España en 2019. Un año de éxi­tos

Mas alla Horoscopo - - Editorial -

En Jú­pi­ter tran­si­ta­rá por su pro­pio signo de Sagitario a lo lar­go de es­te pró­xi­mo año 2019. En teo­ría es­to de­be­ría ser una mag­ní­fi­ca no­ti­cia pa­ra España, pues­to que se tra­ta­rá de su signo na­tal, y ya he­mos vis­to a lo lar­go de pa­sa­dos años la pro­fun­da co­ne­xión que nues­tro país tie­ne con es­te signo, que va mu­cho más allá de la me­ra atri­bu­ción sim­bó­li­ca. Y en efec­to, si vol­ve­mos la vis­ta al­gu­nas dé­ca­das atrás y ve­mos las ve­ces que Jú­pi­ter es­tu­vo en Sagitario, siem­pre coin­ci­de con el ini­cio de un pe­río­do de ex­pan­sión eco­nó­mi­ca ( 1960), o la cul­mi­na­ción de es­te mo­men­to de cre­ci­mien­to eco­nó­mi­co ( 1971 o 2007), o al­gún cam­bio que trae gran­des es­pe­ran­zas e ilu­sión ( 1983), o, en de­fi­ni­ti­va, un tiem­po de gran re­ge­ne­ra­ción ( 1995).

En la car­ta astral del ac­tual pe­río­do de­mo­crá­ti­co ( 1975), Sagitario ocu­pa la Ca­sa X y, por ello, es­te trán­si­to de Jú­pi­ter de­be­rá in­fluir muy po­si­ti­va­men­te so­bre el des­tino de nues­tro país, y se­gu­ra­men­te tam­bién so­bre su rey y sus go­ber­nan­tes.

En 1983 Fe­li­pe Gon­zá­lez es­ta­ba en su mo­men­to más triun­fal y cul­mi­nan­te; en 1995 fue todo lo con­tra­rio, pe­ro, sin em­bar­go, se ini­cia­ba la es­tre­lla as­cen­den­te de Jo­sé Ma­ría Az­nar, que lle­ga­ría al po­der po­co des­pués. En 2007 Jo­sé Luís Ro­drí­guez Za­pa­te­ro se ha­lla- ba en la cum­bre de su li­de­raz­go, an­tes de la gran cri­sis eco­nó­mi­ca.

¿ Qué su­ce­de­rá aho­ra, en ese mo­men­to tan ines­ta­ble? Pues lo cier­to es que es­tá por ver, pe­ro es se­gu­ro que se­rá pa­ra bien, in­clu­so aun­que no fue­se todo lo exi­to­so o agra­da­ble que desea­ría­mos, co­mo su­ce­dió en 1995. No en vano, la pre­sen­cia de Jú­pi­ter, en Sagitario, pro­pi­cia­rá éxi­tos o la su­pera­ción de pa­sa­das ad­ver­si­da­des, o pon­drá los ca­mi­nos pa­ra que es­tos se ma­te­ria­li­cen un po­co más ade­lan­te. Pro­ba­ble­men­te, el pró­xi­mo trán­si­to de Jú­pi­ter por Sagitario se pa­re­ce­rá un po­co al de 1995, y, pe­se a que es­te pró­xi­mo 2019 qui­zás sea un año con­vul­so, con ame­na­zas de cri­sis o la lle­ga­da de im­por­tan­tes cam­bios, sin du­da abri­rá la puer­ta a un fu­tu­ro me­jor y qui­zás tam­bién a la so­lu­ción de gra­ves pro­ble­mas que gra­vi­tan so­bre no­so­tros en es­tos di­fí­ci­les mo­men­tos.

un mo­men­to muy di­fí­cil

Aun­que nos lle­ne de es­pe­ran­za el pa­so de Jú­pi­ter so­bre el signo na­tal de nues­tro país, no con­ven­drá can­tar vic­to­ria. So­bre la car­ta astral de la España ac­tual se ven gran­des nu­ba­rro­nes que se­rán muy di­fí­ci­les de di­si­par, in­clu­so pa­ra el ma­yor be­né­fi­co del sis­te­ma so­lar. Y es que Sa­turno y Plu­tón tran­si­ta­rán por Capricornio y, ade­más, lo ha­rán por la Ca­sa XII del horóscopo de España. Es­to se tra­du­ce en la for­ma de te­rri­bles prue­bas, trai­cio­nes y cons­pi­ra­cio­nes, pues­to que es una coyuntura muy pe­li­gro­sa y des­truc­ti­va. Tam­bién anun­cia­rá se­ve­ras y gra­ves cri­sis que ame­na­za­rán los más pro­fun­dos ci­mien­tos de nues­tro país. En reali­dad, no se tra­ta de al­go nue­vo, ya que los dos pla­ne­tas vie­nen tran­si­tan­do por es­ta zo­na des­de 2017. Por ello , sim­ple­men­te es­to sig­ni­fi­ca que en 2019 los gra­ves pro­ble­mas que se cier­nen so­bre España con­ti­nua­rán igual, e in­clu­so qui­zás po­drían exa­cer­bar­se un po­co más.

