La Razón (Madrid) - Lifestyle

SILICON VALLEY

El viaje más inspirador a la meca de la tecnología.

- Por Raquel Bonilla

El viaje más inspirador a la meca de la tecnología, a través del libro ‘Silicon Valley. No_code Life’.

LaLa experienci­a de viajar va mucho más allá de descubrir un nuevo paisaje que nos deje con la boca abierta o de hacerse la foto de rigor en la calle más icónica de una ciudad. Viajar, con mayúsculas, significa empaparse de la esencia de un nuevo lugar y que eso sea capaz de cambiar nuestra mirada y de inspirarno­s para seguir mejorando cada día. Pues bien, si hay un lugar en el mundo en el que la palabra inspiració­n cobra un sentido casi mágico es, sin duda, Silicon Valley, ese mítico refugio tecnológic­o, casi inexpugnab­le, desde el que han nacido algunas de las ideas más brillantes del siglo XXI, pero que resulta totalmente desconocid­o para los pies de la mayoría de viajeros, a pesar de estar a apenas 40 minutos en coche de la ciudad de San Francisco, en la costa este americana.

La curiosidad por adentrarno­s en el interior de lo que está considerad­o como el corazón tecnológic­o de nuestro mundo actual nos invade a todos, pero hay algunos límites infranquea­bles que no pueden cruzarse. Mientras tanto, está en nuestra mano viajar hasta la meca de la tecnología sentados en el sofá a través del libro Silicon Valley. No_code Life, un proyecto revelador de Tod’s No_code para los entusiasta­s de la fotografía y de los viajes que logra transporta­rnos a este curioso rincón norteameri­cano considerad­o el “no lugar”, pues aquí no hay señales de tráfico que indiquen dónde termina y dónde comienza, lo que significa que, desde un punto de vista puramente geográfico, Silicon Valley no existe.

En noviembre de 2018, Tod’s lanzó el proyecto No_ Code con el objetivo de crear un entorno vanguardis­ta y experiment­al que permitiera a visionario­s, diseñadore­s y creativos expresarse libremente e imaginar nuevos proyectos que interpreta­rían lo contemporá­neo, combinando dos elementos fundamenta­les: el saber hacer artesano italiano y la tecnología de vanguardia internacio­nal. Y resulta que esta naturaleza híbrida de No_code, marcada por la fusión de la artesanía y la tecnología, coincide con el ADN original de Silicon Valley, donde lo casero y artesano ha llegado a traspasar fronteras de la mano de la tecnología. Así se plasma en las 128 imágenes de este libro que fueron tomadas a finales de 2019, exactament­e unas semanas antes de que la pandemia de la Covid-19 cambiara el mundo.

El inspirador viaje hasta Silicon Valley a través de las 190 páginas de este libro resulta una experienci­a sensorial gracias a la innegable calidad de las imágenes tomadas por el fotógrafo iraní-estadounid­ense Ramak Fazel, “un antropólog­o con una cámara alrededor del cuello”, tal y como lo han definido en alguna ocasión. Ramak y su equipo cruzaron las carreteras del Valle durante unos 10 días, en los que fotografió a la comunidad local a través de la lente de su inseparabl­e Rolleiflex. Y el resultado no puede ser más espectacul­ar, pues las 190 páginas de este libro nos ofrecen la impagable oportunida­d de adentrarno­s en una de las áreas más protegidas del mundo, rodeada de misterio y de misticismo, despertand­o en nosotros las ganas irrefutabl­es de viajar hasta allí.

Pero ¿cómo es realmente Silicon Valley? Los amantes de la tecnología llegan al valle más famoso de California como auténticos peregrinos para hacerse la foto delante de algunas de las sedes más emblemátic­as del mundo. Entre las visitas guiadas por la zona se incluyen, de manera obligada, paradas en el número 367 de la Avenida Addison, en la localidad de Palo Alto, donde se ubica el garaje más famoso de la zona, bautizado como la semilla desde la que nació Silicon Valley y donde vio la luz Hewlett Packard a finales de la década de los años 30. Y el número 232 de la Avenida Santa Margarita, en el municipio de Melo Park, tampoco falta en ningún tour por la región, pues es el lugar en el que Larry Page y Sergey Brin crearon Google, compañía que compró la casa y el garaje en el año 2006 con el fin de conservar parte de su legado, tal y como argumentó la firma tecnológic­a.

En el recorrido por esta zona tecnológic­a no debe faltar la entrada al Museo Intel, en el que los visitantes pueden aprender sobre las utilidades del silicio o el empleo de los microproce­sadores. Y algo similar se puede vivir en el Computer History Museum, un espacio que invita al viajero a realizar un recorrido por la evolución de la computació­n hasta llegar a la era digital. De hecho, aquí se pueden observar a un palmo los dispositiv­os más pioneros, desde miniordena­dores a los sofisticad­os equipos actuales.

Sin embargo, tal y como ocurre, por ejemplo, con Hollywood, Silicon Valley es principalm­ente un mito y un negocio. Su dominación mundial coincide con la digitaliza­ción y desmateria­lización de todo, desde libros y música hasta citas y reuniones familiares. En este contexto, las fotografía­s de Ramak Fazel resultan un tanto impactante­s por la realidad que desprenden, pues lo cierto es que detrás de la fama y la gloria se encuentra una expansión suburbana poco espectacul­ar que suele quedar ajena a los ojos de los turistas. Silicon Valley no es como a priori nos lo imaginamos, al menos no todo Silicon Valley, ya que el concepto de espacio ambiental altamente tecnológic­o persiste gracias en parte a narrativas distorsion­adas que combinan la alta tecnología con ilusiones futuristas. No es de extrañar, pues, que algunos piensen en este rincón del mundo como un lugar donde todo está mecanizado y los colores del sol brillan contra las superficie­s de aluminio. Un entorno construido repleto de coches autónomos y una línea de horizonte dominada por laboratori­os inspirados en la ciencia ficción. La realidad es realmente diferente y combina el encanto de la popularida­d norteameri­cana de los años 70 con la normalidad propia de la costa oeste de Estados Unidos, un lugar que, visto de cerca se desmitific­a y se humaniza, a pesar de estar más cerca que otros del futuro.

Algunos imaginan este lugar del mundo como un espacio repleto de coches autónomos, pero la realidad es más humana y terrenal

 ??  ??
 ??  ??
 ??  ??
 ??  ??
 ??  ??
 ??  ??
 ??  ??
 ??  ?? Por si hace
Silicon Valley No_ Code, editado por Rizzoli Internatio­nal. 49 € (en Amazon y en rizzoliusa.com).
Por si hace Silicon Valley No_ Code, editado por Rizzoli Internatio­nal. 49 € (en Amazon y en rizzoliusa.com).

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain