Con la cons­truc­ción del An­tel Are­na el go­bierno se ma­ne­jó con “im­pu­ni­dad” y se lle­vó “por de­lan­te to­das las re­glas de jue­go”

La mi­nis­tra “Cos­se mues­tra un es­ti­lo de go­bierno: to­do es re­ser­va­do, ar­bi­tra­rio”, di­ce Mie­res, y cues­tio­na que to­das las resoluciones vin­cu­la­das con el es­ta­dio fue­ran de­cla­ra­das re­ser­va­das por 10 años

Búsqueda - - INFORMACIÓN NACIONAL -

El Po­der Eje­cu­ti­vo mues­tra la inau­gu­ra­ción del An­tel Are­na co­mo uno de los gran­des lo­gros de los úl­ti­mos tiem­pos. Pa­ra el se­na­dor Pa­blo Mie­res, ese cen­tro de es­pec­tácu­los ce­rra­do es tam­bién un ca­so pa­ra­dig­má­ti­co, pe­ro por los mo­ti­vos con­tra­rios a los que re­fie­re el ofi­cia­lis­mo. La cons­truc­ción del An­tel Are­na de­be­ría ser to­ma­da co­mo ejem­plo pa­ra ter­mi­nar con la po­si­bi­li­dad de que los je­rar­cas usen a las em­pre­sas pú- bli­cas co­mo “pla­ta­for­ma de lan­za­mien­to de can­di­da­tu­ras” y pa­ra que el Tri­bu­nal de Cuen­tas ten­ga más po­tes­ta­des en el con­trol del gas­to, opi­na el lí­der del Par­ti­do In­de­pen­dien­te.

El le­gis­la­dor in­ter­pe­la­rá hoy jue­ves a la mi­nis­tra de In­dus­tria, Ca­ro­li­na Cos­se, de­bi­do a que An­tel y el mi­nis­te­rio no con­tes­ta­ron sus pe­di­dos de in­for­mes y de ac­ce­so a la in­for­ma­ción so­bre la obra y sus cos­tos. “El An­tel Are­na ya exis­te, ya es­tá, es un pa­so sin re­torno y oja­lá fun­cio­ne bien. Des­de el pun­to de vis­ta de la cul­tu­ra, oja­lá sea un gran apor­te al desa­rro­llo del país”, di­jo Mie­res a Bús­que­da. Pe­ro aña­dió en se­gui­da que to­do el pro­ce­so fue “muy des­pro­li­jo”, las au­to­ri­da­des se ma­ne­ja­ron con “i mpu­ni­dad” y se “lle­va­ron por de­lan­te to­das las re­glas de jue­go”.

Ase­gu­ró que l o pri­me­ro que se vio­ló con es­ta cons­truc­ción es la Cons­ti­tu­ción, ya que “vio­la el prin­ci­pio de es­pe­cia­li­dad” por­que “An­tel no es una em­pre­sa que pue­de de­di­car­se a cons­truir cen­tros de es­pec­tácu­los”. Y aña­dió: “eso rom­pe los ojos”.

Ade­más, di­jo Mie­res, se “vio­ló el To­caf” ( Tex­to Or­de­na­do de Con­ta­bi­li­dad y Ad­mi­nis­tra­ción Fi­nan­cie­ra), de ma­ne­ra “reite­ra­da y per­ma­nen­te”. “Se sal­tea­ron l os pro­ce­di­mien­tos de li­ci­ta­ción. To­dos los con­tra­tos de An­tel pa­ra la cons­truc­ción se hi­cie­ron sin li­ci­ta­ción. En al­gu­nos ca­sos hu­bo pro­ce­di­mien­tos com­pe­ti­ti­vos, pe­ro no li­ci­ta­ción. Por ejem­plo, se uti­li­zó la subas­ta a la ba­ja que no da las ga­ran­tías que otor­ga la li­ci­ta­ción pú­bli­ca”, afir­mó.

Mie­res sos­tu­vo que el ar­gu­men­to que uti­li­zó An­tel pa­ra “sal­tear­se es­te pro­ce­di­mien­to” es “re­cha­za­ble”. “Di­cen que An­tel es­tá en com­pe­ten­cia. Pe­ro es­tán en com­pe­ten­cia en te­le­fo­nía ce­lu­lar, y es­to no fue una cons­truc­ción vin­cu­la­da con la te­le­fo­nía ce­lu­lar. Es men­ti­ra que fue una in­ver­sión orien­ta­da a me­jo­rar las con­di­cio­nes de desa­rro­llo de ven­ta de los ser­vi­cios de An­tel”, sos­tu­vo.

La obra tam­bién fue ob­ser­va­da por el Tri­bu­nal de Cuen­tas, re­la­tó Mie­res, de­bi­do a que cuan­do se con­tra­tó a la em­pre­sa AEG pa­ra el ge­ren­cia­mien­to del edi­fi­cio, no fi­gu­ra­ba en el Re­gis­tro Úni­co de Pro­vee­do­res del Es­ta­do ( RUPE), cla­ve pa­ra po­der con­tra­tar con el Es­ta­do.

El le­gis­la­dor sos­tu­vo que el pro­ce­so de cons­truc­ción es­tá do­mi­na­do por la “os­cu­ri­dad, la opa­ci­dad”. “No so­lo vio­la­ron to­das las nor­mas, sino que pre­ten­die­ron man­te­ner­las re­ser­va­das. To­das las resoluciones de An­tel tie­nen una cláu­su­la fi­nal que di­ce que ‘ la pre­sen­te re­so­lu­ción ten­drá un ca­rác­ter re­ser­va­do du­ran­te 10 años’”. Es­to es al­go “inad­mi­si­ble”, aco­tó.

