Las ca­ri­ca­tu­ras he­chas por Mi­cro­soft

El Observador Fin de Semana - Cromo - - CHECK IN XXXXXXX SÁSBÁABDOA1D° NDGEO DRIICLIEDMEBR -

Mi­cro­soft apos­tó por la in­te­li­gen­cia ar­ti­fi­cial y su­mó a su equi­po de Mi­cro­soft Re­search Lab de Bei­jing a Kai­di Cao. Es­te es­tu­dió en la Uni­ver­si­dad de Stan­ford y se su­mó al equi­po del Vi­sual Com­pu­ting Group de la em­pre­sa pa­ra tra­ba­jar so­bre re­des neu­ro­na­les. Uno de sus pri­me­ros tra­ba­jos fue crear “Ca­ri­gans”, de­fi­ni­do co­mo ca­ri­ca­tu­ras ge­ne­ra­les me­dian­te el uso de in­te­li­gen­cia ar­ti­fi­cial. ¿Có­mo fun­cio­na? El pri­mer pa­so es iden­ti­fi­car la geo­me­tría del ros­tro. Al­go­rit­mos ma­pean el ros­tro de una per­so­na y es­ta­ble­cen los pun­tos ca­rac­te­rís­ti­cos. Lue­go el sis­te­ma apli­ca el es­ti­lo ar­tís­ti­co. Pa­ra que la in­te­li­gen­cia ar­ti­fi­cial pu­die­ra en­tre­nar es­ta fun­cio­na­li­dad se tra­ba­jó so­bre mi­les de ca­ri­ca­tu­ras or­gi­na­les de ar­tis­tas pro­fe­sio­na­les y de de­for­ma- cio­nes bá­si­cas, pa­ra cal­cu­lar la efi­cien­cia y la exa­ge­ra­ción de los di­fe­ren­tes as­pec­tos de un ros­tro. Una vez desa­rro­lla­da la he­rra­mien­ta y con­fec­cio­na­das las ca­ri­ca­tu­ras, los in­ves­ti­ga­do­res pro­pu­sie­ron a una se­rie de usua­rios que in­ten­ta­sen des­cu­brir cuá­les eran reales y cuá­les ge­ne­ra­dos me­dian­te in­te­li­gen­cia ar­ti­fi­cial. Los da­tos ob­te­ni­dos de­ter­mi­na­ron que al­re­de- dor de un ter­cio no iden­ti­fi­có el di­bu­jo ar­ti­fi­cial del tra­di­cio­nal he­cho a mano. La crea­ción de es­ta in­te­li­gen­cia ar­ti­fi­cial es un nue­vo epi­so­dio en có­mo el ar­te se re­la­cio­na con la tec­no­lo­gía, otro ejem­plo de có­mo la in­te­li­gen­cia ar­ti­fi­cial es ca­paz de rea­li­zar ta­reas que has­ta ha­ce po­co se creían re­ser­va­das úni­ca­men­te pa­ra los hu­ma­nos.

Newspapers in Spanish

Newspapers from Uruguay

© PressReader. All rights reserved.