SOR­PRE­SA PO­SI­TI­VA

Motor Clásico - - SUBASTAS MECUM, RM-SOTHEBY'S, BONHAMS, CATAWIKI - por Fran­cis­co Ca­rrión

Hu­bo en el pa­sa­do Sa­lón Re­tro­mó­vil de Ma­drid un co­che que, pa­ra mí, so­bre­sa­lió so­bre to­dos los de­más ex­pues­tos. Es­ta­ba ca­si es­con­di­do en una es­qui­na y era fá­cil per­dér­se­lo, si bien su enor­me ta­ma­ño evi­tó que mu­chos afi­cio­na­dos lo pa­sa­ran por al­to: se tra­ta­ba de un mag­ní­fi­co Stu­de­ba­ker de 1928, con ma­trí­cu­la ori­gi­nal za­ra­go­za­na de to­da la vi­da. Has­ta aquí na­da ex­tra­or­di­na­rio, pe­ro hay que te­ner en cuen­ta que el co­che es­ta­ba en un in­creí­ble es­ta­do de con­ser­va­ción to­tal­men­te ori­gi­nal, des­de la pin­tu­ra a los ta­pi­za­dos, pa­san­do por los cro­ma­dos. TO­DO. Por su­pues­to la me­cá­ni­ca ha­bía re­ci­bi­do una cu­ra de re­ju­ve­ne­ci­mien­to pa­ra po­der cir­cu­lar, pe­ro en el plano es­té­ti­co el co­che es­ta­ba tal y co­mo de­bía lu­cir ha­ce 80 años, con la ex­cep­ción de que to­do es­ta­ba al­go aja­do y con una im­pre­sio­nan­te pá­ti­na.

Da­dos mis ex­tra­ños gus­tos per­so­na­les ba­beé al­re­de­dor del co­che en más de una oca­sión, me­tí mi na­riz has­ta don­de pu­de y con­ver­sé un buen ra­to con el vendedor, que por cier­to era un se­ñor en­can­ta­dor que gus­to­sa­men­te ex­pli­ca­ba la his­to­ria del co­che. Sin em­bar­go, pa­ra mi sor­pre­sa, no fui el úni­co bi­cho ra­ro al que le gus­tó el vie­jo «Stu­de», ni mu­cho me­nos. En­tre los vi­si­tan­tes del sa­lón era co­men­ta­rio ge­ne­ral, e in­clu­so una vez ter­mi­na­do el even­to, en va­rios chats y fo­ros he leí­do con gran ex­tra­ñe­za que es­te co­che fue una de las co­sas que más gus­tó a mu­cha gen­te. ¡Me­nu­da sor­pre­sa!

Al fi­nal re­sul­ta que la afi­ción es­pa­ño­la no es tan sec­ta­ria, y pa­re­ce que ca­si a cual­quie­ra le gus­ta ver un im­pre­sio­nan­te y an­ti­quí­si­mo co­che sin res­tau­rar. Ha­brá que plan­tear­se ex­po­si­cio­nes en ese sen­ti­do, ahí lo de­jo. Por­que ade­más, en es­to de los pre­gue­rras ca­da vez hay me­nos afi­ción o gen­te que real­men­te ten­ga co­no­ci­mien­tos del te­ma, o eso pa­re­ce.

Sin ir más le­jos, en la subas­ta de Bonhams en Lon­don Olym­pia ha­bía un Rolls Roy­ce Sil­ver Ghost ori­gi­nal­men­te ven­di­do en Es­pa­ña en 1922 y que al­can­zó los 140. 345 €. El pro­ble­ma era que es­ta­ba erró­nea­men­te des­cri­to por B o n h a ms , p u e s s e a n u n c i a b a c o mo re c a r roz a d o p o r Wil­kin­son & Son, cuan­do en reali­dad su ca­rro­ce­ría es una obra de los Ta­lle­res Vert de Gi­ro­na, rea­li­za­da en los años 60… cla­ro, que no tie­ne el mis­mo re­nom­bre lo uno que lo otro, y nun­ca sa­bre­mos si era des­co­no­ci­mien­to o in­ten­to de crear pe­di­grí.

His­to­rial fal­sea­do. Aun­que Bonhams lo ob­via­ba en su ca­tá­lo­go, es­te Rolls-Roy­ce fue ca­rro­za­do por ta­lle­res Vert de Gi­ro­na en los años 60.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.