Mundo Deportivo

A Pau, por si acaso

- Joan Justribó

El compromiso de la segunda etapa de Pau Gasol como azulgrana siempre se explicó como un ‘win win’; todas las partes ganaban, y el mejor jugador español de la historia, por el sueldo mínimo y arriesgand­o tras dos años inactivo y lesionado, se ha dejado la piel para regresar de una forma digna, abrirse la puerta a los

Juegos Olímpicos y cumplir el sueño de miles de seguidores barcelonis­tas: volver a ver a Gasol vestido de blaugrana, con el 16 a la espalda en el

Palau veinte años después de marcharse a la NBA para llegar a cotas tan altas que a nadie extraña, por ejemplo, la ovación que le tributó la afición del Madrid en el primer partido de la final, haciendo un alto en la rivalidad Barça-madrid.

APau cabe decirle ahora, por si, como parece, el de ayer fue su último partido de azulgrana, una sola palabra: gracias. El compromiso con el

Barça era por solo este año y ha cumplido de sobras, ha batido récords de valoración por minuto jugado y se entendería que éste, a sus ya casi 41 años, fuera el punto y final, enlazado con el adiós olímpico en Tokio, aunque cualquier seguidor del Palau firmaría con los ojos cerrados y un cheque en blanco para ver a Gasol un añito más en el Barça, porque de calidad sigue sobrado.

Si es la hora del adiós, Pau debería saber, por si no lo imagina ya, que el deporte español es otro hoy gracias a deportista­s como él, y no solo por su calidad o porque triunfase en la NBA. De compromiso, competitiv­idad, compañeris­mo y respeto a todos, aficionado­s, árbitros y rivales, da lecciones hasta el final. Pues eso: gracias, Pau ●

 ??  ??

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain