Bo­ca­di­tos de na­ran­ja y co­co

Aun­que los pe­rros se con­si­de­ran unos ani­ma­les car­ní­vo­ros, no só­lo de­ben ali­men­tar­se de car­ne, sino tam­bién de otros ali­men­tos co­mo las fru­tas, que les apor­tan vi­ta­mi­nas, mi­ne­ra­les y cal­cio.

Todo Perros - - Sumario - por In­grid Gon­zá­lez, re­pos­te­ra crea­ti­va www.dul­ces­pe­rros.com dul­ces­pe­rros@dul­ces­pe­rros.com

Ha­ce muy po­co ha lle­ga­do a mi ca­sa un nue­vo miem­bro de la fa­mi­lia, un pe­que­ña­jo muy gra­cio­so al que mi hi­jo de 6 años le ha pues­to el nom­bre de Ca­pi­tán Jack Olaf Spa­rrow… Si, lo sé, nom­bre cu­rio­so ¿no? Pe­ro es lo que tie­nen las pe­lí­cu­las y los vi­deo­jue­gos… El pe­que­ño Ca­pi­tán pron­to cum­pli­rá 4 me­ses y le es­ta­mos en­se­ñan­do có­mo de­be com­por­tar­se en ca­sa. El otro día, Mi­guel me pre­gun­tó si po­día­mos ha­cer unas ga­lle­ti­tas pa­ra el Ca­pi­tán… y eso hi­ci­mos, unas de­li­cio­sas ga­lle­tas de na­ran­ja y co­co pa­ra pre­miar a nues­tro pe­rri­to cuan­do se por­te bien. Es­tas ga­lle­tas, ade­más de ser una go­lo­si­na, tam­bién son muy sa­nas, por lo que os con­ta­ré al­gu­nas de las pro­pie­da­des y be­ne­fi­cios de sus in­gre­dien­tes. Las na­ran­jas, al igual que otros cí­tri­cos, co­mo las man­da­ri­nas o los li­mo­nes, ayu­dan al or­ga­nis­mo lim­pian­do las im­pu­re­zas de la san­gre y de los ór­ga­nos in­ter­nos. Es una fru­ta que en­can­ta a los cá­ni­dos, ya que es dul­ce y re­fres­can­te. Lo me­jor, co­mo con to­das las fru­tas, se­ría dár­se­la cruda pa­ra que no pier­da nin­gu­na de sus pro­pie­da­des, pe­ro tam­bién po­de­mos com­bi­nar­las con otros in­gre­dien­tes pa­ra aro­ma­ti­zar nues­tras ela­bo­ra­cio­nes y así ha­cer­las más ape­te­ci­bles. Y lo me­jor es que es ba­ja en ca­lo­rías, po­see gran­des can­ti­da­des de vi­ta­mi­na C y fla­vo­noi­des que re­fuer­zan el sis­te­ma in­mu­ni­ta­rio, ayu­dan a au­men­tar la re­sis­ten­cia an­te las in­fec­cio­nes y re­fuer­zan las pa­re­des ce­lu­la­res. Ade­más de vi­ta­mi­nas A, B y G, con­tie­nen mi­ne­ra­les co­mo so­dio, po­ta­sio y mag­ne­sio, que ayu­dan a for­ta­le­cer los múscu­los, y fós­fo­ro y cal­cio que re­fuer­zan hue­sos y dien­tes. Po­seen una le­ve ac­ción diu­ré­ti­ca, ayu­dan­do en la eli­mi­na­ción de lí­qui­dos, y lim­pian los ri­ño­nes y el hí­ga­do, re­for­zan­do su ca­pa­ci­dad de­pu­ra­ti­va. Las na­ran­jas con­tie­nen pec­ti­na, una fi­bra que ayu­da a re­du­cir los ni­ve­les de co­les­te­rol en san­gre. El co­co es una fru­ta exó­ti­ca que po­de­mos ad­qui­rir en cual­quier su­per­mer­ca­do, y cu­yos be­ne­fi­cios y pro­pie­da­des la con­vier­ten en sa­lu­da­ble. Es una fru­ta ri­ca en sa­les mi­ne­ra­les que par­ti­ci­pan en la mi­ne­ra­li­za­ción de los hue­sos, co­mo cal­cio, fós­fo­ro y mag­ne­sio. Tam­bién es ri­ca en hie­rro y po­ta­sio. Su al­to con­te­ni­do en fi­bras, ha­ce del co­co una fru­ta con pro­pie­da­des la­xan­tes, que ayu­da a re­du­cir el co­les­te­rol en san­gre y con­tro­la el ni­vel de azú­car en és­ta, por lo que es­tá in­di­ca­do en pe­rros con pro­ble­mas de dia­be­tes. En su con­tra hay que de­cir que tie­ne un va­lor ener­gé­ti­co al­to y que con­tie­ne una gran can­ti­dad de áci­dos gra­sos sa­tu­ra­dos, por lo que no es re­co­men­da­ble si exis­ten pro­ble­mas car­dio­vas­cu­la­res. Re­cor­dad que son go­lo­si­nas, pre­mios, no par­te de la die­ta dia­ria. Bo­na­pe­tit!

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain

© PressReader. All rights reserved.