Ali­men­ta­ción equi­li­bra­da pa­ra el cre­ci­mien­to del bebé

Cu­brir las ne­ce­si­da­des nu­tri­cio­na­les del bebé es fun­da­men­tal pa­ra su co­rrec­to desa­rro­llo.

Ser Padres - - Ser Padres Para Papillas Ordesa -

Es­ta­ble­cer unos há­bi­tos ali­men­ta­rios sa­lu­da­bles y equi­li­bra­dos pa­ra los ni­ños es de­ter­mi­nan­te pa­ra el buen fun­cio­na­mien­to de su or­ga­nis­mo, pa­ra el cre­ci­mien­to y la óp­ti­ma ca­pa­ci­dad de apren­di­za­je.

Di­ver­si­fi­car la ali­men­ta­ción

Es re­co­men­da­ble in­cluir a dia­rio en la die­ta del lac­tan­te ali­men­tos de to­dos los gru­pos pa­ra que ob­ten­ga to­dos los nu­trien­tes ne­ce­sa­rios. La va­rie­dad ase­gu­ra la in­ges­ta de esos nu­trien­tes y evi­ta la mo­no­to­nía, fo­men­tan­do el apren­di­za­je de unos há­bi­tos ali­men­ta­rios ade­cua­dos, que co­mien­zan des­de el ini­cio de una ali­men­ta­ción com­ple­men­ta­ria y se con­so­li­dan an­tes de fi­na­li­zar la pri­me­ra in­fan­cia.

Au­men­tar el ti­po de ce­rea­les

A los más pe­que­ños hay que ir ofre­cién­do­les po­co a po­co nue­vos ali­men­tos pa­ra que co­noz­can otros sa­bo­res y tex­tu­ras. La ba­se de su ali­men­ta­ción son las pa­pi­llas, de las que el ce­real es el in­gre­dien­te prio­ri­ta­rio. La pri­me­ra op­ción pa­ra va­riar su die­ta es ir au­men­tan­do pro­gre­si­va­men­te el nú­me­ro y ti­po de ce­rea­les, co­men­zan­do por pa­pi­llas ela­bo­ra­das a ba­se de 1 o 2 ce­rea­les sin glu­ten co­mo el arroz, el maíz, el mi­jo o el sor­go. La in­cor­po­ra­ción de otros in­gre­dien­tes di­fe­ren­tes co­mo yo­gur, fru­ta, fru­tos se­cos o miel, apor­ta nue­vos nu­trien­tes que com­ple­men­tan su va­lor nu­tri­cio­nal y pro­por­cio­nan al bebé nue­vas ex­pe­rien­cias gus­ta­ti­vas y ol­fa­ti­vas. Las nue­vas va­rie­da­des Ble­vit plus 8 Ce­rea­les con es­pel­ta y plá­tano y Ble­vit plus 8 ce­rea­les con qui­noa y fru­ta tie­nen una ba­se de 8 ce­rea­les a la que se le aña­den nue­vos in­gre­dien­tes pa­ra com­ple­men­tar su com­po­si­ción e in­cre­men­tar su va­lor nu­tri­cio­nal.

A tra­vés de la di­ver­si­fi­ca­ción de la ali­men­ta­ción el bebé co­no­ce nue­vos sa­bo­res y tex­tu­ras y in­gie­re los nu­trien­tes re­co­men­da­dos dia­ria­men­te.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.