Bar­tol en cla­ve po­lí­ti­ca: crí­ti­cas al go­bierno y a La­rra­ña­ga

Pa­ra el hom­bre al que La­ca­lle Pou quie­re co­mo mi­nis­tro de Desa­rro­llo So­cial no se ne­ce­si­tan más po­li­cías, sino “más pro­fe­so­res de edu­ca­ción fí­si­ca en pla­zas”

El Observador Fin de Semana - - Actualidad - NATALIA GOLD twit­ter.com/na­ti­gold13

Pa­blo Bar­tol cree que pa­só de ca­mi­nar por la ram­bla a co­rrer una ma­ra­tón. Al director del cen­tro edu­ca­ti­vo Los Pi­nos, en Ca­sa­va­lle, se le vie­ne esa ima­gen a la ca­be­za cuan­do pien­sa en los pa­sos que co­mien­za a dar en la po­lí­ti­ca jun­to al equi­po del pre­can­di­da­to na­cio­na­lis­ta Luis La­ca­lle Pou. Así qui­so de­jar­lo cla­ro en una char­la or­ga­ni­za­da por jó­ve­nes de la lis­ta 404, de la que tam­bién par­ti­ci­pó el dipu­tado Mar­tín Le­ma –mo­de­ra­da por Fe­li­pe Pau­llier– en la que mos­tró su la­do más po­lí­ti­co.

“Cuan­do vas a co­rrer una ma­ra­tón te em­pe­zás a mo­ver. En­ton­ces em­pie­zo a de­cir lo que veo y lo que creo que hay que ha­cer”, di­jo el jue­ves en la char­la Evo­lu­cio­nar: desafíos en po­lí­ti­cas so­cia­les, rea­li­za­da en un bar del Cor­dón que se lle­nó de mi­li­tan­tes blan­cos de to­das las eda­des.

El Bar­tol con por­te más po­lí­ti­co opi­nó en ese en­cuen­tro que “el te­ma de la se­gu­ri­dad es rup­tu­ra de có­di­gos de la con­vi­ven­cia so­cial” y que la vio­len­cia que eso ge­ne­ra “no se ma­ta con más vio­len­cia”. “¿Qué vas a lo­grar con pa­sar (a los de­lin­cuen­tes) por arri­ba con una mo­to?”, se pre­gun­tó en tono iró­ni­co. En ese sen­ti­do, el director de Los Pi­nos, al que La­ca­lle Pou ve co­mo su mi­nis­tro de Desa­rro­llo So­cial si lle­ga al go­bierno, cri­ti­có la me­di­da que pro­po­ne el pre­can­di­da­to por Alian­za Na­cio­nal Jor­ge La­rra­ña­ga de que los mi­li­ta­res co­la­bo­ren con la po­li­cía, que im­pul­sa en un ple­bis­ci­to.

“Lo pri­me­ro que pen­sa­mos es que la vio­len­cia se ma­ta con vio­len­cia. Yo sé que tal vez al­guno de us­te­des ha­ya fir­ma­do ( pa­ra im­pul­sar el ple­bis­ci­to) pe­ro es­to no se so­lu­cio­na con mi­li­ta­res en la ca­lle. No hay país don­de ha­ya fun­cio­na­do. Lo que hay que ha­cer es ge­ne­rar opor­tu­ni­da­des de desa­rro­llo”, afir­mó.

¿Qué son pa­ra Bar­tol las opor­tu­ni­da­des de desa­rro­llo? Se­gún ex­pli­có, im­pli­ca des­de “te­ner po­lí­ti­cas pú­bli­cas fo­ca­li­za­das al úl­ti­mo de la fi­la”, or­de­nar gas­to pa­ra te­ner co­mo prio­ri­dad al más ne­ce­si­ta­do”, has­ta “in­ver­tir en los pre­sos” pa­ra re­cu­pe­rar la con­fian­za en el otro. “No que­re­mos te­ner­le mie­do a na­die. Te­ne­mos que pen­sar qué pue­do ha­cer con el otro”, di­jo y agre­gó: “No ne­ce­si­ta­mos más po­li­cías, ne­ce­si­ta­mos más pro­fe­so­res de edu­ca­ción fí­si­ca en pla­zas. Hay que ge­ne­rar di­na­mi­za­do­res”.

Esas so­lu­cio­nes, acla­ró, no son in­me­dia­tas ni evi­den­tes pe­ro son las que es­tá con­ven­ci­do de que ge­ne­ra­rán “la integración” a la que apues­ta y apos­ta­rá en ca­so de que si­ga co­rrien­do su ma­ra­tón jun­to a La­ca­lle Pou ha­cia un po­si­ble go­bierno.

