De­ta­lles que ha­cen HO­GAR

Los ador­nos, las ve­las, las guir­nal­das y las co­ro­nas lle­nan nues­tra ca­sa de aro­ma a Na­vi­dad.

Ser Padres - - Especial - Por Carmen Cas­te­lla­nos

De­co­rar la ca­sa pa­ra las fies­tas na­vi­de­ñas es una ac­ti­vi­dad que pue­de con­ver­tir­se en una en­tre­te­ni­da tar­de en fa­mi­lia. To­dos pue­den par­ti­ci­par, des­de los pa­dres has­ta los más pe­que­ños: las ta­reas se dis­tri­bui­rán por eda­des y, mien­tras unos re­cor­tan, otros pue­den pe­gar o co­ser. No ha­ce fal­ta más que ga­nas de dis­fru­tar e ima­gi­na­ción.

Co­ra­zo­nes y es­tre­llas

En puer­tas, ven­ta­nas o en el ár­bol de na­vi­dad unos co­ra­zo­nes y es­tre­llas he­chos a mano pue­den dar un to­que muy “country” a ca­da rin­cón de la ca­sa. Los ni­ños pue­den re­cor­tar car­tu­li­nas en for­ma de es­tre­lla (me­jor si son de co­lo­res bri­llan­tes) y los más ma­yo­res pue­den ele­gir te­las pa­ra for­mar co­ra­zo­nes re­lle­nos pa­ra col­gar en puer­tas y ven­ta­nas.

Los cas­ca­be­les en el ár­bol avi­sa­rán de que al­guien es­tá en el sa­lón, qui­zás de­jan­do re­ga­los. Los ni­ños pue­den ador­nar­los con la­zos. Otra idea es re­cor­tar las le­tras de sus ini­cia­les en fiel­tro de co­lo­res y pe­gar­las en la pa­red don­de en­con­tra­rán los re­ga­los.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.