¿Có­mo con­se­guir que el AO­VE es­pa­ñol lle­gue y triun­fe en el mer­ca­do ja­po­nés?

TO­MI­KO TA­NA­KA, FUN­DA­DO­RA DE CREA­PA­SIÓN NOS DA LAS CLA­VES

Oleo Boletín - - TE­MA DE LA SE­MA­NA -

Ex­per­ta en acei­te de oli­va y for­ma­da en Es­pa­ña, con­cre­ta­men­te en la Uni­ver­si­dad de Jaén, To­mi­ko Ta­na­ka ayu­da a em­pre­sas es­pa­ño­las a lle­var su pro­duc­to a Ja­pón, su país de ori­gen, a tra­vés de su pro­yec­to: Crea­pa­sión. Con­si­de­ra que es im­por­tan­te que el acei­te de oli­va es­té por en­ci­ma, tan­to de las em­pre­sas co­mo de las per­so­nas, y cree fun­da­men­tal tam­bién trans­mi­tir el va­lor y la cul­tu­ra oleí­co­la pa­ra ven­der el zu­mo de acei­tu­na con más fa­ci­li­dad.

Des­de su pun­to de vis­ta, “los ciu­da­da­nos ja­po­ne­ses co­no­cen ca­da vez más los acei­tes de oli­va es­pa­ño­les”. Es­pa­ña lle­va dos años con­se­cu­ti­vos, des­de 2014, li­de­ran­do las ex­por­ta­cio­nes de acei­te de oli­va en Ja­pón. Se­gún el in­for­me del Icex, en 2015 Ja­pón im­por­tó 23.900 to­ne­la­das de acei­te es­pa­ñol, aca­pa­ran­do el 56,6% de cuo­ta de mer­ca­do. El acei­te ita­liano ocu­pa la se­gun­da po­si­ción con 15.792 to­ne­la­das.

“Lo que ocu­rre es que los ja­po­ne­ses tie­nen la per­cep­ción de que el acei­te de oli­va es un pro­duc­to tí­pi­co ita­liano. A ello se une el es­ca­so mar­ke­ting que ha­ce el acei­te de oli­va es­pa­ñol en mi país. La ma­yor par­te del acei­te que lle­ga es a gra­nel pa­ra mar­cas blan­cas, y a pe­sar de que se ha me­jo­ra­do mu­cho la co­mu­ni­ca­ción so­bre el pro­duc­to, hay mu­cho que tra­ba­jar to­da­vía. Es muy im­por­tan­te trans­mi­tir la cul­tu­ra del acei­te, no se pue­de ven­der co­mo un pro­duc­to cual­quie­ra”, ase­gu­ra

Con­si­de­ra que “el mer­ca­do es­tá sa­tu­ra­do, de mo­do que si se quie­re ven­der al­go ex­clu­si­vo y úni­co hay que sa­ber di­fe­ren­ciar­se y trans­mi­tir por qué el su­yo des­ta­ca más que el res­to”. Aña­de que “el con­su­mi­dor no bus­ca so­lo un pro­duc­to, sino una ex­pe­rien­cia a tra­vés del pro­duc­to, y con él hay que sor­pren­der y ale­grar a quien lo con­su­ma. En es­te sen­ti­do, es muy im­por­tan­te pro­mo­cio­nar la gas­tro­no­mía es­pa­ño­la jun­to con el AO­VE”. De es­te mo­do, “las em­pre­sas de­be­rían abrir­se más al pú­bli­co en ge­ne­ral pa­ra que co­noz­can las sin­gu­la­ri­da­des de su pro­duc­to”.

Pa­ra que una em­pre­sa triun­fe lle­van­do su AO­VE a Ja­pón, Ta­na­ka in­sis­te en que de­ben co­no­cer el cul­ti­vo y el pro­ce­so de la ela­bo­ra­ción de su acei­te, al­go que pa­re­ce ob­vio pe­ro lo di­go por­que hay mu­chos que no lo co­no­cen. En se­gun­do lu­gar, co­no­cer el pun­to fuer­te de la em­pre­sa y del pro­duc­to pa­ra di­fe­ren­ciar­lo de los de­más. Tam­bién es im­por­tan­te el for­ma­to, me­jor pe­que­ño, 125 ó 250 ml por­que el con­su­mo es me­dio en Ja­pón”.

Tam­bién con­si­de­ra fun­da­men­tal “bus­car a un im­por­ta­dor/dis­tri­bui­dor que ten­ga el mis­mo ob­je­ti­vo en el mer­ca­do ya que de­pen­de del ti­po del mer­ca­do que quie­ra po­si­cio­nar, el im­por­ta­dor o dis­tri­bui­dor se­rá di­fe­ren­te. Ca­da uno tie­ne su mer­ca­do con­cre­to”.

Y una vez se ha­ya en­con­tra­do el im­por­ta­dor, “hay que for­mar­le y trans­mi­tir­le los va­lo­res de su em­pre­sa, su pro­duc­to y de la cul­tu­ra oleí­co­la, ya que se­rá quien ten­ga con­tac­to di­rec­to con los con­su­mi­do­res y com­pra­do­res, de­be de co­no­cer el pro­duc­to y la em­pre­sa a la per­fec­ción, y sa­ber trans­mi­tir­lo pa­ra con­se­guir que con­fíen en él y en el pro­duc­to y así desa­rro­llar la ven­ta.

Los ja­po­ne­ses va­lo­ran mu­cho el pro­duc­to sa­lu­da­ble pe­ro el triun­fo de­pen­de­rá de có­mo desa­rro­lle­mos la es­tra­te­gia en la que el pro­duc­to ha de ser siem­pre el pro­ta­go­nis­ta.

Pue­den leer la en­tre­vis­ta com­ple­ta en el úl­ti­mo nú­me­ro de OLEO Re­vis­ta, nº 166.

"El sec­tor del acei­te de oli­va es­pa­ñol ha­ce muy po­co mar­ke­ting del pro­duc­to en Ja­pón. Hay que ven­der más la cul­tu­ra oleí­co­la"

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.