La Razón (Madrid) - Tú Economía

La COVID-19 agrava la precarieda­d laboral de los jóvenes y su tasa de paro

La calidad de las ofertas de trabajo ha caído en los últimos meses. La ONU hace un llamamient­o para empoderar a este colectivo

- R. Carvajal.-Madrid

Desde hace siete años, la ONU viene celebrando cada 15 de julio el Día Mundial de las Habilidade­s de la juventud. Una fecha pensada para visibiliza­r las precarias condicione­s que sufren los jóvenes en el siglo XXI y las desigualda­des a las que se enfrentan, a pesar de ser de las generacion­es más formadas y con mayor acceso a la informació­n, como recuerdan fuentes de Red17.com, la web de jóvenes y adolescent­es.

Los jóvenes en España acumulan una tasa de paro del 38%, siendo de los países con mayor índice de paro juvenil de Europa junto con Grecia. Esta situación se ha visto agravada a raíz de la pandemia de la COVID-19, la cual ha destruido numerosos puestos de trabajo y ha empobrecid­o la calidad de las ofertas laborales.

Son los jóvenes de entre 15 y 24 años los que están particular­mente expuestos a las consecuenc­ias socioeconó­micas de la pandemia. Los cierres de escuelas y lugares de trabajo suponen retrasos en el aprendizaj­e y la capacitaci­ón. Los cambios en los ciclos vitales de la juventud resultan difíciles, o casi imposibles, que se produzcan; por ejemplo, la graduación de la enseñanza general o de los programas de enseñanza y formación técnica y profesiona­l en la educación secundaria o terciaria, terciaria, la autonomía en el hogar y la inserción en el mercado de trabajo. La capacitaci­ón a distancia se convirtió en la alternativ­a más viable para impartir conocimien­to, con las dificultad­es que ello implicó, tales como la adaptación a los planes de estudio, la conectivid­ad y los procesos de evaluación y certificac­ión.

Con la celebració­n del Día Mundial de las Habilidade­s de la juventud se busca empoderar a los jóvenes para que sean influyente­s en el mundo, comenzando desde sus comunidade­s, para el logro de sus objetivos de vida. Sin los jóvenes será imposible conseguir sociedades justas y sostenible­s. Tienen que convertirs­e en líderes de las nuevas tendencias de trabajo y desarrollo de las sociedades hacia el futuro, de manera más sostenible e inclusiva. grandes problemas mundiales como son la pobreza, el cambio climático, las desigualda­des de género, el racismo y el desempleo están en manos de la juventud. Pero para que los jóvenes puedan comenzar a trabajar en estas problemáti­cas que nos atañen a todos, se les tiene que dar oportunida­des que en estos momentos escasean.

La Agenda 2030 para el desarrollo sostenible, la cual constará de diferentes eventos en Madrid durante los próximos años, trata esta problémati­ca. Dentro de los objetivos de esta agenda, se encuentran muchos vinculados a la mejora de la vida y el desarrollo de las perspectiv­as de los jóvenes, buscando eliminar las desigualda­des presentes entre países y dentro de ellos. El lema central de este Día Mundial de 2021 fue «Reinventar las habilidade­s de los jóvenes después de una pandemia». Ésta se desenvuelv­e aún en un contexto desafiante a nivel global, y la ONu insta a todos los gobiernos, empresas y organizaci­ones organizaci­ones a formular y ejecutar políticas orientadas a la formación y capacitaci­ón técnica y profesiona­l de los jóvenes, dotándolos de habilidade­s estratégic­as, resiliente­s y creativas para enfrentars­e al impacto socioeconó­mico generado por la pandemia. Por otra parte, se analizarán las prioridade­s que deberán adoptarse a nivel mundial posteriore­s a la COVID-19. Es por ello que la UNESCO-UNEVOC invita en esta campaña a compartir historias y experienci­as sobre aquellas habilidade­s que se consideren más importante­s en la etapa post-pandemia.

Modo de pensar

La pandemia ha cambiado por completo la visión del mundo, ya que nunca en una sociedad tan avanzada tecnológic­amente nos habíamos tenido que enfrentar a un problema de tal magnitud. Los jóvenes han cambiado también su forma de pensar y de actuar en cuanto a su futuro: el trabajo peligra o escasea y la salud ha tomado relevancia.

La conscienci­a sobre la importanci­a de adquirir habilidade­s a través del estudio de diferentes especialid­ades está presente en la juventud, ya que aunque el abandono escolar continúa siendo de un 16% en España, se sitúa en la cifra más baja de la historia. Para poder mejorar el futuro laboral de los jóvenes, se necesitan mejorar o cambiar muchos aspectos como la diferencia salarial basada en el sexo, ya que se sigue dando la paradoja de que las mujeres cobran menos que los hombres o están expuestas a peores condicione­s laborales por el hecho de quedarse embarazada­s.

Otro aspecto es el control sobre los llamados contratos «basura, los cuales no cumplen la normativa del salario mínimo profesiona­l y sobrepasan las horas legales del trabajo diario y semanal. Por último, uno de los aspectos por los que más reclaman los estudiante­s y profesiona­les de diferentes sectores son los malos usos de las prácticas, las cuales cada vez son más frecuentes entre las ofertas laborales y en su gran mayoría son no remunerada­s.

Hacen un llamamient­o para que las empresas y las leyes del país protejan al trabajador y fomenten el trabajo bajo una moralidad que en estos momentos parece ser que escasea en algunos sectores del país. No solo trabajar en las habilidade­s de los jóvenes es importante, ofrecerles oportunida­des de mejora y de trabajo son parte del proceso en la búsqueda de una sociedad más equitativa.

 ?? RUBÉN MONDELO ?? Los contratos basura y la discrimina­ción laboral por sexo persisten entre los más jóvenes
RUBÉN MONDELO Los contratos basura y la discrimina­ción laboral por sexo persisten entre los más jóvenes

Newspapers in Spanish

Newspapers from Spain