¿Do­sis o so­bre­do­sis? En cos­mé­ti­ca, pa­sar­se es tan inefec­ti­vo co­mo no lle­gar.

En cos­mé­ti­ca, ex­ten­der cre­ma “de más” pue­de re­sul­tar tan inefec­ti­vo co­mo que­dar­se cor­ta. Ca­da pro­duc­to tie­ne su pro­pio pro­to­co­lo y una po­so­lo­gía cal­cu­la­da al mi­li­gra­mo. Te las des­cu­bri­mos.

Mia Belleza - - ESPÍA MAKE UP - por MAR­TA CÁ­MA­RA

Hay mu­je­res que se “ven­ti­lan” en 17 días una cre­ma an­ti­edad que, en teo­ría, con­tie­ne pro­duc­to pa­ra cua­tro se­ma­nas; otras, por el con­tra­rio, ra­ca­nean en can­ti­dad y las es­ti­ran has­ta dos me­ses y me­dio... Las dos lo ha­cen mal. Muy mal. En cos­mé­ti­ca, ca­da ti­po de tra­ta­mien­to exi­ge unas me­di­das exac­tas y apro­pia­das, que son con las que los la­bo­ra­to­rios han tes­ta­do an­tes de po­ner un pro­duc­to en el mer­ca­do. En los pros­pec­tos -que ca­si na­die se to­ma la mo­les­tia de leer- sue­le de­ta­llar­se la can­ti­dad exac­ta de pro­duc­to a ex­ten­der. Pe­ro pa­ra que lo en­tien­das me­jor, te con­ta­mos cuá­les son las do­sis jus­tas.

Ros­tro, go­ta a go­ta

La can­ti­dad a uti­li­zar de­pen­de, en pri­mer lu­gar, de la tex­tu­ra del pro­duc­to. No es lo mis­mo un sue­ro que un gel de tex­tu­ra li­ge­ra o una cre­ma fun­den­te. Las do­sis es­ti­ma­das nos las “so­pla” Mi­la­gros Bra­vo, di­rec­to­ra de los la­bo­ra­to­rios He­ber Farma. - Hi­dra­tan­te fa­cial o BB Cream: el pro­to­co­lo co­rrec­to es apli­car el ta­ma­ño de una ave­lla­na apro­xi­ma­da­men­te pa­ra el cue­llo y la mis­ma me­di­da pa­ra el ros­tro. - Sue­ros: se ex­tien­den muy fá­cil­men­te y cun­den mu­cho, me­dio tu­bo del go­te­ro pa­ra to­do el ros­tro de­be­ría ser su­fi­cien­te. - Con­torno de ojos: no de­be­mos ex­ce­der el ta­ma­ño de una len­te­ja por ca­da ojo y hay que ex­ten­der cui­da­do­sa­men­te con li­ge­ros to­ques con el de­do co­ra­zón, que tie­ne me­nos fuer­za. - Mas­ca­ri­lla: en es­te ca­so sí hay que apli­car una ca­pa grue­sa, que cu­bra bien el ros­tro. Po­de­mos cal­cu­lar una nuez pa­ra ros­tro y cue­llo, apro­xi­ma­da­men­te. -Tó­ni­co: un dis­co de al­go­dón em­pa­pa­do es la do­sis exac­ta. - Agua mi­ce­lar: en torno a es­te pro­duc­to hay mu­chas du­das. De­pen­de de la can­ti­dad de ma­qui­lla­je que ha­ya que eli­mi­nar, pe­ro lo ló­gi­co es uti­li­zar tres al­go­do­nes muy em­pa­pa­dos pa­ra una lim­pie­za óp­ti­ma. - Cre­ma desmaquillante: ha­bría que uti­li­zar un gar­ban­zo pa­ra el ros­tro y otro pa­ra el cue­llo.

Cui­da­do cor­po­ral, al mi­li­gra­mo

- Cre­ma cor­po­ral: la me­di­da jus­ta es ex­ten­der 10 ml por zo­na (se en­tien­den por mus­lo, nal­gas, ab­do­men, bra­zos...). - An­ti­ce­lu­lí­ti­cos: la do­sis es la mis­ma que pa­ra las cre­mas cor­po­ra­les. Só­lo que en es­te ca­so, ade­más del cálcu­lo, hay que ha­cer un li­ge­ro ma­sa­je en mo­vi­mien­tos cir­cu­la­res as­cen­den­tes que ha­gan pe­ne­trar bien el pro­duc­to. - Gel de ba­ño: es más que su­fi­cien­te con el ta­ma­ño de una cas­ta­ña pa­ra to­do el cuer­po. - Cre­ma de pe­cho: el ta­ma­ño de una ave­lla­na por pe­cho. Lle- var a ca­bo un ma­sa­je cir­cu­lar mien­tras se apli­ca tam­bién es obli­ga­to­rio pa­ra ac­ti­var la cir­cu­la­ción y to­ni­fi­car.

