La co­ci­na del mes

La ar­qui­tec­ta Mª Jo­sé Na­va­rro fir­ma la re­for­ma de es­ta co­ci­na —hoy ale­gre y lu­mi­no­sa— cu­yo en­can­ta­dor of­fi­ce se ha con­ver­ti­do en el co­ra­zón de la ca­sa.

Mi Casa - - Sumario - REA­LI­ZA­CIÓN: PI­LAR PEREA. TEX­TO: SU­SA­NA GON­ZÁ­LEZ. FO­TOS: MI­RIAM YELEQ.

Des­pués de su re­for­ma ha ga­na­do luz na­tu­ral, se ha equi­pa­do con mo­bi­lia­rio de­pu­ra­do y es­tre­na un of­fi­ce ideal.

Des­de el pri­mer día que los pro­pie­ta­rios de es­ta ca­sa en­tra­ron a vi­vir en ella, fue­ron cons­cien­tes de que la co­ci­na era pe­que­ña y os­cu­ra. Así que bus­ca­ron so­lu­cio­nes, y las en­con­tra­ron en la ar­qui­tec­ta Mª Jo­sé Na­va­rro, cu­yo Ins­ta­gram @ma­ria­jo­se­na­va­rro­se­gu­ra es una fuen­te inago­ta­ble de bue­nas ideas y de tra­ba­jos im­pe­ca­bles. “Ellos vie­ron mi ca­sa an­tes y des­pués de que la re­for­ma­ra —nos cuen­ta Mª Jo­sé— y me di­je­ron que que­rían al­go si­mi­lar”. Así que so­lu­cio­nó los pro­ble­mas con re­cur­sos in­fa­li­bles: “dar luz, abrir los es­pa­cios y se­pa­rar con ele­men­tos que no fue­ran opa­cos”, ex­pli­ca. Aho­ra la co­ci­na es diá­fa­na y ale­gre. De las cua­tro pa­re­des que la ha­cían an­gos­ta y os­cu­ra, dos se han sus­ti­tuí­do por pa­ne­les de cris­tal, y en las dos res­tan­tes se han abier­to va­nos. Equi­pa­da con is­la, pe­nín­su­la, ba­rra y un of­fi­ce, es el co­ra­zón de la ca­sa. ■■◼

Fí­ja­te en la ima­gen de la iz­quier­da. El ta­bi­que que se­pa­ra­ba la co­ci­na de la es­ca­le­ra que con­du­ce al pri­mer pi­so, se ha sus­ti­tuí­do por un cris­tal. Su for­ma es pe­cu­liar por­que se adap­ta a la ba­ran­di­lla. La ar­qui­tec­ta Ma­ría Jo­sé Na­va­rro tam­bién abrió ven­ta­na­les de pa­red a pa­red en el of­fi­ce y en el ta­bi­que que co­mu­ni­ca con el re­ci­bi­dor.

Ca­zue­las, pla­tos, uten­si­lios… La co­ci­na tie­ne es­pa­cio pa­ra guar­dar los gad­gets que re­quie­re to­do chef.Se al­ma­ce­nan en las ga­ve­tas de la is­la, en los ar­ma­rios de la pe­nín­su­la y en el fren­te de sue­lo a te­cho que in­te­gra el fri­go­rí­fi­co y los dos hor­nos en co­lum­na. Mue­bles, de Co­ci­nas Al­ve. Fri­go­rí­fi­co, de LG. Horno y mi­cro, de Ba­lay.

En la co­ci­na se co­lo­ca­ron dos sue­los di­fe­ren­tes. Un la­mi­na­do de ro­ble —el mis­mo mo­de­lo que pa­vi­men­ta el res­to de la ca­sa—, y un por­ce­lá­ni­co que imi­ta lo­se­tas hi­dráu­li­cas. Es­te úl­ti­mo so­lo se ins­ta­ló en la zo­na de tra­ba­jo, más ex­pues­ta a las man­chas. La­mi­na­do, de Le­roy Mer­lin. Por­ce­lá­ni­co, de Dis­ce­sur.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.