Sa­ber ac­tuar

Aún mo­ja la ca­ma.

Ser Padres - - Sumario - Por Emma Gar­cía

No hay una cien­cia cier­ta en lo re­fe­ren­te a que los ni­ños se ori­nen en la ca­ma, pe­ro con fre­cuen­cia se tra­ta de una par­te na­tu­ral de su de­sa­rro­llo que sue­len su­pe­rar”. Así de cla­ro lo ex­pli­ca Li­lian Ca­si­que Zam­brano, pediatra de Blua de Sa­ni­tas. Aho­ra bien, es­ta pro­fe­sio­nal ad­vier­te que no siem­pre es así y re­co­mien­da acu­dir a un mé­di­co si el ni­ño es ma­yor de seis años, o si no ha mo­ja­do la ca­ma du­ran­te seis me­ses o más y de re­pen­te co­mien­za a ha­cer­se pis mien­tras duer­me.

Asi­mis­mo, la ex­per­ta apues­ta por vi­si­tar a un es­pe­cia­lis­ta si el ni­ño se ha­ce pis en la ca­ma y al tiem­po su­fre es­tre­ñi­mien­to, tie­ne es­ca­pes de ori­na du­ran­te el día, su­fre do­lor, tie­ne es­co­zor o ha­ce es­fuer­zos pa­ra ori­nar, ha te­ni­do cam­bios en la can­ti­dad y en la fre­cuen­cia del pis, tie­ne un cho­rro fino al ori­nar o un go­teo que es cons­tan­te, o su ori­na es tur­bia, de co­lor ro­sa o pre­sen­ta man­chas de san­gre en la ro­pa in­te­rior. En to­dos esos ca­sos el pi­pi he­cho en la ca­ma po­dría es­tar re­la­cio­na­do con al­gún pro­ble­ma de sa­lud que ha­bría que es­tu­diar. Un pro­ble­ma que tam­bién po­dría te­ner ín­do­le psi­co­ló­gi­ca si ese ha­cer­se pis en­ci­ma lle­ga­ra por ejem­plo con el na­ci­mien­to de un her­mano, tras un pro­ble­ma fa­mi­liar co­mo la se­pa­ra­ción de los pa­dres o tras un cam­bio en sus há­bi­tos co­mo una mu­dan­za.

¿Po­de­mos ayu­dar?

Si no exis­te nin­guno de to­dos esos su­pues­tos, la fa­cul­ta­ti­va ex­pli­ca que hay va­rias fór­mu­las pa­ra ayu­dar al pe­que­ño a que no se si­ga ha­cien­do pis en la ca­ma. ¿Có­mo? Evi­tan­do que be­ba mu­cho lí­qui­do an­tes de acos­tar­se y pro­cu­ran­do que ori­ne an­tes de ir­se a la ca­ma. Ade­más su­gie­re que el ni­ño ayu­de a los pa­dres a cam­biar las sá­ba­nas mo­ja­das pa­ra que se dé cuen­ta del al­can­ce de ori­nar­se en­ci­ma, siem­pre y cuan­do eso no lo in­ter­pre­te co­mo un cas­ti­go. Tam­bién acon­se­ja usar pro­tec­tor de col­chón y se mues­tra con­tra­ria al uso de pa­ña­les, así co­mo a in­sis­tir­les pa­ra que se le­van­ten a ori­nar en mi­tad de la no­che. Has­ta que el ni­ño de­je de ha­cer­se pis en la ca­ma, Ca­si­que Zam­brano apues­ta por tran­qui­li­zar­lo di­cién­do­le que no es el úni­co al que le pa­sa, por no per­mi­tir bur­lar­se de él por otros miem­bros de la fa­mi­lia co­mo los her­ma­nos y por ser sen­si­ble a sus sen­ti­mien­tos. Ha­cer­se pis en la ca­ma es al­go que afec­ta más a ni­ños que a niñas y en la ma­yo­ría de los ca­sos, si bien no se co­no­ce la cau­sa, sí se sa­be que exis­te un fuer­te com­po­nen­te ge­né­ti­co. Y es que mu­chos de los ni­ños que mo­jan la ca­ma tie­nen, ex­pli­ca la ex­per­ta, al me­nos un pro­ge­ni­tor que te­nía el mis­mo pro­ble­ma cuan­do era ni­ño.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.