A

Marie Claire España - - MAGAZINE -

un­que en 2010 Ra­quel Cór­co­les crea­ra a Mo­der­na de Pue­blo pa­ra con­tar una ex­pe­rien­cia au­to­bio­grá­fi­ca, re­co­no­ce que su vi­da "no es tan in­tere­san­te y hay que aña­dir­le un to­que de hu­mor". Cien­tos de vi­ñe­tas, tres li­bros y un mon­tón de mer­chan­di­sing des­pués, la ilus­tra­do­ra ha ela­bo­ra­do a tra­vés de es­te per­so­na­je una hi­la­ran­te ra­dio­gra­fía so­cial. To­das so­mos 'de pue­blo' hoy en día.

Pre­ca­rie­dad la­bo­ral, pro­ble­mas sen­ti­men­ta­les, amis­tad... Tus vi­ñe­tas abor­dan to­das las te­má­ti­cas, en es­pe­cial, la de­nun­cia ma­chis­ta. ¿Bus­cas con­cien­ciar a tus lec­to­res? Sí, mi tra­ba­jo me sir­ve pa­ra po­der ex­pre­sar­me so­bre te­mas que me im­por­tan y la de­nun­cia ma­chis­ta es uno de los que más me in­tere­san. Aún hay men­ta­li­da­des que fo­men­tan la de­sigual­dad y con­si­de­ro po­si­ti­vo abrir de­ba­te pa­ra que la gen­te se dé cuen­ta. Sí me gus­ta con­cien­ciar a mi au­dien­cia, de la mis­ma ma­ne­ra que yo apren­do le­yen­do mu­chos de los co­men­ta­rios que me de­jan.

¿Qué res­pues­ta des­pier­ta en tus se­gui­do­res es­te ti­po de pu­bli­ca­cio­nes? Ha­blar de feminismo siem­pre atrae mu­chos co­men­ta­rios críticos e in­sul­tos, pe­ro me que­do con la par­te sa­na del de­ba­te, la de aque­llos que apor­tan su vi­sión y es­tán abier­tos a ver las co­sas des­de otro pun­to de vis­ta, aun­que nun­ca se ha­yan plan­tea­do an­tes el te­ma. A ve­ces, re­ci­bo men­sa­jes pri­va­dos re­la­cio­na­dos con una vi­ñe­ta, de gen­te que no es­tá de acuer­do y me lo co­men­ta con mu­cha edu­ca­ción. In­ter­cam­bia­mos opi­nio­nes. En oca­sio­nes, les con­ven­zo yo de mi pun­to de vis­ta y otras ve­ces me ha­cen dar­me cuen­ta de al­go en lo que no ha­bía caí­do. En ge­ne­ral, me en­can­ta te­ner es­ta re­la­ción con la gen­te que me lee. ¿Crees que esa fa­ce­ta fe­mi­nis­ta atrae a las mar­cas que te pro­po­nen co­la­bo­ra­cio­nes? Su­pon­go que, apar­te del es­ti­lo de la ilus­tra­ción, el hu­mor y los se­gui­do­res, un va­lor pa­ra las mar­cas es que de­trás de mi per­fil hay una per­so­na­li­dad pro­pia y real con la que se iden­ti­fi­can. Me gus­ta tra­ba­jar con mar­cas que me con­tac­tan 'co­mo fans', que ya co­no­cen mi tra­ba­jo, que tie­nen con­fian­za en lo que les pro­pon­go y me dan li­ber­tad crea­ti­va.

Co­mo ilus­tra­do­ra y es­cri­to­ra, ¿no­tas un tra­to dis­tin­to por par­te de los me­dios o de otros pro­fe­sio­na­les por el he­cho de ser mu­jer? Sí, la ma­yo­ría de en­tre­vis­tas por las que me con­tac­tan es­tán en­fo­ca­das pre­ci­sa­men­te so­bre mi tra­ba­jo 'co­mo mu­jer'. Es muy im­por­tan­te reivin­di­car y ha­blar de los obs­tácu­los que en­con­tra­mos en nues­tra ca­rre­ra la­bo­ral, pe­ro tam­po­co es po­si­ti­vo que siem­pre que se nos pre­gun­te nues­tra opi­nión sea so­bre es­te te­ma.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.