Ca­be­llo. Me­nos es más

El es­ti­lis­ta Jairo Alon­so -di­rec­tor de Co­mu­ni­ca­ción de Ri­zos­de­ja cla­ras las can­ti­da­des a uti­li­zar so­bre la me­le­na. - Cham­pú: con to­dos ellos es im­por­tan­te no pa­sar­se, pues el ex­ce­so de cham­pú po­dría en­gra­sar el pe­lo. La do­sis por la­va­do no de­be su­pe­rar las dos pul­sa­cio­nes o, si el pro­duc­to no tie­ne pul­sa­dor, el equi­va­len­te a una nuez. - Acon­di­cio­na­do: Ocu­rre lo mis­mo que con el cham­pú. Lo ma­lo es pa­sar­se. Pa­ra una me­le­na de lon­gi­tud me­dia, lo ideal es uti­li­zar el equi­va­len­te a una nuez y me­dia y re­ti­rar siem­pre el ex­ce­so de pro­duc­to con un pei­ne. - Mas­ca­ri­lla. Com­par­te po­so­lo­gía con el acon­di­cio­na­dor. Pe­ro hay que re­cor­dar evi­tar ex­ten­der­la en la raíz. - Sue­ro de pun­tas. La do­sis jus­ta se­rían una o dos len­te­jas (de­pen­dien­do de la lon­gi­tud y la can­ti­dad de ca­be­llo). Y re­cuer­da ex­ten­der­lo só­lo en me­dios y pun­tas.

Fi­ja­ción ca­pi­lar. A dis­tan­cia

- Spray Ter­mo­pro­tec­tor: en es­te ca­so hay que apli­car una o dos pul­sa­cio­nes, y siem­pre a una dis­tan­cia de 10 cm del ca­be­llo pa­ra que pue­da re­par­tir­se bien. - La­ca: la mis­ma re­gla apli­ca­ble an­te cual­quier pro­duc­to que se pre­sen­te en for­ma­to spray. Las do­sis re­co­men­da­bles son dos o tres pul­sa­cio­nes en el ca­so de una la­ca de fi­ja­ción me­dia y una o dos en una de fi­ja­ción fuer­te. - Ce­ra: al ser un pro­duc­to de tac­to gra­so es pre­fe­ri­ble ex­ten­der una can­ti­dad de un gar­ban­zo y des­pués otra, que dos de gol­pe. En ca­so con­tra­rio, po­dría de­jar un efec­to de­ma­sia­do gra­so en al­gu­nas zo­nas del ca­be­llo. - Go­mi­na: nun­ca más de dos gar­ban­zos pa­ra to­do el pe­lo. Pe­ro si lo que que­re­mos es re­par­tir me­jor, po­de­mos ha­cer­lo con las ma­nos mo­ja­das. De es­te mo­do cun­di­rá más el pro­duc­to y re­par­ti­rá mu­cho me­jor. - Es­pu­ma: la can­ti­dad de es­pu­ma uti­li­za­da no de­be nun­ca su­pe­rar el ta­ma­ño de un ki­wi pe­que­ño, y siem­pre con­vie­ne apli­car­la de dos ve­ces.

Pro­tec­ción so­lar, con cal­cu­la­do­ra

Los ex­per­tos de la Aca­de­mia Es­pa­ño­la de Der­ma­to­lo­gía y Ve­ne­reo­lo­gía (AEDV) re­co­mien­dan ex­ten­der 2 mg por ca­da cen­tí­me­tro de piel. Lo que tra­du­ci­do al día a día ven­drían a ser seis cu­cha­ri­llas de ca­fé pa­ra to­do el cuer­po y una pa­ra el ros­tro. En es­te ca­so, ex­ten­der “de me­nos” su­po­ne re­du­cir el po­der de su ín­di­ce de pro­tec­ción.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.