La­zos de unión

Malaga Hoy - - Opinión -

Lle­vo ca­si un año vi­vien­do (y tra­ba­jan­do) en Bar­ce­lo­na y de­bo con­fe­sar un he­cho que me re­sul­ta cuan­to me­nos cu­rio­so: es­ta­mos cor­ta­dos por el mis­mo pa­trón. Me re­fie­ro a ca­ta­la­nes, an­da­lu­ces, cas­te­lla­nos y a to­do hi­jo de ve­cino de pro­ce­den­cia cual­quie­ra. Y di­go que me re­sul­ta cu­rio­so por­que lle­vo años es­cu­chan­do su­pues­tas di­fe­ren­cias por par­te de lí­de­res ideo­ló­gi­cos. Mu­chos de ellos de lí­de­res só­lo tie­nen el suel­do. Qui­zá sea do­lo­ro­so, pe­ro uno de los la­zos más fuer­tes que com­par­ti­mos es la fal­ta de res­pe­to. Los de un la­do cla­man jus­ti­cia pa­ra los “pre­sos po­lí­ti­cos”. ¿Pre­sos po­lí­ti­cos? Só­lo por res­pe­to a aque­llos que se pu­drie­ron en cár­ce­les fran­quis­tas, só­lo por eso, se les de­be otro tra­ta­mien­to. Por otro la­do es­tán los que se nie­gan a con­si­de­rar si­quie­ra dis­tin­tas for­mas de sen­tir. Aun­que la fal­ta de res­pe­to no es­tá so­la en es­to; la in­cul­tu­ra y la in­ca­pa­ci­dad re­fle­xi­va tam­bién tie­nen mu­cho que de­cir. Mien­tras los se­ño­res de ca­da feu­do echan car­na­za a los su­yos, qui­zá sea cons­truc­ti­vo asig­nar co­lo­res a nues­tros la­zos de unión. Eso sí, el ama­ri­llo ya no es­tá dis­po­ni­ble. An­drés Mon­ta­gut (co­rreo)

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.