Es in­du­da­ble que el trán­si­to de Jú­pi­ter por Sagitario se­rá un re­vul­si­vo muy po­si­ti­vo, que qui­zás po­dría ate­nuar o in­clu­so con­tra­rres­tar en par­te es­tas ame­na­zas. Pe­ro es­te no es el úni­co trán­si­to preo­cu­pan­te, tam­bién Urano for­ma­rá una ten­sa cua­dra­tu­ra

LA PRE­SEN­CIA DE JÚ­PI­TER EN EL SIGNO DE SAGITARIO AU­GU­RA UN 2019 LLENO DE ÉXI­TOS Y GRAN­DES PO­SI­BI­LI­DA­DES PA­RA NUES­TRO PAÍS. ATRÁS QUE­DA­RÁN LAS AN­TI­GUAS AD­VER­SI­DA­DES, LAS CUA­LES AHO­RA SE PO­DRÁN SU­PE­RAR CON MÁS FA­CI­LI­DAD.

con el as­cen­den­te de España y pro­pi­cia­rá cri­sis, con­flic­tos, mo­vi­mien­tos de caos o de re­bel­día y una ten­den­cia ge­ne­ral a po­ner­lo todo “pa­tas arri­ba” o a ge­ne­rar gran­des tur­bu­len­cias. In­clu­so la re­cu­pe­ra­ción eco­nó­mi­ca se po­dría po­ner en ries­go de un mo­do u otro, pues­to que Nep­tuno co­men­za­rá su trán­si­to por la Ca­sa II del horóscopo de España y po­dría au­men­tar el ries­go de desórdenes o de una si­tua­ción más caó­ti­ca en la eco­no­mía. Los in­gre­sos po­drían vol­ver­se más ines­ta­bles o irre­gu­la­res. A pe­sar de todo, de­be­re­mos po­ner la vis­ta en lo po­si­ti­vo y con­fiar que el trán­si­to del gran be­né­fi­co Jú­pi­ter por Sagitario atrai­ga cam­bios po­si­ti­vos y so­lu­cio­nes, o qui­zás un nue­vo go­bierno que afron­te con más éxi­to las di­fi­cul­ta­des de ca­ra a los años fu­tu­ros.

los per­so­na­jes

De for­ma in­di­rec­ta el pa­so de Jú­pi­ter por la Ca­sa X del horóscopo de España po­dría fa­vo­re­cer tam­bién al rey don Fe­li­pe, co­mo ca­be­za y má­xi­mo re­pre­sen­tan­te del Es­ta­do. A lo lar­go de los trán­si­tos an­te­rio­res así ha si­do, o al me­nos no ha su­ce­di­do lo con­tra­rio: 1960, 1971, 1983, 1995 o 2007. Por otro la­do, la car­ta astral del rey Fe­li­pe VI a lo lar­go del año pró­xi­mo no pre­sen­ta­ría gra­ves aflic­cio­nes, in­clu­so el pa­so de Jú­pi­ter por su Ca­sa VIII su­ge­ri­ría un cam­bio o trans­for­ma­ción pa­ra me­jor a par­tir de 2019 en ade­lan­te.

Quien sí ten­drá trán­si­tos pla­ne­ta­rios muy fa­vo­ra­bles se­rá la rei­na Le­ti­zia, ya que es­ta­rá ba­jo el be­né­fi­co in­flu­jo del pa­so de Jú­pi­ter por Sagitario, así co­mo de un trí­gono de Plu­tón a su Sol na­tal. Sin em­bar­go, la otra ca­ra de la mo­ne­da la ten­drá el rey emé­ri­to don Juan Car­los, na­ti­vo de Capricornio, que se ve­rá afec­ta­do por el se­ve­ro trán­si­to del te­mi­do Sa­turno e in­clu­so po­drían in­cre­men­tar­se las di­fi­cul­ta­des a las que se es­tá vien­do so­me­ti­do en los úl­ti­mos tiem­pos, o qui­zás po­dría re­pre­sen­tar un se­rio pe­li­gro pa­ra su sa­lud. Es po­si­ble que se vea obli­ga­do a ale­jar­se de la vi­da pú­bli­ca.

Res­pec­to al pre­si­den­te Pe­dro Sán­chez tam­po­co le es­pe­ra un año de­ma­sia­do bueno. Plu­tón y Sa­turno tran­si­ta­rán ele­va­dos en su car­ta astral y exis­ti­rá el ries­go de que su ele­va­ción a la pre­si­den­cia no ten­ga un fi­nal de­ma­sia­do fe­liz. No po­dría des­car­tar­se que se vea obli­ga­do a an­ti­ci­par las elec­cio­nes en es­te pró­xi­mo 2019 por una u otra ra­zón.

Tam­bién ten­drá un mo­men­to agri­dul­ce el lí­der con­ser­va­dor, Pablo Ca­sa­do, con un trán­si­to muy fa­vo­ra­ble de Jú­pi­ter pe­ro en pa­ra­le­lo con otro de Sa­turno que le po­dría traer mu­chos pro­ble­mas. Al­go me­jor lo ten­drá el otro lí­der con­ser­va­dor, Al­bert Ri­ve­ra, con as­pec­tos ar­mó­ni­cos de Plu­tón so­bre su Sol y Urano na­ta­les, que po­dría lle­gar dispu­tar se­ria­men­te el li­de­raz­go de la de­re­cha a los po­pu­la­res. Fi­nal­men­te, no se­rá tam­po­co un año de­ma­sia­do fá­cil pa­ra Pablo Igle­sias de­bi­do a una cua­dra­tu­ra de Plu­tón so­bre su Sol y opo­si­ción de Urano a su as­cen­den­te. Su gran ca­ris­ma y po­pu­la­ri­dad se po­drían ver so­ca­va­dos po­co a po­co. Todo in­di­ca, por tan­to, que el nue­vo año nos trae­rá mu­chos cam­bios en to­dos los ám­bi­tos y no to­dos los que es­tán al prin­ci­pio po­drían es­tar al fi­nal. n

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.