Pro­fe­so­res de Ma­te­má­ti­ca rechazan por “ce­ro exi­gen­te” un con­cur­so pa­ra no ti­tu­la­dos acor­da­do en­tre au­to­ri­da­des de la UTU y el sin­di­ca­to

La ANEP pi­dió a la UTU que re­vea las ba­ses del lla­ma­do, que con­sis­te en dic­tar una cla­se de 45 mi­nu­tos

Búsqueda - - INFORMACIÓN NACIONAL - Es­cri­be Juan Pa­blo Mos­tei­ro

Un con­cur­so de opo­si­ción y mé­ri­tos di­ri­gi­do a do­cen­tes no egre­sa­dos de Ma­te­má­ti­ca pa­ra ser con­tra­ta­dos efect i vos por el Con­se­jo de Edu­ca­ción Técnico Pro­fe­sio­nal ( CETPUTU) f ue du­ra­men­te cues­tio­na­do por un gru­po de pro­fe­so­res egre­sa­dos, al con­si­de­rar­lo “ce­ro exi­gen­te”, “ar­bi­tra­rio” y que “des­va­lo­ri­za” la for­ma­ción do­cen­te en Uru­guay. Las ba­ses del l l ama­do a con­cur­so, acor­da­das en­tre el Con- se­jo de UTU y el sin­di­ca­to, exigen co­mo úni­ca prue­ba el dic­ta­do de una cla­se de 45 mi­nu­tos.

“Mien­tras a un pro­fe­sor egre­sa­do se le exi­ge la pre­sen­ta­ción de un tí­tu­lo ha­bi­li­tan­te — es de­cir, ha­ber apro­ba­do to­das las asig­na­tu­ras de pro­fe­so­ra­do de Ma­te­má­ti­ca—, un do­cen­te no egre­sa­do con cin­co años de tra­ba­jo so­lo tie­ne que dic­tar una cla­se de 45 mi­nu­tos pa­ra de­mos­trar sus co­no­ci­mien­tos, sin más prue­bas di­dác­ti­cas, pe­da­gó­gi­cas, ni de co­no­ci­mien­tos ma­te- má­ti­cos”, di­jo a Bús­que­da Ira­cé González, coor­di­na­do­ra de Ma­te­má­ti­ca en la Es­cue­la Pa­so Mo­lino de UTU.

El miér­co­les 21, el Con­se­jo Di­rec­ti­vo Cen­tral ( Co­di­cen) de la Ad­mi­nis­tra­ción Na­cio­nal de Edu­ca­ción Pú­bli­ca (ANEP) pi­dió por una­ni­mi­dad a las au­to­ri­da­des del Con­se­jo de UTU que re­vean las ba­ses del lla­ma­do. En la se­sión, el con­se­je­ro Ro­bert Sil­va re­cla­mó ade­más la sus­pen­sión del con­cur­so.

“No pue­de ser que pa­ra de­mos­trar ido­nei­dad do­cen­te ape­nas se pi­da el dic­ta­do de una cla­se: es una pe­dra­da con­tra quie­nes con­ti­núan su for­ma­ción de gra­do y ca­rre­ra”, di­jo a Bús­que­da el con­se­je­ro elec­to por los do­cen­tes, pa­ra quien es­ta si­tua­ción “des­nu­da un pro­ble­ma de fon­do de la ANEP: la fal­ta de una po­lí­ti­ca na­cio­nal se­ria en for­ma­ción do­cen­te”.

El lla­ma­do a con­cur­so pa­ra efec­ti­vi­zar a los do­cen­tes no egre­sa­dos re­fie­re a la es­pe­cia­li­dad Ma­te­má­ti­ca Ni­vel II - área 802 ( Ba­chi­lle­ra­to), que es la que me­jo­res con­di- cio­nes la­bo­ra­les ofre­ce.

Ac­tual­men­te, el 40% de l os pro­fe­so­res de UTU no tie­ne tí­tu­lo, se­gún el Ins­ti­tu­to Na­cio­nal de Eva­lua­ción en Edu­ca­ción.

Chan­ga­do­res del Es­ta­do. El Es­ta­do tie­ne dos for­mas ha­bi­tua­les de con­tra­tar a pro­fe­so­res de edu­ca­ción me­dia: una es co­mo in­te­ri­no, la cual se re­nue­va anual­men­te y ce­sa ca­da 28 de fe­bre­ro; y la otra es co­mo efec­ti­vo. En am­bos ca­sos se ge­ne­ra an­ti­güe­dad, un pun­ta­je y se los or­de­na en lis­tas se­pa­ra­das, sien­do los efec­ti­vos l os pri­me­ros en ele­gir ho­ras do­cen­tes. La Ley de Edu­ca­ción de 2008 es­ta­ble­ce que pa­ra ser efec­ti­vo de UTU se de­be con­cur­sar y se exi­ge ade­más tí­tu­lo do­cen­te pa­ra edu­ca­ción me­dia bá­si­ca.

Ma­te­má­ti­ca es una de las áreas de UTU don­de tra­ba­jan más do­cen­tes no egre­sa­dos co­mo in­te­ri­nos an­te su gran car­ga ho­ra­ria e in­su­fi­cien­te can­ti­dad de egre­sa­dos. Se­gún da­tos de la ANEP a 2018, el país tie­ne 1.060 do­cen­tes en es­ta área: 340 efec­ti­vos, 482 in­te­ri­nos, 185 in­te­ri­nos egre­sa­dos, 49 su­plen­tes y cua­tro su­plen­tes egre­sa­dos.

