LA FI­NAL DEL DE

Ri­ver Pla­te y Bo­ca Ju­niors de­ci­den en Ma­drid quién es el cam­peón de Su­da­mé­ri­ca Máxima se­gu­ri­dad en las ca­lles y la sen­sa­ción de asis­tir a un es­pec­tácu­lo Dis­ney La fi­nal de Li­ber­ta­do­res se ha con­ver­ti­do en el par­ti­do más lar­go de la his­to­ria

Mundo Deportivo (At. Madrid) - - PORTADA - El cen­tro­cam­pis­ta ofen­si­vo es de­ci­si­vo por su fan­ta­sía, sus to­ques de dis­tin­ción y su re­ma­te de me­dia dis­tan­cia. Afian­za­do co­mo pie­za cla­ve en el es­que­ma de Ga­llar­do, al 10 ‘mi­llo­na­rio’ se le dan par­ti­cu­lar­men­te bien los su­per­clá­si­cos: de los úl­ti­mos9tant

El cam­peón de Su­da­mé­ri­ca le­van­ta­rá es­ta no­che la Co­pa Li­ber­ta­do­res en el cie­lo de Ma­drid an­te 80.000 es­pec­ta­do­res lle­ga­dos de me­dio mun­do, ape­nas 8.000 des­de Ar­gen­ti­na. Ri­ver Pla­te y Bo­ca Ju­niors dispu­tarán la fi­nal del des­tie­rro, la fi­nal de la ver­güen­za, la fi­nal del des­cré­di­to, una fi­nal que de­bía ser his­tó­ri­ca por­que nun­ca an­tes el su­per-clá­si­co se ha­bía da­do en una fi­nal de Li­ber­ta­do­res y ha pa­sa­do a ser his­tó­ri­ca por las pe­dra­das al au­to­car de Bo­ca, el pro­ta­go­nis­mo de las Ba­rras Bra­vas y a la cir­cuns­tan­cia de es­tar vi­vien­do el par­ti­do más lar­go de la his­to­ria; la ida de­bía ju­gar el día 10 de no­viem­bre y se re­tra­só 24 ho­ras por la llu­via, la vuel­ta de­bió ju­gar­se el 24 en el Mo­nu­men­tal... y se jue­ga es­ta no­che en el Ber­na­béu.

Ma­drid es­tá vi­gi­la­da por 2.054 agen­tes de la Po­li­cia Na­cio­nal es­pa­ño­la que no es­tán pa­ra bro­mas. El Gobierno es­pa­ñol de­ci­dió de­jar sin puen­te a es­tos ex­per­tos en se­gu­ri­dad y po­ner al ser­vi­cio de la Co­pa Li­ber­ta­do­res un am­plio ope­ra­ti­vo, el do­ble del que em­plea­rán pa­ra la fi­nal de la Cham­pions Lea­gue: al­to ries­go. Pe­ro ape­nas han via­ja­do 200 ba­rras bra­vas y de se­gun­da fi­la, los ar­gen­ti­nos que han lle­ga­do de me­dia Eu­ro­pa asis­ten al par­ti­do con la pa­sión y la nos­tal­gia del que vi­ve le­jos de su país, el res­to de afi­cio­na­dos vi­ve la gran fi­nal co­mo un es­pec­tácu­lo de Dis­ney, to­do muy pul­cro, bien or­ga­ni­za­do, con lu­ces de co­lo­res y la sen­sa­ción de que el even­to es más por lo que ge­ne­ra en el mun­do que por lo que ve­re­mos en el te­rreno de jue­go.

De Bo­ca hay ga­nas de ver al ‘Apa­che’ Té­vez por­que si con­quis­ta es­te tí­tu­lo se re­ti­ra y ha da­do mo­men­tos de glo­ria al fút­bol. Gui­ller­mo Ba­rros Sche­lot­to re­cu­pe­ra a Cristian Pa­vón, le­sio­na­do en la ida y cuen­ta con Wanchope Ábi­la es­tá en es­ta­do de gra­cia (14 go­les) y Da­río Be­ne­det­to, que se ha con­ver­ti­do en el fac­tor sor­pre­sa des­de las se­mi­fi­na­les (4 go­les).

El Mu­ñe­co Ga­llar­do ten­drá que se­guir el par­ti­do des­de un pal­co, que ya es más cer­ca de lo que vio el

FO­TO: EFE

La plan­ti­lla de Bo­ca Ju­niors sa­lu­da a sus afi­cio­na­dos tras lle­gar al ho­tel

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.