Ajus­tes y pre­sen­cia es­ta­tal

Si hay un tér­mino que le re­chi­na al director de Los Pi­nos es “ajus­te de cuen­tas”. En el en­cuen­tro, ma­ni­fes­tó que ese con­cep­to ge­ne­ra que se “ba­je la per­cep­ción del homicida de que ha­ya he­cho al­go ma­lo. Pa­re­ce que ha­ya so­lu­cio­na­do al­go que es­ta­ba mal. Y nos anes­te­sian a to­dos de que hay uno me­nos. Pe­ro no hay uno me­nos, son más que pa­san a te­ner odio”, di­jo.

Cuan­do la char­la es­ta­ba por cul­mi­nar, un hom­bre que vi­ve en el ba­rrio Mar­co­ni con­tó que su her­mano ya no quie­re ir a su ca­sa por mie­do. A raíz de esa anécdota, le pre­gun­tó qué opi­na­ba so­bre las de­mo­li­cio­nes que el go­bierno es­tá rea­li­zan­do en Los Pa­lo­ma­res. Bar­tol le res­pon­dió que era un lu­gar que “ha­bía que abrir pa­ra que la gen­te tu­vie­ra con­fian­za”.

“Eso ha mar­ca­do una pre­sen­cia es­ta­tal en lo sim­bó­li­co. Los ve­ci­nos sien­ten que el Es­ta­do es­tá, que no eran al­guien a quien de­fen­der y aho­ra lo son. ‘Se acor­da­ron de no­so­tros’”, agre­gó.

Pa­ra el director de Los Pi­nos es ne­ce­sa­rio “vol­ver a con­fiar en el Es­ta­do y no de­nos­tar­lo con que es el mal alumno”.

“La trans­for­ma­ción es des­de el Es­ta­do, con pro­gra­mas es­ta­ta­les”, di­jo.

Va­rios mi­nu­tos an­tes, Le­ma ha­bía cen­tra­do su dis­cur­so en la fal­ta de trans­pa­ren­cia de or­ga­nis­mos pú­bli­cos co­mo el Mi­nis­te­rio de Desa­rro­llo So­cial (Mi­des) y la ma­la ges­tión de las po­lí­ti­cas so­cia­les. El dipu­tado con­si­de­ró que no es po­lí­ti­ca so­cial “que ha­ya pla­ta y se re­par­ta”.

“No hay un con­trol de bie­nes por par­te del Mi­des. Es­ta­mos en­tran­do en una dis­cre­cio­na­li­dad que va en con­tra de la trans­pa­ren­cia”, sos­tu­vo.

Le­ma coin­ci­dió con Bar­tol en que se de­be re­cu­pe­rar la con­fian­za en el Es­ta­do y con­si­de­ró que eso im­pli­ca “que las au­to­ri­da­des es­tén arri­ba de los te­mas”.

“Es el mi­nis­tro en la can­cha. Yo más allá de una agen­da, me afi­lio a una ges­tión. Mu­chos es­tán de acuer­do so­bre a dón­de hay que ir, pe­ro el te­ma es efec­ti­va­men­te ir”, di­jo el le­gis­la­dor.

Du­ran­te la ron­da de pre­gun­tas, va­rios ma­ni­fes­ta­ron su ad­he­sión al Par­ti­do Na­cio­nal des­de ha­ce dé­ca­das y Bar­tol les qui­so ha­cer no­tar que eso no ha­cía la di­fe­ren­cia: “Lo que im­por­ta es que tra­ba­je­mos to­dos jun­tos sin im­por­tar de dón­de ven­ga­mos. Yo lle­gué a vo­tar al Fren­te Am­plio y no im­por­ta qué ha­ya vo­ta­do an­tes. Lo que im­por­ta es que ten­ga­mos el con­ven­ci­mien­to de ha­cia dón­de va­mos”.

Tu­vo un dis­cur­so de po­co más de me­dia ho­ra en el que mez­cló lo téc­ni­co con la po­lí­ti­ca, con la que to­da­vía “si­gue des­ho­jan­do mar­ga­ri­tas”. Y mien­tras sa­ca un pé­ta­lo que di­ce “po­lí­ti­ca sí” y otro “po­lí­ti­ca no”, pien­sa en La­ca­lle Pou co­mo “un pí­ca­ro” que lo va en­gan­chan­do: “Me voy vien­do aco­rra­la­do pe­ro tam­bién me voy en­tu­sias­man­do”.

Lue­go de esos más de 30 mi­nu­tos de Bar­tol en el tra­je de un po­lí­ti­co, qui­so ce­rrar con una es­pe­cie de ter­mó­me­tro. “Si me aplau­den aho­ra, quie­re de­cir que ten­go que me­ter­me en es­to”, con­clu­yó y los aplau­sos no se hi­cie­ron es­pe­rar.

Pa­blo Bar­tol cree que los mi­li­ta­res en la ca­lle no son la so­lu­ción

Newspapers in Spanish

Newspapers from Uruguay

© PressReader. All rights reserved.