To­dos los años el Con­se­jo de UTU rea­li­za lla­ma­dos a do­cen­tes no egre­sa­dos pa­ra cu­brir la Ma­yo­ría de las ho­ras en Ma­te­má­ti­ca an­te la in­su­fi­cien­te can­ti­dad de ti­tu­la­dos. Se­gún fuen­tes sin­di­ca­les, “mu­cho me­nos” del 50% de los no egre­sa­dos sue­len apro­bar los con­cur­sos.

Es­te año el Con­se­jo de UTU re­sol­vió lla­mar a con­cur­so con de­re­cho a efec­ti­vi­dad en ma­te­má­ti­ca a egre­sa­dos en oc­tu­bre y a los no egre­sa­dos el 8 de no­viem­bre. La par­ti­cu­la­ri­dad de es­te se­gun­do lla­ma­do es que la opo­si­ción con­sis­te en el dic­ta­do de una cla­se de 45 mi­nu­tos. “No se exigen prue­bas pe­da­gó­gi­cas ni de ma­te­má­ti­cas. De es­ta for­ma, ar­bi­tra­ria y ce­ro exi­gen­te se des­va­lo­ri­za la for­ma­ción do­cen­te”, afir­mó a Bús­que­da el pro­fe­sor Car­los Mo­li­na, uno de los 70 egre­sa­dos de Ma­te­má­ti­ca mo­vi­li­za­dos en con­tra del lla­ma­do.

Su co­le­ga Mar­ce­la Ri­bas agre­gó que “ba­jo nin­gún con­cep­to” pre­ten­den ata­car los de­re­chos la­bo­ra­les de sus com­pa­ñe­ros no egre­sa­dos: “So­lo re­cla­ma­mos que a la ho­ra de con­tra­tar el Es­ta­do to­me prue­bas que acre­di­ten los co­no­ci­mien­tos” de los do­cen­tes.

Los pro­fe­so­res cri­ti­can ade­más que las ba­ses del lla­ma­do ha­yan si­do ne­go­cia­das en­tre el Con­se­jo de UTU y de­le­ga­dos de la Aso­cia­ción de Fun­cio­na­rios de UTU (Afu­tu) en la lla­ma­da Co­mi­sión Bi­par­ti­ta de Con­cur­sos de Áreas Prio­ri­ta­rias, sin con­sul­tar a las ba­ses. De he­cho, los de­le­ga­dos sin­di­ca­les Víc­tor De León y Lourdes Pin­tos fue­ron quie­nes plan­tea­ron en esa bi­par­ti­ta la pro­pues­ta del dic­ta­do de una cla­se pa­ra el con­cur­so de los no egre­sa­dos, lo cual fue acep­ta­do por las au­to­ri­da­des de UTU.

El vier­nes 16, en una en­tre­vis­ta con Ra­dio Cen­te­na­rio, la tam­bién pro­fe­so­ra de UTU Flo­ren­cia Ro­mano se­ña­ló que el sin­di­ca­lis­ta De León par­ti­ci­pó en la re­so­lu­ción de unas ba­ses que “lo be­ne­fi­cian di­rec­ta­men­te”, por tra­tar­se de un do­cen­te con su­fi­cien­te ex­pe­rien­cia, in­te­ri­no y no egre­sa­do de Ma­te­má­ti­ca. Afu­tu emi­tió un co­mu­ni­ca­do se­ña­lan­do que De León ha­bía re­nun­cia­do “vo­lun­ta­ria e irre­vo­ca­ble­men­te” a con­cur­sar pa­ra “dar­le ma­yor trans­pa­ren­cia al pro­ce­so”.

Con­sul­ta­do por Bús­que­da, De León di­jo ha­ber pre­sen­ta­do la car­ta de re­nun­cia el 17 de oc­tu­bre du­ran­te la úl­ti­ma co­mi­sión bi­par­ti­ta, y des­ta­có que el lla­ma­do no con­tra­vie­ne el re­gla­men­to ge­ne­ral de con­cur­sos apro­ba­do por la ANEP en 2004.

“Yo es­toy a fa­vor de la for­ma­ción do­cen­te, que tam­po­co se ter­mi­na en el IPA: es per­ma­nen­te”, afir­mó el sin­di­ca­lis­ta, y di­jo ne­go­ciar por las con­di­cio­nes del pro­fe­sor in­te­ri­no, por ser “em­plea­do pú­bli­co pre­ca­rio”. Opi­nó que “el sis­te­ma es muy per­ver­so y en­lo­que­ce a la gen­te: hay do­cen­tes que tie­nen 20 o 30 años de ac­ti­vi­dad con dis­tin­tos ni­ve­les de for­ma­ción que no lo­gran ser efec­ti­vos”.

Se­gún De León, esos son “l os chan­ga­do­res del Es­ta­do, por­que ca­da 28 de fe­bre­ro que­dan sin tra­ba­jo y lue­go ven si con­si­guen más chan­gui­tas”, afir­mó. “Los chan­ga­do­res son quie­nes es­tán for­man­do a nues­tros hi­jos, hoy y desde ha­ce 30 años”.

Al res­pec­to, el con­se­je­ro Sil­va sos­tu­vo que la au­to­ri­dad en el te­ma es el Co­di­cen y los con­se­jos des­con­cen­tra­dos: “Hay que evi­tar lo que se da en los he­chos: un ‘ co­go­bierno’ en­tre un Con­se­jo y una cor­po­ra­ción sin­di­cal”. En­tre­tan­to, la dipu­tada na­cio­na­lis­ta Gra­cie­la Bian­chi hi­zo un pe­di­do de i nfor­mes al Con­se­jo de UTU so­bre el con­cur­so, y los egre­sa­dos pre­sen­ta­ron va­rios re­cur­sos de re­vo­ca­ción an­te las au­to­ri­da­des edu­ca­ti­vas.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Uruguay

© PressReader. All rights reserved.