La Razón (Madrid) - Lifestyle

SUPERSIZE

Según el street style, se llevan las prendas XXL o dos tallas más grandes.

- Por Ana Ureña

enen los años 80 se hizo famosa una película norteameri­cana que se llamaba Cariño,

he encogido los niños. El padre de familia reducía a sus hijos a un tamaño poco más grande que una hormiga. Y recurrente­mente se me viene a la cabeza cada vez que sale a la calle Hailey Bieber con sus chaquetas XXXL. Ella ha encogido y su ropa se ha quedado igual. ¿Pero qué moda es esta? En inglés se conoce como huge siluette o silueta enorme y sus orígenes no son precisamen­te la costura. Una teoría de conspiraci­ón sartorial apunta a un episodio de Friends en el cual Joey se ponía todas las prendas del armario de Chandler. Una encima de otra. Según esta teoría poco contrastad­a, uno de los looks clave del desfile de otoño/invierno 2018 de Balenciaga estaba inspirado en este momento televisivo. Muchos memes después, el resto es historia... de la moda.

Uno de los primeros avistamien­tos de la prenda ‘superovers­ize’ en España fue Rosalía con un conjunto de Balmain en los premios MTV en Sevilla.

La idea de este estilismo que ha ido ensanchánd­ose hasta hoy es que parezca que eres la más pequeña de tres hermanos y que has heredado la chaqueta del uniforme del colegio del mayor, con el que te llevas cinco años. Resumiendo: que si tienes una talla 38, has comprado una chaqueta de la 44. Es lo contrario a cuando inviertes en un vestido una talla más pequeña pensando que vas a adelgazar.

En España, uno de los primeros avistamien­tos de la prenda superovers­ize fue cuando Rosalía apareció con un conjunto de Balmain en los premios MTV en Sevilla en el 2019. Ahora bien, a nivel internacio­nal, Hailey Bieber o Rihanna llevan usando chaquetas talla gigante desde hace años. Pero si pensabas que alguna de ellas era la culpable, piensa otra vez.

Pocas veces son los mismos famosos los que marcan la tendencia. Normalment­e son las estilistas que los visten en la sombra, o no tan en la sombra. A principios de los 2000, la estilista de las celebritie­s por excelencia era la neoyorquin­a Rachel Zoe. Llegó ser tan famosa como sus clientes y a tener su propio reality, en el que vivía pegada a una Blackberry y aterroriza­ba a sus becarios, que también acabaron teniendo realities. Fue la pionera del look boho chic y la responsabl­e de que se nos saturara con fotos de famosos en vestidos hippy largos, allá por el 2008. A ella le gustaba el look bohemio y se lo calzaba a todas sus clientas famosas. Hoy ese look que la distinguía a ella, a sus estilismos y a las famosas que vestía, ha sido desbancado por la ropa extragrand­e. ¿El artífice? Maeve Reilly. Es la nueva estilista del momento en Los Ángeles y ha decidido que lo que se lleva son las chaquetas masculinas cuatro tallas más grandes. Su portafolio de clientes incluye a Hailey Bieber o la mujer de Will Smith que le siguen el rollo. ¿Resultado? Un nuevo batallón de clones, con prendas enormes a sus espaldas. El caso es que las propuestas de los desfiles de moda la acompañan porque son muchos, desde Versace a Balmain, pasando por Louis Vuitton, los que proponen chaquetas y prendas de abrigo XXXL. Tengo una teoría infundada, por no decir inventada, que Reilly se inspiró en las gemelas Olsen a la hora de idear este look. Ashley y Mary Kate Olsen son tan diminutas que todas las chaquetas y los abrigos que llevan siempre les quedan gigantes. Se resisten a hacer

shopping en la sección joven de las tiendas y lo entiendo. Prefieren que todo les quede grande a ir de Ralph Lauren Kids. Reilly vio en ellas una silueta nueva, algo poco explotado en Los Ángeles donde se llevaban los vestidos tubo, casi pintados sobre la piel. Le dio el paso a la ropa holgada. ¿Y lo mejor? Ya no tendría que llevar a arreglar a La Retoucheri­e de su barrio las prendas de sus clientas famosas. “¿Te queda grande, Es que se lleva así”. Fin.

 ??  ??
 ??  ??
 ??  ??
 ??  ??

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain