En cien­cia y tec­no­lo­gía hay que “dar el sal­to” y “lo más ur­gen­te” es po­ner a los profesionales “al ser­vi­cio del de­sa­rro­llo”

Búsqueda - - CIENCIA - En­tre­vis­ta de Ma­ría Paz Sar­to­ri y Mar­tín Pra­to

Ala de­re­cha de la puer­ta de en­tra­da a la ofi­ci­na, un pa­pel im­pre­so en blan­co y negro y pe­ga­do con cinta ad­he­si­va in­for­ma que allí se ubi­ca la Se­cre­ta­ría Nacional de Cien­cia y Tec­no­lo­gía. To­do lu­ce muy nue­vo, car­tel de pa­pel in­clui­do.

El im­pul­so de la cien­cia y la tec­no­lo­gía fue una pro­me­sa de cam­pa­ña del pre­si­den­te Ta­ba­ré Vázquez. La se­cre­ta­ría fue pro­pues­ta en la Ren­di­ción de Cuen­tas, crea­da por de­cre­to en 2017 y re­cién en abril de es­te año co­men­zó a fun­cio­nar. Tras una lar­ga es­pe­ra y una co­mu­ni­dad cien­tí­fi­ca an­sio­sa por de­fi­ni­cio­nes po­lí­ti­cas, asu­mió Eduar­do Man­ta pa­ra li­de­rar la ofi­ci­na. El an­tes de­cano de la Fa­cul­tad de Quí­mi­ca e in­te­gran­te del Con­se­jo Di­rec­ti­vo de la Aca­de­mia Nacional de Cien­cias del Uru­guay, coin­ci­de en que se “tran­si­tó un tiem­po me­dio lar­go” pa­ra dar co­mien­zo a la se­cre­ta­ría, pe­ro ase­gu­ra que aho­ra hay un diá­lo­go con to­dos los in­vo­lu­cra­dos en el te­ma a es­ca­la nacional que lo tie­ne “es­pe­ran­za­do”.

Pa­ra Man­ta, el país de­be­ría abor­dar dos o tres te­mas muy im­por­tan­tes y orien­tar sus fuerzas ha­cia allí con ins­tru­men­tos que sean trans­ver­sa­les. “Al Uru­guay le fal­ta mu­cha co­sa” y se ne­ce­si­ta “dar el sal­to” pa­ra au­men­tar la ca­pa­ci­dad de pro­duc­ción de la cien­cia y la tec­no­lo­gía, en un sis­te­ma que tie­ne profesionales con “muy bue­na” for­ma­ción y con “po­si­bi­li­dad de apor­tar al país”, des­ta­có.

Pe­ro la emi­gra­ción de los más ca­pa­ci­ta­dos y la fal­ta de in­ser­ción lo­cal en va­rias áreas de la cien­cia, cuan­do al mis­mo tiem­po otros sec­to­res co­mo el far­ma­céu­ti­co tie­nen de­socu­pa­ción ce­ro, es un te­ma que preo­cu­pa.

A con­ti­nua­ción si­gue un re­su­men de la en­tre­vis­ta que Man­ta man­tu­vo con Bús­que­da en su ofi­ci­na de la To­rre Eje­cu­ti­va.

— La se­cre­ta­ría tie­ne unos me­ses de vi­da. Uno de sus ob­je­ti­vos es po­der mar­car li­nea­mien­tos de có­mo desa­rro­llar una po­lí­ti­ca de cien­cia y tec­no­lo­gía des­de el Po­der Eje­cu­ti­vo. ¿En qué es­tá tra­ba­jan­do?

— La se­cre­ta­ría es­tá en­fo­ca­da en eso y en otros te­mas más. Es­tá tra­ba­jan­do fuertemente en coope­ra­ción con la Se­cre­ta­ría de Trans­for­ma­ción Productiva y Com­pe­ti­ti­vi­dad, dan­do apo­yo a programas de mi­nis­te­rios y de la Agen- cia Uru­gua­ya de Coope­ra­ción. Apo­ya­mos cier­ta for­ma de ir ha­cien­do las co­sas en la ela­bo­ra­ción de po­lí­ti­cas in­tere­san­tes.

— ¿Cuá­les?

— Hay al­gu­nas que van de la mano de de­cre­tos que im­por­tan al país y a la crea­ción y ge­ne­ra­ción de nuevos re­cur­sos hu­ma­nos y ca­pa­ci­da­des, co­mo el de­cre­to de mar te­rri­to­rial. Hay una nue­va si­tua­ción en el mar ( Uru­guay am­plió su te­rri­to­rio ma­rí­ti­mo) y ne­ce­si­ta­mos sa­ber cuál es nues­tra si­tua­ción de re­cur­sos hu­ma­nos, cien­tí­fi­cos y tec­no­ló­gi­cos pa­ra apro­ve­char es­ta opor­tu­ni­dad.

Lan­za­mos el pri­mer cur­so de có­di­go de ba­rras, se les dio mu­cho apo­yo a los ins­ti­tu­tos de la coope­ra­ción fran­co­uru­gua­ya que es ne­ce­sa­rio re­im­pul­sar y es­ta­mos tra­ba­jan­do en proyectos con Trans­for­ma Uru­guay. Es­te vier­nes 12 pre­sen­ta­re­mos por pri­me­ra vez en Uru­guay el Pro­gra­ma de Com­pra Pú­bli­ca in­no­va­do­ra.

—Era un re­cla­mo histórico que el sec­tor pú­bli­co prio­ri­za­ra la innovación nacional frente a otras so­lu­cio­nes im­por­ta­das y sin de­sa­rro­llo lo­cal.

— Es un re­cla­mo histórico y he­mos po­di­do lle­var­lo ade­lan­te. Las dos se­cre­ta­rías pu­di­mos po­ner­lo en mar­cha y va­mos a ha­cer un de­cre­to pa­ra co­men­zar a rea­li­zar prue­bas y que exis­tan po­si­bi­li­da­des de com­pras pú­bli­cas a tra­vés de me­ca­nis­mos de innovación en cien­cia y tec­no­lo­gía.

— En vez de importar, dar prio­ri­dad a lo que se ha­ce acá.

— Exac­to. Dar la opor­tu­ni­dad pa­ra que ofrez­can de­sa­rro­llo lo­cal. Ya tie­ne apro­ba­ción por par­te del ga­bi­ne­te in­ter­mi­nis­te­rial de Com­pe­ti­ti­vi­dad la crea­ción de una co­mi­sión mi­nis­te­rial de cien­cia y tec­no­lo­gía. Lo lo­gra­mos. Es­tá den­tro de la ór­bi­ta de Pre­si­den­cia y tu­vo apo­yo. Sin lu­gar a du­das, va a mar­car mu­chí­si­mo. Va­mos a te­ner una se­cre­ta­ría in­ter­mi­nis­te­rial de cien­cia y tec­no­lo­gía con la cual va­mos a tra­ba­jar con­jun­ta­men­te, y va­mos a ge­ne­rar agen­das e in­su­mos pa­ra de­fi­nir po­lí­ti­cas.

— ¿ El es­la­bón que fal­ta­ba pa­ra dar­le ór­de­nes ala Agen­cia Nacional de Investigación e Innovación (ANNI)?

—Yo no di­je eso, lo di­jis­te tú.

— Pe­ro es una de las co­sas que van a po­der ha­cer.

— Eso no lo di­je yo. La ANII es un or­ga­nis­mo que res­pon­de a las po- lí­ti­cas del Po­der Eje­cu­ti­vo. No me me­tan en líos.

— Por lo tan­to, la ANII de­be­rá res­pon­der a lo que pue­da sur­gir de aquí. Uno de los reclamos es que la ANII es­tá to­man­do de­ci­sio­nes po­lí­ti­cas an­te la fal­ta de li­nea­mien­tos des­de el Po­der Eje­cu­ti­vo y que no de­be­ría ha­cer- lo, sino so­la­men­te eje­cu­tar po­lí­ti­cas. Us­ted ha di­cho que la ANII se es­ta­ba t oman­do atri­bu­cio­nes que iban más allá de sus com­pe­ten­cias.

— Lo di­ce l a nor­ma. Lo que di­go es que es ne­ce­sa­rio que el país for­me, de­fi­na y ge­ne­re sus po­lí­ti­cas en ma­te­ria de cien­cia y tec­no­lo­gía y que esas po­lí­ti­cas sean eje­cu­ta­das por los or­ga­nis­mos eje­cu­to­res. ¿Te pa­re­ce po­co lo que he­mos he­cho en es­tos me­ses? Com­pras pú­bli­cas por innovación, una co­mi­sión mi­nis­te­rial de cien­cia y tec­no­lo­gía, es­ta­mos apo­yan­do de­cre­tos, ar­ti­cu­lan­do con el Con­se­jo Nacional de Innovación, Cien­cia y Tec­no­lo­gía ( Co­nicyt), con la uni­ver­si­dad y otros ac­to­res aca­dé­mi­cos. Se es­tá em­pe­zan­do a ge­ne­rar una ba­se de diá­lo­go y de una cons­truc­ción co­lec­ti­va en Uru­guay. Se es­tá dis­cu­tien­do, tran­si­tan­do y ha­blan­do có­mo va a ser la fu­tu­ra ins­ti­tu­cio­na­li­dad. Va­mos a ver con qué ins­ti­tu­cio­na­li­dad ter­mi­na­mos...

— ¿La se­cre­ta­ría fue crea­da pa­ra or­de­nar el pa­no­ra­ma? Por­que en es­ta área par­ti­ci­pan la uni­ver­si­dad, e ins­ti­tu­tos de investigación co­mo el Pas­teur y el Cle­men­te Es­ta­ble, en­tre otros.

— En po­cas pa­la­bras, es pa­ra dar­les un en­fo­que sis­té­mi­co a la cien­cia y la tec­no­lo­gía.

— ¿Qué se quie­re or­de­nar?

— Las lí­neas prio­ri­ta­rias pa­ra el de­sa­rro­llo de la cien­cia y la tec­no­lo­gía en el país, y so­bre esa ba­se ver cuá­les son los me­jo­res ac­to­res pa- ra desa­rro­llar­las. Al Uru­guay le fal­ta mu­cha co­sa, hay que tra­ba­jar mu­cho. Hay que de­fi­nir de al­gu­na ma­ne­ra las po­lí­ti­cas, con­ver­sar y dis­cu­tir acuer­dos con aque­llos lu­ga­res que son au­tó­no­mos.

— ¿Qué le fal­ta a Uru­guay?

— Le fal­ta mu­chí­si­mo; le fal­ta me­ter la innovación en las em­pre­sas. Ca­si na­da. Te­ne­mos que tra­ba­jar mu­chí­si­mo en eso. La innovación ba­sa­da en la cien­cia y la tec­no­lo­gía en las em­pre­sas pú­bli­cas y pri­va­das es uno de los gran­des desafíos. He­mos lle­ga­do a te­ner re­cur­sos hu­ma­nos que son muy bue­nos pe­ro te­ne­mos que dar el sal­to. Pa­ra dar­lo te­ne­mos que bus­car una ma­ne­ra de cons­truir es­tas ins­ti­tu­cio­nes de al­ta ca­pa­ci­ta­ción que nos pue­dan se­guir fo­men­tan­do es­ta for­ma­ción, ba­jo una or­ga­ni­ci­dad que sea trans­ver­sal. Hay que dar un pa­si­to más. Ge­ne­rar un in­ter­cam­bio de do­cen­tes a es­ca­la nacional e in­ter­na­cio­nal, don­de se pue­dan ha­cer doc­to­ra­dos si es ne­ce­sa­rio, pe­ro prin­ci­pal­men­te, don­de exis­ta to­do un te­ma de cir­cu­la­ción de ideas, de crea­ción de co­no­ci­mien­to. El Uru­guay tie­ne que abor­dar dos o tres te­má­ti­cas muy im­por­tan­tes y lo tie­ne que ha­cer a tra­vés de ins­tru­men­tos trans­ver­sa­les.

—¿ Cuá­les son las tres te­má­ti­cas en las que el país se de­be­ría con­cen­trar?

— Am­bien­te, ener­gías re­no­va­bles, na­no­tec­no­lo­gía y materiales. To­dos esos.

— A eso apun­ta­ba su que­ja du­ran­te un evento en el mes de ju­nio en el Ins­ti­tu­to Pas­teur cuan­do di­jo que una de las ma­yo­res in­no­va­cio­nes ha­bía si­do Pe­di­dos­ya…

—( Son­ríe…) Creo que hay que me­ter­se en esas te­má­ti­cas, sin lu­gar a du­das. El país tie­ne re­cur­sos hu­ma­nos a ni­vel de gra­do y pos­gra­do que son muy bue­nos, con po­si­bi­li­dad de apor­tar al país. Pe­ro te­ne­mos que po­ner­nos mu­cho más en el bor­de de la cien­cia y la tec­no­lo­gía.

—¿ Crean­do pues­tos de tra­ba­jo tam­bién?

— Crean­do po­si­bi­li­da­des de tra­ba­jo, sin nin­gu­na du­da.

— ¿ Esos profesionales se que­dan en el país o se van?

— En es­te mo­men­to, yo ha­go mis nú­me­ros y mu­chos se van. Otros ha­cen otros nú­me­ros y no se van. ¿Cuántos son? De­pen­de un po­co de la óp­ti­ca con la que se mi­re. Si se van a ha­cer un doc­to­ra­do y des­pués no vuel­ven o si se van, vuel­ven y se vuel­ven a ir... Lo más ur­gen­te es po­ner nues­tros re­cur­sos hu­ma­nos for­ma­dos al ser­vi­cio del de­sa­rro­llo de la so­lu­ción de los pro­ble­mas que tie­ne el país.

— ¿Por qué se van? — Por­que no te­ne­mos mu­chos cen­tros de investigación y de­sa­rro­llo. A ni­vel pri­va­do prác­ti­ca­men­te nin­guno y la Uni­ver­si­dad de la Re­pú­bli­ca tie­ne sus ca­pa­ci­da­des col­ma­das. Los programas de de­di­ca­ción to­tal de la Ude­lar ya sa­ben có­mo es­tán. En­ton­ces ¿qué le de­cís a un pi­be en esas con­di­cio­nes? Tie­ne ca­pa­ci­dad pa­ra apor­tar y el país los ne­ce­si­ta pe­ro hay que bus­car­le y or­ga­ni­zar­le los lu­ga­res des­de don­de pue­da apor­tar. Mu­chos de los que se van son muy bue­nos. Por­que son los que tie­nen más fa­ci­li­dad y el sis­te­ma los cap­ta de afue­ra. No quie­re de­cir que los que no se van no sean bue­nos. Hay al­gu­nos que es­tán te­nien­do más fa­ci­li­da­des y tam­bién de­pen­de mu­cho del área.

— Se­gún da­tos de la Fa­cul­tad de Cien­cias, se es­ti­ma que uno de ca­da cin­co egre­sa­dos se va. ¿Sus nú­me­ros cuá­les son?

— En el sis­te­ma to­tal, más o me­nos lo mis­mo. Hay otras for­ma­cio­nes en el país que a ni­vel de gra­do tie­nen de­socu­pa­ción ce­ro o ne­ga­ti­va. Las ca­de­nas pro­duc­ti­vas de far­ma y las in­ge­nie­rías te cap­tan el re­cur­so hu­mano de gra­do que es­tá sa­lien­do. El te­ma es có­mo se cap­tan l os pos­gra­dos. Es di­fí­cil por­que no en­cuen­tran tra­ba­jo, por­que no es­tán pu­dien­do en­con­trar aque­llos ám­bi­tos pa­ra apor­tar sus co­no­ci­mien­tos.

— ¿ Cuán­to se in­vier­te en cien­cia y tec­nol ogía en el país? La Aca­de­mia Nacional de Cien­cias del Uru­guay que us­ted in­te­gra fir­mó con los can­di­da­tos en la úl­ti­ma elec­ción el com­pro­mi­so de lle­gar al 1% del PBI pa­ra la cien­cia y la tec­no­lo­gía. Vázquez fir­mó pe­ro no llegará a cum­plir­lo.

— No se lo­gró. Mis nú­me­ros son en­tre 0,36 % y 0,38%.

— ¿ Ha cre­ci­do o se ha man­te­ni­do es­ta­ble?

— A mí me hu­bie­ra gus­ta­do lo­grar una pe­que­ña pen­dien­te de cre­ci­mien­to en esos nú­me­ros, pe­ro…es­ta­mos en esos nú­me­ros.

— ¿ En­ton­ces es el mis­mo nú­me­ro que el del go­bierno pa­sa­do?

— Se ha man­te­ni­do cons­tan­te en los úl­ti­mos años, por lo me­nos en los úl­ti­mos dos.

— ¿Qué sien­te cuan­do se va un pe­río­do de go­bierno sin au­men­to?

— No hu­bo un au­men­to, es ver­dad. Pe­ro hu­bo una fuer­te in­ten­ción de ver un po­co la or­ga­ni­ci­dad del sis­te­ma de cien­cia y tec­no­lo­gía y ver có­mo se pue­de lle­gar de una u otra ma­ne­ra a ha­cer­lo más sis­té­mi­co y más or­gá­ni­co.

— ¿O sea que pri­me­ro ha­bría que or­ga­ni­zar, an­tes de in­ver­tir?

—Yo creo que po­dían ir pa­ra­le­los, pe­ro el he­cho de que exis­ta hoy la po­si­bi­li­dad de que cier­tos ac­to­res del sis­te­ma pue­dan en­trar por esa puer­ta ( se­ña­la la en­tra­da a su ofi­ci­na) sin nin­gún pro­ble­ma, en­trar a un ám­bi­to de la Pre­si­den­cia de la Re­pú­bli­ca a po­der plan­tear sus pro­ble­mas, ha­blar­los y ge­ne­rar ám­bi­tos de in­ter­co­ne­xión con el Co­nicyt, que es­tá to­man­do im­pul­so, o con otras ins­ti­tu­cio­nes vin­cu­la­das, co­mo la Aca­de­mia Nacional de Cien­cias o in­clu­so con el diá­lo­go permanente que te­ne­mos con la uni­ver­si­dad... El he­cho de que pue­da ge­ne­rar cons­truc­ción des­de el diá­lo­go es im­por­tan­te. ¿Cuán­to se dia­lo­ga­ba an­tes des­de l a ba­se? Muy po­co. Hoy creo que la aper­tu­ra del diá­lo­go es ma­yor. Eso es bueno y es lo que nos es­tá es­pe­ran­zan­do.

Eduar­do Man­ta

Newspapers in Spanish

Newspapers from Uruguay

© PressReader. All rights reserved.