“Es muy des­pro­li­jo to­do, hay una sen­sa­ción de i mpu­ni­dad, de que acá se hi­zo una obra con­tra to­do, en el se­cre­to y la os­cu­ri­dad to­tal. Usa­ron pla­ta de to­dos los uru­gua­yos de la que hay que dar cuen­ta. Eso me preo­cu­pa, por­que es un es­ti­lo de go­bierno. De al­gu­na ma­ne­ra la in­ge­nie­ra Cos­se mues­tra un es­ti­lo de go­bierno: to­do es re­ser­va­do, ar­bi­tra­rio, pa­sán­do­les por arri­ba a las re­glas”, afir­mó.

Mie­res con­sul­ta­rá a la mi­nis­tra so­bre los con­tra­tos fir­ma­dos por An­tel pa­ra rea­li­zar la obra. Tie­ne i nfor­ma­ción de que no hay con­tra­tos so­bre acon­di­cio­na­mien­to e ins­ta­la­ción eléc­tri­ca, lo que es “al­go ra­rí­si­mo”. “So­bre la obra ci­vil man­da­ron tres ho­jas por una obra de US$ 50 mi­llo­nes. La pri­me­ra ho­ja que me man­da­ron es­tá fo­lia­da en la ho­ja 45; ¿y las otras 44 dón­de es­tán?”.

Re­cor­dó que Cos­se di­jo de ma­ne­ra “ca­te­gó­ri­ca” que iba a sa­lir US$ 40 mi­llo­nes. Por eso se pre­gun­tó cuál es el cos­to fi­nal de la obra, ya que las es­ti­ma­cio­nes son que sa­lió el do­ble de lo pre­vis­to.

Un pun­to cla­ve pa­ra Mie­res es có­mo lo­gra­rá An­tel te­ner un re­torno de lo que gas­tó en es­ta cons­truc­ción. An­tel pa­ga a AEG US$ 35.000 men­sua­les y se ha­ce car­go de to­dos los gas­tos y cos­tos de fun­cio­na­mien­to. “AEG con­tra­ta los shows y An­tel co­bra una par­te de la ga­nan­cia. ¿Cuán­do es­ti­ma An­tel que va a ge­ne­rar be­ne­fi­cio pa­ra con­tras­tar la in­ver­sión?”.

La con­tra­ta­ción de AEG tam­bién le ge­ne­ra du­das. Mie­res di­jo que An­tel reali­zó una pre­se­lec­ción de tres em­pre­sas: una nor­te­ame­ri­ca­na (AEG) y dos fran­ce­sas. Afir­mó que no que­da cla­ro có­mo fue se­lec­cio­na­da la em­pre­sa nor­te­ame­ri­ca­na.

Otro pun­to so­bre el que in­sis­ti­rá es que la em­pre­sa Pri­ce tu­vo a su car­go el mo­ni­to­reo del pro­ce­so de ad­ju­di­ca­ción de la obra y el con­tra­to de ge­ren­cia­mien­to. Pe­ro a la vez, Pri­ce au­di­ta a An­tel. “¿Se pue­de es­tar en esos dos ro­les? ¿Cuán­to l e pa­ga­ron a Pri­ce?”.

Mie­res di­jo que tam­bién es “gra­ve” que la con­tra­ta­ción de téc­ni­cos y pro­fe­sio­na­les se ha­ga a tra­vés de la em­pre­sa ITC, que es 100% pro­pie­dad de An­tel, pe­ro fun­cio­na en el de­re­cho pri­va­do, por lo que el Tri­bu­nal de Cuen­tas no pue­de ana­li­zar el pro­ce­di­mien­to.

To­do es­to, di­jo Mie­res, sir­ve pa­ra mi­rar ha­cia “ade­lan­te” y ge­ne­rar cam­bios de “fon­do”. Por un la­do, afir­mó, se de­be ter­mi­nar con la ló­gi­ca de uti­li­zar las em­pre­sas pú­bli­cas “co­mo pla­ta­for­ma de lan­za­mien­to de can­di­da­tu­ras”. “Es­to ocu­rrió en los 90 con An­tel, pa­só con An­cap y con Sen­dic y ter­mi­na­mos muy mal, y aho­ra lo ha­cen con Cos­se”, in­sis­tió.

Por eso, el se­na­dor plan­teó que se dis­cu­ta un pro­yec­to de ley de su au­to­ría que in­ha­bi­li­ta por cin­co años pa­ra pre­sen­tar­se a car­gos elec­ti­vos a los di­rec­to­res de los en­tes au­tó­no­mos y ser­vi­cios des­cen­tra­li­za­dos.

Ade­más, di­jo que es mo­men­to de apro­bar una nor­ma pa­ra me­jo­rar el tra­ba­jo del Tri­bu­nal de Cuen­tas. En es­te ca­so, pro­pu­so que an­te “ac­tos ad­mi­nis­tra­ti­vos por un va­lor pa­tri­mo­nial por en­ci­ma de cier­to mon­to, co­mo por ejem­plo, US$ 800.000, que sean ob­ser­va­dos, se de­be­rán sus­pen­der las ac­cio­nes y se de­be­rá re­sol­ver la si­tua­ción”.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Uruguay

© PressReader. All rights reserved.