te­ros», ex­pli­ca Fon­tán. Por su par­te, Fon­tán ex­pli­ca que si la hos­te­le­ría es el sec­tor re­fu­gio que ge­ne­ra mi­les de opor­tu­ni­da­des la­bo­ra­les en pri­ma­ve­ra y ve­rano, una vez aca­ba­da la cam­pa­ña al­ta tu­rís­ti­ca mu­chos de esos em­plea­dos se en­gan­chan en otras ac­ti­vi­da­des, co­mo las re­la­cio­na­das con la pro­duc­ción in­dus­trial.

Ana­lis­tas de da­tos, in­ge­nie­ros, pre­pa­ra­do­res de pe­di­dos y ofi­cios, en­tre los per­fi­les con más sa­li­da

FOR­MA­CIÓN PRO­FE­SIO­NAL

Eso, pen­san­do en el pre­sen­te. Pe­ro si mi­ra­mos a unos años vis­ta, ¿ha­cia qué sec­to­res orien­ta­rían a los jó­ve­nes que aún es­tán in­de­ci­sos so­bre qué for­ma­ción pro­fe­sio­nal o ca­rre­ra es­co­ger? «El sec­tor es­tre­lla es el tec­no­ló­gi­co, no le ve­mos te­cho. Yo a mi hi­jo le di­ría que se en­fo­ca­se a las TIC», di­ce ro­tun­do Adán, que ex­pli­ca que las pre­vi­sio­nes apun­tan a que en los pró­xi­mos cua­tro años el sec­tor po­dría ge­ne­rar cer­ca de un mi­llón de em­pleos, y que esa gran de­man­da de mano de obra, uni­da a que no exis­te su­fi­cien­te per­so­nal cua­li­fi­ca­do pa­ra aten­der­la, ha­ce que sean em­pleos me­jor re­mu­ne­ra­dos.

Pe­ro no es el úni­co cam­po. Tam­bién ha­cen fal­ta pro­fe­sio­na­les en már­ke­ting y pu­bli­ci­dad on-li­ne, pa­ra adap­tar ne­go­cios tra­di­cio­na­les a la era di­gi­tal, y tam­bién re­co­mien­da los ci­clos re­la­cio­na­dos con ad­mi­nis­tra­ción y fi­nan­zas, «por­que más del 12 % de las ofer­tas de tra­ba­jo es­tán re­la­cio­na­dos con ellos».

En el mer­ca­do ga­lle­go, Adán des­ta­ca la al­ta de­man­da de ofi­cios in­dus­tria­les, co­mo «téc­ni­cos de man­te­ni­mien­to, me­ca­tró­ni­ca, res­pon­sa­bles de ca­li­dad...». Va­mos, que pa­ra te­ner una bue­na sa­li­da la­bo­ral no es im­pres­cin­di­ble un tí­tu­lo uni­ver­si­ta­rio, sino que la for­ma­ción pro­fe­sio­nal es­tá ca­da vez más de­man­da­da, so­bre to­do si se acom­pa­ña de idio­mas. Y es que el do­mi­nio del in­glés —y de una se­gun­da len­gua, si es po­si­ble— es una de las ma­yo­res ga­ran­tías de éxi­to en un pro­ce­so de se­lec­ción.

JUAN. S. G

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.