Mía

La maternidad tiene una cara B.

La cantante Soraya, la presentado­ra Samanta Villar o la propia duquesa de Cambridge, Kate Middleton, han hecho saltar la chispa al reconocer públicamen­te que ser madre no es ‘tan rosa’ como lo pintan. ¿Será cierto que la maternidad está sobrevalor­ada?

- por PAZ JIMÉNEZ

La posibilida­d de que la maternidad esté tan mitificada como el papel del ‘príncipe azul’ de los cuentos se ha colado a través de las redes sociales en forma de polémica. El detonante: los comentario­s de algunas celebritie­s (Kate, Soraya o Samanta) que han levantado ampollas al reconocer lo duro que puede ser cuidar a un hijo. La maternidad (y también la paternidad) se ha sobrevalor­ado igual que ‘la vida perfecta’, esa que todos nos hemos creído o querido creer que merecemos. De pequeños, las películas y los anuncios nos hacen pensar que un cuerpo perfecto, unos dientes perfectos, un marido perfecto y para completar el cuadro, un niño perfecto, son garantía de felicidad.

El síndrome del ‘hijo azul’

Pero esto es falso y nos aleja de quienes somos en realidad, provocándo­nos un vacío interior que a veces sufren los hijos. “No existen ni el padre ni la madre perfectos, y mucho menos los hijos perfectos. Es una utopía que nos provoca una presión y una ansiedad constantes”, explica Cristina Gutiérrez Lestón, educadora emocional y directora de La Granja, “pues, por mucho que hagamos, nunca será suficiente”.

El motivo por el que hoy se magnifica la maternidad, según la psicóloga experta en Educación Infantil y codirector­a del Gabinete de Psicología Elqui (elqui. es), Begoña León, es porque “tanto la creencia de encontrar al ‘príncipe salvador’ como que ser madre es una obligación inherente a la mujer, son dos motores que perpetúan el hecho de que la mujer no es la que decide, no es dueña de su vida. Necesita al hombre para salvarse y a los hijos para conseguir la felicidad”, añade la psicóloga. Es algo así como el síndrome del príncipe azul pero aplicado a los hijos.

Tras la mitificaci­ón de la paternidad hay muchos padres que necesitan ser perfectos para sentirse bien.

Cambios de roles

Esta especie de patología, para Cristina Gutiérrez, es más bien “una pandemia de falta de sentido común, de supermamis que quieren todo bajo control (las madres dron) y de padres que necesitan ser perfectos para sentirse bien”.

Las madres de hoy vienen de una generación que no tenía opción, que en su mayoría renunciaro­n a su carrera profesiona­l para cuidar de sus hijos. Ni siquiera (muchas de ellas) podían plantearse otra alternativ­a. “Arrastramo­s el peso de madres que han estado 24 horas pendientes de sus hijos y del cuidado domésticof­amiliar. Y de repente nos ha tocado salir a trabajar fuera de casa porque nos han educado para ello, porque lo sentimos y creemos así, pero el hombre no ha entrado en casa a trabajar”, apunta Laura Baena, fundadora de Club de Malasmadre­s, una comunidad emocional 3.0 de madres con mucho sueño y poco tiempo libre, como ellas mismas se definen.

Daños colaterale­s

La maternidad en sí tiene infinidad de daños colaterale­s que son “minimizado­s socialment­e: falta de intimidad, meses sin dormir, visitas inesperada­s, consejos no pedidos”, apunta Begoña León. A pesar de eso, las mujeres nos enfrentamo­s a una sociedad que nos mira de reojo porque no aceptamos el modelo social de madre.

Sin embargo, no existe un único modo de entender el hecho de ser madre. Para Laura Baena, “lo que no podemos permitir son las críticas y los prejuicios constantes. Alejadas de los cuentos de hadas, hay que vivir la maternidad con humor, riéndonos de nosotras mismas y de nuestros intentos fallidos por no llegar a ese canon establecid­o. Solo de esta manera se puede vivir la crianza de un hijo con mayor libertad y más felicidad”.

Próximos retos

Es necesario romper mitos y vivir la maternidad “lejos de las etiquetas absurdas de un sistema que aún no entiende el papel de la madre real, maravillos­amente imperfecta, que duda y se equivoca; incluso, a veces, pierde los nervios sin razón”, concluye Laura Baena. La realidad es que la mujer hoy en día no tiene tiempo, no es superwoman y serlo tampoco le da el diploma de ‘buena madre’.

Mitificar la maternidad solo lleva a la frustració­n y a la culpa por no alcanzar un estado que realmente no existe. Las madres lo hacen lo mejor que pueden: dudan y siguen adelante.

 ??  ?? Lo que significa un hijo: -En el fondo, te hace más humilde y generoso. -Te abre la puerta al mundo de las dudas. -Te obliga a organizart­e al detalle. - Hace tu vida intensa cuando sonríe e intensa cuando llora. - Tu existencia se vuelve muy interesant­e: nunca sabes lo que va a pasar.
Lo que significa un hijo: -En el fondo, te hace más humilde y generoso. -Te abre la puerta al mundo de las dudas. -Te obliga a organizart­e al detalle. - Hace tu vida intensa cuando sonríe e intensa cuando llora. - Tu existencia se vuelve muy interesant­e: nunca sabes lo que va a pasar.
 ??  ?? Kate REALEZA Y MATERNIDAD La esposa del príncipe Guillermo ha confesado que, incluso para ella que tiene grandes apoyos, la maternidad no ha sido fácil. “Nada te prepara para ello”.
Kate REALEZA Y MATERNIDAD La esposa del príncipe Guillermo ha confesado que, incluso para ella que tiene grandes apoyos, la maternidad no ha sido fácil. “Nada te prepara para ello”.
 ??  ?? ¡Léelos! Te mereces esto ymás, de Nuria Pérez. Editorial Planeta (17,90 n) y Desayuno con lactantes, de Mamá Saturada. Martínez Roca (14,90 n).
¡Léelos! Te mereces esto ymás, de Nuria Pérez. Editorial Planeta (17,90 n) y Desayuno con lactantes, de Mamá Saturada. Martínez Roca (14,90 n).
 ??  ?? Soraya ACUSADA DE MALA MADRE La cantante y su marido, Miguel Herrera, sacaban a pasear a su hija, Manuela de Gracia, tras la guerra desencaden­ada en las Redes donde algunos pusieron en duda su papel como madre por salir a cenar con su pareja.
Soraya ACUSADA DE MALA MADRE La cantante y su marido, Miguel Herrera, sacaban a pasear a su hija, Manuela de Gracia, tras la guerra desencaden­ada en las Redes donde algunos pusieron en duda su papel como madre por salir a cenar con su pareja.
 ??  ?? Samanta PRESENTADO­RA INCENDIARI­A Villar aseguró que la maternidad no era tan perfecta como nos la habían vendido y encendió la chispa.
Samanta PRESENTADO­RA INCENDIARI­A Villar aseguró que la maternidad no era tan perfecta como nos la habían vendido y encendió la chispa.
 ??  ??

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain